Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

"Es un doble asesino", dijo Scioli sobre el policía acusado de matar a un joven en Zárate

El gobernador bonaerense expresó su repudio hacia el oficial presuntamente involucrado en el crimen; "Mató a una persona y lo hizo con un arma provista por la fuerza", destacó; la justicia dictó hoy prisión preventiva para el oficial

Lunes 20 de julio de 2009 • 15:22

El gobernador Daniel Scioli expresó hoy su enérgico "repudio" hacia el policía provincial Pablo Sanhuesa, acusado de matar al joven Juan Cruz Marqués en un confuso episodio ocurrido en Zárate, y dijo que desde su gobierno "se instrumentarán todos los mecanismos para que tenga el máximo castigo".

"Es un doble asesino, porque mató a una persona y lo hizo con un arma provista por la Policía", afirmó Scioli en el marco de una reunión de trabajo que mantuvo esta mañana con el ministro de Seguridad, Carlos Stornelli.

En tanto, la Justicia dispuso este mediodía la prisión preventiva del policía bonaerense Pablo Martín Sanhuesa por el homicidio calificado del joven Juan Cruz Marqués, al que disparó "desde atrás" a la salida de un boliche en la ciudad de Zárate.

Así lo reveló la fiscal Andrea Palacio en conferencia de prensa que dio a las puertas de los tribunales de Zárate.

Sanhuesa "habría ingerido bebidas alcohólicas y de las investigaciones preliminares surge que tenía aliento etilico porque se negó a hacerse la extracción de sangre" para efectuar el análisis de alcoholemia, precisó la fiscal.

La fiscal puntualizó que el oficial quedó detenido y acusado de "homicidio calificado por tratarse de un miembro de las fuerzas de seguridad, con una pena prevista de prisión perpetua".

También sostuvo que, según los testimonios, Sanhuesa "efectuó tres disparos, algunos incluso de una vereda a la otra, poniendo en riesgo la vida de mucha gente" y comentó que se está investigando "si habría ocurrido un robo previo" al policía.

"Por el momento se descarta totalmente la posibilidad de que la víctima (Marqués) haya participado en el robo", añadió.

"Fue gatillo fácil". "Es un caso de gatillo fácil. Mi hijo era muy querido por todos", expresó esta mañana esten medio de lágrimas Vesna, la madre Juan Cruz Marqués, al presentarse a declarar en los Tribunales de Zárate.

La mujer, acongojada, ratificó que el policía, que se encuentra en este momento detenido, estaba "totalmente alcoholizado" cuando salió del local bailable donde supuestamente cumplía tareas de seguridad, y comenzó a disparar "como un loco" gritando que le habían robado.

Sin embargo, el propio encargado del boliche, Leandro Mila, desmintió las versiones que vinculan al policía con la custodia del lugar. Y ratificó, al ser consultado sobre el hecho: "Estamos del lado de la víctima, queremos esclarecer esto".

En declaraciones a la prensa Vesna contó que el comisario de Zárate pidió disculpas por lo ocurrido. "Pero a mí no me alcanzan porque a Juan Cruz no me lo van a devolver", cuestionó. "Era una excelente persona", afirmó.

A raíz del confuso episodio, el efectivo presuntamente involucrado, Pablo Sanhuesa, de 27 años, fue desafectado de sus funciones, por disposición del Ministerio de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, y quedó detenido acusado de homicidio calificado por el uso de armas de fuego.

El superintendente Salvador Baratta, jefe de la Zona Norte de la policía bonaerense, destacó hoy a los medios que le da "vergüenza el comportamiento del oficial" y reiteró que es importante saber hasta dónde se puede usar la fuerza.

Los investigadores procuran determinar si el policía disparó cuando salió a perseguir a dos ladrones que le acababan de robar, aunque dejaron en claro que la víctima no tuvo relación con ese supuesto hecho.

Te puede interesar

Debido a la veda electoral estas notas estarán cerradas a comentarios hasta el domingo a las 18hs. Muchas gracias.