Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Susana Giménez dijo que no quiso pedir la pena de muerte

Información general

La diva de los teléfonos expresó que se opone a la condena capital porque es católica; insistió en relacionar la violencia en los delitos con la droga; antes, Aníbal Fernández había asegurado que está demostrado que la pena de muerte no ayuda a bajar el delito

SAN JUAN.- La conductora de televisión Susana Giménez aseguró que no quiso pedir que se instaurara la pena de muerte, de la que dijo estar en contra porque es "católica".

Ayer Giménez había dicho que "los que matan tienen que morir" luego de conocer que un colaborador suyo, Gustavo Lanzavecchia, había sido asesinado durante un asalto en Lomas del Mirador, en el que también resultó herido un policía.

"En Buenos Aires está todo mal. Siempre hubo ladrones, pero ahora los chicos se drogan, que es lo que los vuelve locos", aseguró

Además afirmó que "todos saben" donde se vende el paco.

"Allí es donde deben meterse los derechos humanos, en el tema del paco, porque que siga existiendo es un delito de lesa humanidad", agregó.

La diva de los teléfonos aseguró que no tiene miedo porque posee "un auto blindado hasta las gomas".

"Viendo lo que pasa con todo el mundo, tengo seguridad y voy a todos lados con mi chofer"., expresó.

Giménez dijo que compró su auto blindado en una época en que había los delincuentes rompían los vidrios de los autos cuando los conductores se paraban en un semáforo.

La diva manifestó: "Sobre la inseguridad pienso lo que piensa el país, lo que pasa es que no todos tiene el poder de hablar".

Contó la anécdota que estando en Dubai preguntó sobre la inseguridad y la respondieron que allí las cárceles estaban vacías, ya que al que robaba lo mataban, por lo que pidió mano más fuerte "porque esto no para".

Respecto a la frase que causara revuelo referido a que "el que mata tiene que morir", manifestó: "Coy católica, no pido la pena de muerte, pero no quiero que el que mate no esté sólo un mes en cana porque tiene 18 años o es menor- Yo sabía que esta frase iba a traer cola. Pero estaba muy caliente".

"No baja el delito". En tanto, el ministro de Justicia, Seguridad y Derechos Humanos, Aníbal Fernández, sostuvo hoy que no es "partidario de la pena de muerte", en respuesta a las duras declaraciones de Susana Giménez

El funcionario dijo sin embargo comprender la sensibilidad de la actriz porque "lo que le han hecho a ese muchacho es de una crueldad fenomenal que no tiene ningún tipo de sentido", aunque insistió en "que hay casos demostrados de que la pena de muerte nunca va a morigerar el delito".

"No soy partidario de la pena de muerte, lo he dicho cientos de veces, sí soy partidario de la lucha despiadada contra la inseguridad y esto tiene que ser investigado, y encontrarse el responsable porque tiene que haber elementos que así lo muestran", enfatizó el ministro en declaraciones a radio Mitre.

Agregó que hay que "perseguir la investigación, determinar quién fue el responsable y sancionarlo con toda la dureza".

Lanzavecchia murió apuñalado ayer en su vivienda de Charcas al 3700 en la localidad de Lomas del Mirador, partido bonaerense de La Matanza, en un aparente intento de robo. El cuerpo del hombre, que había conocido a Susana Giménez hace 20 años, fue hallado maniatado con precintos plásticos, flotando en la pileta de su vivienda.

En el hecho también resultó herido el teniente primero Alejandro Alvarez Auer, de 35 años, perteneciente a la Dirección Aérea de la Jefatura Departamental de La Matanza. Según se informó, ambos fueron atacados por delincuentes cuando negociaban la venta del Volkswagen Bora de la víctima mortal. .

Con la colaboración de Enrique Merenda
REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYParo del transporteEl caso de Lázaro BáezCristina KirchnerElecciones 2015Superclásico