Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Varizat se defendió y aseguró que temía que lo mataran en la protesta

En el inicio del juicio oral, el dirigente kirchnerista acusado de haber atropellado a más de 20 personas con su camioneta en Santa Cruz sostuvo que tuvo pánico en la manifestación; protestaron frente a los tribunales de Río Gallegos

Viernes 12 de diciembre de 2008 • 17:05
0

En el inicio del juicio oral contra el ex funcionario kirchnerista Daniel Varizat, que atropelló con su camioneta a 20 manifestantes el año pasado en Santa Cruz, comenzó esta tarde en medio de inconvenientes por una protesta de maestros y trabajadores estatales frente a los tribunales de Río Gallegos.

En su declaración, Varizat admitió que no puede explicar por qué atropelló a los docentes y argumentó que la protesta le generó "pánico" porque creyó que si se quedaba estacionado en la calle podrían matarlo, consignó la agencia DyN.

Ante el tribunal de Río Gallegos que comenzó hoy a juzgarlo por provocar lesiones a unas veinte personas, sostuvo que pensó que los manifestantes que cruzaron delante de su vehículo durante una marcha de estatales "iban a volcar la camioneta".

En ese contexto, sostuvo que después de ese momento no puede explicar lo que hizo. "No puedo explicar mi actitud y por qué tomé esa determinación. No tengo plena conciencia", sostuvo.

"Si me quedaba me mataban, esa era la conclusión", sostuvo el ex funcionario kirchnerista al confirmar la estrategia con la que buscará justificar la arremetida del vehículo todo terreno contra los manifestantes como un acto de defensa para evitar un posible ataque.

"Lamento haber lastimado a alguna persona", dijo Varizat, y afirmó que aquella fue "la primera vez que lastimaba a alguien en 55 años" de vida.

Varizat también recordó que pasó casi doce minutos en la camioneta, en la que había ido a buscar al hotel Costa Río a un grupo de empresarios de la pesca para asistir al acto de lanzamiento de la campaña electoral de Daniel Peralta como gobernador y Cristina Fernández, como presidenta.

Asimismo, acusó a los manifestantes de ser "muy violentos, con agresividad en sus actitudes" y que le hacían señas como "te vamos a degollar y matar".

Por otra parte, consideró que hubo "muchas alteraciones, exageraciones y algunas mentiras malintencionadas" en las acusaciones en su contra vertidas en el expediente que elaboró la fiscalía para elevación a juicio del caso.

Pedido de Justicia. En tanto, Cristina Coronel, una de las víctimas que sufrió fractura de pelvis, participó hoy de la primera audiencia entre el público y destacó el apoyo de la movilización sindical que acompañó desde la puerta de Tribunales el inicio del proceso.

"Somos trabajadores justos y queremos Justicia", señaló Coronel.

Previo a la declaración de Varizat, el tribunal aceptó la incorporación de nuevos testigos durante el juicio, un pedido para realizar una inspección ocular a la camioneta Jeep Cherokee 4X4 y remitir un oficio a las compañías telefónicas para saber qué llamadas realizó Varizat durante los acontecimientos.

El abogado defensor del ex ministro, el penalista Miguel Arce Aggeo, adelantó que hará una presentación por violación del derecho a la defensa en juicio por la intervención de los abogados querellantes.

El juicio oral contra Varizat comenzó hoy con demoras debido a una protesta de manifestantes estatales que impidió durante algo más de una hora el ingreso de los jueces a la sala de audiencias.

Los jueces Martha Dávila, Jorge Chávez y Alicia Mercau, quienes fueron cuestionados por la querella en la causa porque los dos últimos habían objetado la participación de los letrados en el juicio, iniciaron el debate con la lectura formal de las acusaciones contra el ex ministro.

Varizat está acusado por "hechos múltiples de lesiones dolosas, graves y leves", delito por el cual pasó algunos meses detenido el año pasado.

El juicio se reiniciará el lunes 15, a las 9, con la declaración de los primeros testigos en la causa.

Instrucción polémica. Varizat fue beneficiado el año pasado con una polémica excarcelación, otorgada por la justicia santacruceña.

La causa aparece rodeada de controversias, principalmente porque dos de los tres jueces de la causa acaban de ser promovidos a un cargo superior. Las víctimas acusan a Varizat de contar con protección política.

Mercau tiene el pliego aprobado en la legislatura para asumir como vocal del Tribunal Superior de Justicia, y Chávez -ministro de Asuntos Sociales durante la gobernación de Kirchner, cuando también fue ministro Varizat- fue designado en octubre pasado por Cristina Kirchner para integrar el futuro Tribunal Oral Federal de Río Gallegos.

Anoche, el Tribunal Superior permitió que las víctimas pudieran participar como querellantes y evitó así otro conflicto.

La jueza Valeria López Leston, que instruyó la causa en primera instancia, encontró a Varizat culpable de provocar 25 lesiones entre leves y graves, de haber acelerado dos veces contra la multitud y de haber utilizado la camioneta 4x4 "como si fuera un arma".

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas