Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Kirchner, a un paso de su lanzamiento

"No dudé en 2003 y no lo voy a hacer ahora", dijo ayer, al referirse en público por primera vez a su eventual candidatura a diputado

Jueves 23 de abril de 2009
SEGUIR
LA NACION
0

Néstor Kirchner se paró frente al atril en Berazategui, dio comienzo a su discurso y empezó a hablar por primera vez de su eventual candidatura. "¡Voy a hacer lo que mis compañeros me digan!", improvisó, como si estuviera a una frase de oficializar su postulación. Sus militantes lo vivaban sin descanso. "¡Así como no dudé en 2003 en poner la cara y jugar fuerte para sacar el país adelante, ahora que hay que defender el modelo... voy a estar en el lugar de batalla que me digan!", completó en medio de los aplausos.

Eran las 20.25 de ayer, en el gimnasio Roberto De Vicenzo, de Berazategui. Kirchner hablaba por primera vez de su posible postulación a diputado nacional por la provincia de Buenos Aires. Y casi transformó otro acto partidario en el escenario de un lanzamiento que cada día parece más cerca.

"No...", dijo Kirchner con inflexión tímida y dubitativa cuando después del acto le preguntaron si había dado el primer paso para anunciar que va a ser candidato. El ministro del Interior, Florencio Randazzo, en cambio, no mostró dudas. "¡Nosotros el 28 de junio jugamos a todo o nada! Para mí, la fórmula es Kirchner-Scioli", repitió a LA NACION mientras su jefe político repartía besos y abrazos entre los asistentes al acto.

Sólo un poco antes, el intendente de Berazategui, Juan José Mussi, había dado la fórmula como un hecho. "¡Nosotros ponemos todo a la parrilla! Tenemos un ex presidente que va a ser diputado y un gobernador que va a ser diputado", dijo. Produjo el aplauso más cerrado de la noche.

Cuando le tocó hablar, el gobernador Daniel Scioli jugó al misterio, pero se preocupó de no desmentir a Mussi: "¡Ante la duda, yo no dudo y salgo a jugar por la provincia!". Después defendió su gestión, especialmente en un tema que será la vedette de la campaña: la inseguridad. "¡Miren cómo estamos haciendo un trabajo integrado en todas las áreas!", dijo como un ruego sobre el escenario.

Responder versiones

Kirchner se ocupó del resto de los temas de campaña. Eso sí: antes habló de su candidatura y anunció que levantará "las banderas" que sean necesarias porque no le gusta "especular". Lo repetían algunos de sus colaboradores: tenía la urgencia de contrarrestar las insistentes versiones en el sentido de que dudaba de su postulación.

"No les hagan caso a quienes duden", repetía anoche una fuente del Gobierno ante LA NACION. Repetía que la demora en el anuncio es sólo "estrategia política". Y recordaba cómo se había movido Kirchner en elecciones anteriores. "Yo mantendría esa lógica", sugirió ayer, misterioso, otro colaborador del ex presidente.

Mientras tanto, frente al atril, su jefe repetía sus obsesiones de campaña: criticar a la "Alianza residual", cuestionar al peronismo disidente, atacar a la dirigencia agropecuaria y exigir que hay que "defender el modelo". La estrategia: insistir en que el 28 de junio lo que está en juego es la gobernabilidad. "Si no apoyamos este modelo, vamos a volver a una nueva crisis", repetía anoche Kirchner.

Mientras tanto, algunos de sus hombres especulaban ya con la fecha del acto formal de inicio de su campaña. Todos saben que será en La Plata. Posiblemente se haga en el Teatro Argentino.

Algunos sostenían ayer que él mismo anunciará su postulación la primera semana de mayo. Otros, que se conocerá antes, pero que el primer gran acto proselitista del líder peronista será después de la oficialización de las listas de candidatos, el próximo 9 de mayo. Por ahora, sólo Kirchner tiene la respuesta.

El PJ pide medidas a la Justicia

LA PLATA.– El presidente del PJ bonaerense, Alberto Balestrini expresó ayer "preocupaciones con respecto a las elecciones legislativas del 28 de junio", en una nota enviada al juez federal con competencia electoral Manuel Blanco. Su intención, aclaró, fue "aventar cualquier posibilidad de conflicto en las mesas de votación", de modo que se eviten demoras en la emisión del sufragio y en el escrutinio posterior. Balestrini pidió al magistrado que se adoptaran "todos los recaudos, especialmente en lo relativo al despliegue y repliegue de urnas". También sugirió que los padrones de mesa "sean confeccionados con la cantidad de 290 electores".

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas