Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

La muerte del ex presidente

Alfonsín ya descansa en Recoleta junto a Yrigoyen, Illia y Alem

Política

Lo despidieron radicales, el peronista Cafiero y el ex presidente de Uruguay Sanguinetti

Por   | LA NACION

Son decenas, cientos, las manos que se alargan para tocar el frío ataúd que se encamina hacia la entrada del cementerio de la Recoleta. Y miles los que, detrás de las vallas y en plena plaza, aplauden con emoción y lágrimas en los ojos el paso de ese hombre ya convertido en un símbolo.

A las tres y media de la tarde lluviosa y gris, los restos de Raúl Alfonsín llegaron al Panteón de los Revolucionarios del Parque de 1890. Un par de horas después, el ex presidente yacía muy cerca de sus admirados Leandro N. Alem, Hipólito Yrigoyen y Arturo Illia, bañado, además, por el cariño y la admiración de dirigentes radicales y de otros partidos que llegaron para darle el último y emocionado adiós.

La llegada de la cureña con los restos del ex presidente fue desordenada. Simpatizantes, curiosos y periodistas se mezclaron con la familia Alfonsín y pujaron para entrar por las enormes puertas vidriadas del cementerio. Dificultaron el ingreso de invitados, como el propio vicepresidente Julio Cobos, e impidieron la de otros, como el vocero del ex presidente, José Ignacio López; el ex senador Raúl Baglini; los ex gobernadores Eduardo Angeloz y José Antonio Romero Feris; la radical rebelde Margarita Stolbizer y la titular del Inadi, María José Lubertino, que escucharon los discursos desde los altavoces.

Cerca de las 14 llegaron las coronas de flores. La de la presidenta Cristina Kirchner quedó pequeña en comparación con las que enviaron la Corte Suprema, el presidente peruano Alan García y el vicepresidente Cobos.

En el panteón se sucedieron efusivas palabras de despedida. El titular de la UCR bonaerense, Daniel Salvador, afirmó que "la democracia vino a instalarse para todos los tiempos, como lo pensó y lo dijo Alfonsín". Enrique Nosiglia habló en nombre de los funcionarios de Alfonsín durante su presidencia. "Nos transmitió que era posible gobernar con esperanza", afirmó el ex ministro del Interior, y destacó que "a su lado aprendimos a ser mejores personas y mejores patriotas".

El ex presidente uruguayo Julio María Sanguinetti improvisó y dejó varias frases que arrancaron aplausos de la multitud que escuchaba afuera de la necrópolis. "Rescato el alma de Raúl, sus ganas de luchar, su coraje", sostuvo el ex mandatario. Destacó a Alfonsín como "un símbolo de democracia, de honestidad", y expresó que "un político como Raúl no muere, sus ideas lo mantienen vigente".

La cuarta oradora fue Graciela Fernández Meijide. Destacó el "coraje y la visión" de su ex compañero en la Asamblea Permanente por los derechos humanos (APDH). "Te aprecio por tu orgullo de ser un militante político y de la vida", le dijo Fernández Meijide en un diálogo imaginario con el ex mandatario. Despertó aplausos sonoros del público cuando destacó "la honradez en el manejo de la cosa pública".

Entre las bóvedas vecinas, o amontonados junto al panteón radical, escuchaban el titular de la UCR, Gerardo Morales, la ex vicegobernadora bonaerense Elva Roulet, el ex senador Adolfo Gass; los ex integrantes de la Junta Coordinadora Nacional Jesús Rodríguez y Federico Storani, los miembros del jurado que juzgó a las juntas militares León Arslanián y Ricarlo Gil Lavedra y el ex fiscal Julio Cesar Strassera, y el radical en la Coalición Cívica, Enrique Olivera.

Cafiero

A su turno, el ex senador Mario Losada destacó que Alfonsín "privilegio el respeto y las convicciones", y recordó: "Nos enseñaba todos los días a tener paciencia y perseverancia". Lo siguió el veterano ex senador justicialista Antonio Cafiero, uno de los antiguos adversarios políticos de Alfonsín, quien sostuvo: "Tuve dos grandes maestros en mi vida política, Juan Perón y Raúl Alfonsín.Uno me enseñó la justicia social, y el otro los valores del radicalismo"."Es un hombre que nació con una misión, fue un predestinado. Alfonsín ya no les pertenece, Alfonsín es de todos", sostuvo.

El ex diputado Leopoldo Moreau recordó al Alfonsín político y defendió la actitud del ex mandatario durante el levantamiento carapintada de 1987. "La casa está tan en orden que hace 25 años que estamos en democracia", exclamó.

El último orador, Hipólito Solari Yirigoyen, apeló a la emoción, incontenible para los miles de presentes: "Lloramos porque hemos perdido al mejor de nuestra generación", dijo el titular de la Convención Nacional de la UCR. Con la llovizna cayendo muy despacio, afuera del cementerio comenzó a oírse el himno nacional. Fue el emotivo final de una despedida popular al ex presidente radical. .

TEMAS DE HOYLa pelea con los holdoutsLa tragedia del avión de Air ArgélieMagaly HermidaConflicto en Medio OrienteAmado Boudou