Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Cambio en el Gobierno / Cae otra figura cercana a Alberto Fernández

Echan a Picolotti, acusada por mal manejo de fondos

Política

La secretaria de Ambiente es investigada por la Justicia; la reemplazará Homero Bibiloni, un abogado

El "despilfarro, la mala gestión, las torpezas ambientales" e inminentes complicaciones judiciales desencadenaron ayer la decisión de la presidenta Cristina Kirchner de pedirle la renuncia a su secretaria de Ambiente y Desarrollo Sustentable, Romina Picolotti, según confiaron a La Nacion altas fuentes de la Casa de Gobierno. Será reemplazada por Homero Máximo Bibiloni, un abogado especializado en el tema.

El jefe de Gabinete, Sergio Massa, fue el encargado de pedirle la dimisión a la cuestionada funcionaria. Lo hizo durante una reunión a solas en la Casa de Gobierno.

En el plano político, el alejamiento de Picolotti significa que cae otra figura cercana al ex jefe de Gabinete Alberto Fernández, hoy marginado del kirchnerismo. Hace tres semanas le había tocado el turno al supe-rintendente de Servicios de Salud, Héctor Capacciolli, también acusado de desmanejos en su gestión.

Los motivos del desplazamiento de Picolotti son varios. Según informaron ayer a La Nacion fuentes oficiales, la causa que impulsa el fiscal federal Guillermo Marijuán por irregularidades en la administración de recursos en la Secretaría de Ambiente había avanzado más de la cuenta. Hubo emisarios entre el fiscal y el jefe de Gabinete. "Massa actuó preventivamente y habló con la Presidenta", confiaron en Balcarce 50. De todos modos, Cristina Kirchner estaba de antemano desencantada con la gestión de Picolotti.

En lo que va del año, su secretaría había ejecutado sólo el 40% del presupuesto -lo que revela ineficiencia en la puesta en marcha de programas-, mientras que los directivos del área pasaron 70.000 dólares de viáticos por viajes a diversas partes del mundo, como Kenya y España, entre otros destinos, según confiaron a LA NACION en la Casa Rosada.

"No había delitos para denunciar, pero sí mala gestión mientras se cometía un despilfarro", señaló un alto funcionario.

Además, Picolotti había impulsado en el Congreso la ley de protección de glaciares, que sería vetada con mucho malestar por la Presidenta. E impulsó la ley de bosques nativos, que hasta ahora no fue reglamentada por el Poder Ejecutivo.

Tras el encuentro entre Massa y Picolotti los voceros oficiales anunciaron el alejamiento definitivo de la ex secretaria. Cuando ingresó en la Casa Rosada, Picolotti lo hizo a las apuradas y le dijo a un funcionario: "Ando medio ocupada, porque me voy de viaje". Otro asesor la interceptó cuando se retiraba por la explanada de Balcarce 50 y al saludarla, Picolotti lo dejó helado: "Estoy como el culo: me acaban de echar".

"Estas cosas pasan"

La renunciada funcionaria reunió luego a su equipo y les pidió a todos la renuncia, dijo estar agradecida a la Presidenta y puntualizó que "estas cosas pasan en la política".

La reemplazará el abogado Bibiloni, experto en derecho ambiental, de 55 años, y ex subsecretario de Recursos Naturales (2003 y 2006).

Picolotti había llegado al gobierno del ex presidente Kirchner -y fue ratificada por Cristina Kirchner- debido a su militancia en la fundación Cedha, a favor de los ambientalistas de Gualeguaychú, durante el conflicto con Uruguay por la instalación de la papelera Botnia. Pero nunca pudo domesticar la crisis ni destrabar los cortes de la ruta 136, que tras dos años mantienen interrumpido el tránsito hacia Fray Bentos, Uruguay.

Su prestigio declinó cuando su marido, Daniel Taillant, titular de Cedha, agravó el conflicto con Uruguay al revelar que una de las ideas que barajaba la asamblea ambiental era arrojar sobre Botnia a "la abuela bomba".

Sobre la futura política hacia los ambientalistas, cerca de Massa decían anoche que "la definirá el nuevo funcionario".

Ningún vocero quiso explicar ayer en público los motivos del despido. Fuentes oficiales confirmaron a LA NACION que Cristina Kirchner expresó en la intimidad que está "desilusionada" con la gestión de Picolotti. Algo así le habría transmitido Massa a la funcionaria, según los informantes.

Ley polémica

Picolotti había entrado en un serio declive cuando impulsó en el Congreso la ley de protección de glaciares, junto con el senador oficialista Daniel Filmus, que fue aprobada en octubre. Se prohibía en ella la explotación minera en zonas cercanas a los glaciares y en todas las provincias cordilleranas. La ley disgustó a Cristina Kirchner, que la vetó el 10 de noviembre.

El Gobierno tampoco quiso reglamentar la ley de bosques, que prohíbe la tala indiscriminada. Picolotti la había impulsado junto con la fundación Greenpeace y el diputado oficialista Miguel Bonasso.

Ante una protesta de aquella ONG por la falta de reglamentación, en el Gobierno dicen que Picolotti deslindó culpas en Massa y eso disgustó al jefe de Gabinete, que ya tenía una pésima relación con la funcionaria.

Altas y bajas entre los albertistas

  • El alejamiento de Romina Picolotti de la Secretaría de Ambiente marcó una nueva baja entre las filas de los funcionarios que llegaron al Gobierno de la mano del ex jefe de Gabinete Alberto Fernández. Otra baja reciente fue la de Héctor Capaccioli, quien se desempeñaba como superintendente de Servicios de Salud y fue desplazado. Entre los destacados albertistas que se mantienen en sus cargos figuran Mercedes Marcó del Pont, presidenta del Banco Nación; Alejandro Vanoli, vicepresidente de la Comisión Nacional de Valores; Carlos Fernández, ministro de Economía; Ocaña, ministra de Salud, y Miguel Angel Pesce, director del Banco Central, entre otros.
TEMAS DE HOYAvance sobre la JusticiaEl caso CicconeMariano BeneditElecciones 2015La relación EE.UU. - Cuba