Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La voz del Episcopado

Jueves 30 de julio de 2009
0

Las quejas de monseñor Héctor Aguer al documento oficial sobre educación sexual dirigido a la formación de maestros reflejan el sentir de la Iglesia y no una posición aislada, explicaron ayer a LA NACION fuentes cercanas al cardenal Jorge Bergoglio. Insistieron, además, en que el arzobispo de La Plata no habló en su calidad de pastor diocesano, sino como presidente de la Comisión de Educación Católica del Episcopado.

"Las críticas no apuntan a los contenidos de educación sexual que se impartirán en las aulas, que fueron consensuados durante 2007 con distintos sectores, entre ellos la Iglesia, y aprobados el año pasado, sino a un documento propiciado por los ministerios de Educación y de Salud, basado en orientaciones de las Naciones Unidas, para ser discutido en los institutos de formación docente", explicó José María de Corral, de la Vicaría de Educación del arzobispado porteño.

"El enfoque allí planteado no tiene el mismo nivel de consenso y apertura que los acuerdos reflejados cuando se discutieron los contenidos", precisó De Corral, quien también reclamó a la cartera educativa que tuviera en cuenta las visiones y aportes de otros organismos e instituciones, como la Iglesia y otros credos religiosos, para que hagan llegar sus perspectivas a los institutos de formación docente.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas