Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Llega una cerveza natural para paladares exigentes

Lunes 22 de diciembre de 2008
0

De golpe, las cervezas Patagonia Primitiva inundaron las grandes cadenas de Buenos Aires y mostraron sus imágenes precolombinas en puestos estratégicos de cartelería en las calles porteñas. Pero la marca no es novedad para las góndolas de mercados internacionales, ya que su creador, Maximilien de Hoop Cartier, decidió avanzar, primero, en el plano internacional y luego, en el local con una propuesta "única de cerveza industrial premium, elaborada con productos 100% naturales y sin conservantes".

Cartier conoce los bueyes con que ara. Vivió 18 años en Europa, a donde fue para estudiar en el Colegio Hotelero de Suiza. Durante su residencia en el extranjero, comenzó a operar como importador de alimentos y bebidas, hasta que logró la distribución de Quilmes en el mercado europeo. Fue así como descubrió la demanda por un producto premium, diferente, "relacionado con la identidad latinoamericana".

"Tenía mis contactos y llegué con mi idea a Luciano Benetton, que me ayudó a reunir un grupo de inversores italianos para empezar con este proyecto. El objetivo siempre fue llevar las raíces precolombinas a la identidad de un producto, utilizando justamente no sólo lo cultural, sino la materia prima propia de la Patagonia", recordó el empresario, que puso en marcha el proyecto hace casi dos años. Luego de estudiar las culturas precolombinas y de hacer números, salió a la caza de un lugar para elaborar su producto. Así, llegó a la histórica cervecería santafecina San Carlos, la más antigua del país, fundada en 1884.

Maximilien de Hoop Cartier, fundador de la empresa
Maximilien de Hoop Cartier, fundador de la empresa. Foto: Maxie Amena

"La planta estaba en quiebra y en muy malas condiciones. Hicimos una oferta y nos quedamos con el personal y la maquinaria", dijo Cartier, que con el paso del tiempo fue incorporando nueva tecnología al lugar y realizó una inversión inicial de 3 millones de pesos. Con infraestructura propia, el empresario decidió luego sobre la materia prima y apostó a productos naturales de la Patagonia, que distinguen "la marca del resto de las cervezas argentinas industriales".

"Nosotros elaboramos las cervezas según la ley dictada por el duque bávaro Guillermo IV, que disponía que la cerveza genuinamente premium debía ser elaborada exclusivamente con cebada de malta, lúpulo, levadura y agua. Todo 100% natural", describió.

Los sabores de las variedades rubia y negra fueron definidos al gusto de su creador, que aprueba cada edición con la experiencia adquirida en Suiza y está delineando una variedad roja. En noviembre del año pasado, las primeras ediciones de la marca estuvieron listas y Cartier despachó varias cajas a 50 importadores de 27 de países.

Presencia europea

"Mandamos muestras y en seguida empezamos a recibir contratos millonarios como respuestas. Hoy estamos presentes en Inglaterra, Francia, Alemania, Australia, Estados Unidos, Suiza, Grecia e Italia, y próximamente en Canadá, Suecia, Rusia y China", adelantó.

"Creo que los compradores valoraron la calidad del producto y lo que está atrás. Hacemos las botellas con etiquetas de PVC que los protegen del sol y las cajas son de cartón resistente al agua", agregó.

Este año, Cartier sintió que los negocios en el exterior estaban consolidados y que era el momento de traer la marca a su país. Entabló contratos con todos los supermercados y logró presencia en varias provincias.

Según anticipó, el año próximo la empresa facturará 38 millones de pesos y lanzará un agua mineral premium con la misma marca. Para este último proyecto, el empresario se apoya en una vertiente descubierta en Neuquén, que está protegida por una montaña.

"El producto será premium y, en materia de precios, estará por encima de las nacionales y levemente por debajo de las importadas", concluyó.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas