Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Los diarios enfrentan nuevos desafíos

La convivencia con el mundo digital se suma a la exigencia de la retención de sus audiencias y la captación de los jóvenes

Lunes 02 de junio de 2008
0

GOTEMBURGO, Suecia.- La presencia de 1600 propietarios de empresas de medios, editores, analistas y expertos en comunicación digital llegados a esta ciudad desde más de un centenar de países para participar en el congreso anual de la Asociación Mundial de Periódicos (WAN, por sus siglas en inglés) es algo más que un récord. Es también un termómetro sensible que revela el grado de interés y preocupación que despierta, dentro y fuera de las redacciones, la mayor transformación que se han visto obligadas a emprender las empresas del sector desde la época de Gutenberg.

Los debates acerca del futuro que les espera a los diarios tal como los conocemos en la actualidad quedarán inaugurados hoy por el rey de Suecia, Carlos Gustavo XVI, descendiente de una aristocracia que nació con Napoleón Bonaparte y que es el soberano de un país que tiene, entre otros méritos, haber editado el periódico más antiguo y el primero que incorporó en su Constitución el derecho a la libertad de prensa, en 1766.

Lo que está en discusión en Gotemburgo, para ponerlo en blanco sobre negro, no es sólo la capacidad de las empresas para retener sus audiencias y captar y satisfacer las demandas de jóvenes que no están familiarizados con el papel.

También hay preguntas acerca de cuál será la identidad de las que logren convivir en el universo digital de los blogs, podcast, mensajes de texto, televisión móvil y un número cada vez más creciente de personas que están dispuestas a defender con uñas y dientes la oportunidad de que, por primera vez en la historia, el aparato receptor es a la vez transmisor.

Mozart y el iPod

La metáfora es por demás didáctica y surgió en uno de los tres debates que precedieron a la inauguración oficial del Congreso, en una sala colmada por trescientas personas atraídas por un título algo provocativo: "Cómo aumentar las audiencias y los ingresos multimedia".

Mozart, según se afirmó allí, excede largamente la figura del genio cuya música parece haber sido dictada por Dios. La tecnología actual lo dota de tantas posibilidades que lo transforma en un material infinito, algo impensable hace veinte años. Un buen editor, también se dijo allí, si realmente quiere ampliar su audiencia, debe considerar toda buena historia, cada gran noticia que llega a sus manos, como si fuese Mozart.

Johan Brandt, uno de los panelistas, director de la empresa sueca de comunicación Mobile, Dagens Nyheter, ofreció ejemplos concretos de los celulares de última generación que ya están en el mercado y que, según él, pueden ser nuevos aliados o adversarios de los periódicos.

Explicó que Bonnier, un gigante que factura al año 1000 millones de euros, produce contenidos de todo tipo para celulares, incluidos alertas noticiosos, pero lo hace en forma independiente de toda la programación que realiza para clientes con ediciones online y redes de Internet.

Los ingenieros de Nokia, según Brandt, están trabajando en nuevos modelos de celulares con pantallas más anchas para facilitar la búsqueda rápida de información en un menú de una variedad y diversidad asombrosa. "Hemos hecho un acuerdo con ellos para poder registrar clientes que tendrán acceso a informes meteorológicos actualizados, columnistas políticos y económicos, guías de restaurantes con un código especial para hacer reservas, alerta con los cambios de cotizaciones de bolsa, y queremos hacerlo todo con una tarifa fija y reducida para imponer el sistema", precisó Brandt.

En este esquema, opinó, un periódico bien podría ser un socio natural, aportar información de calidad y el prestigio y peso de la marca.

Pero aclaró de inmediato que se trata de plataformas muy diferentes. "Cuantas más opciones, servicios y entretenimientos ofrece un celular, más atractivo resulta para aquellos que de algún modo están compitiendo con un editor; son gente que aprecia la inmediatez, el placer de decidir y de formar parte de una nueva forma de cohesión social", explicó.

De quién es la noticia

En Gotemburgo, una ciudad puerto donde se preservan todavía magníficos ejemplos de arquitectura nórdica, protegida por cien islas y frente a cuya costa rocosa unen sus aguas el Báltico y el Mar del Norte, la WAN pondrá sobre la mesa cuestiones más inmediatas para la vida de los periódicos que el desafío de las nuevas tecnologías.

Uno de ellos cabe en una pregunta: ¿de quién es la noticia? La respuesta, por lo visto, no es tan contundente, y en esa supuesta laxitud reside el conflicto que ha provocado entredichos y algunas acusaciones entre muchos de los 18.000 periódicos representados por la WAN y los más conocidos motores de búsqueda en Internet, léase Google y Yahoo.

El principal argumento que esgrimen estos últimos es que toda vez que incluyen entre sus contenidos noticias extraídas de las ediciones papel o digital de los periódicos no hacen otra cosa que promocionar sus marcas ante potenciales lectores. Los diarios, por su parte, sienten que el resultado de la inversión económica que demanda una redacción y el esfuerzo de sus periodistas no puede ser tomado libremente y colgado en Internet sin que exista compensación alguna.

El escritor español Manuel Vicent escribió no hace mucho que los periódicos "nacen, se reproducen y mueren en un solo día". Por lo visto, no es tan así.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas