Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

La cumbre de Copenhague / Cifras desalentadoras

El clima dejaría cuantiosas pérdidas en América latina

El Mundo

Según la Cepal, podrían ascender a 250.000 millones de dólares

COPENHAGUE.- Si no se aplican medidas urgentes, las consecuencias del cambio climático en la actividad económica, las poblaciones y los ecosistemas serán "sin duda inmensas" en la región, según indicó la Comisión Económica de América latina y el Caribe (Cepal) en un informe presentado ayer en la cumbre que se realiza en esta ciudad.

Hacia el año 2100, el costo del cambio climático podría equivaler el 137% del PBI que tiene en la actualidad la región. En caso de que no se tomen medidas para mitigar los efectos de este fenómeno, el costo de los desastres climáticos podría pasar de "un promedio anual para el período 2000-2008 de casi 8600 millones de dólares a un máximo posible de 250.000 millones".

En caso de que exista un aumento de temperatura desde 1,5 a 2 grados centígrados en el período 2030-2050, países como la Argentina, Chile y Uruguay podrían tener efectos positivos en la agricultura a corto plazo, aunque esto conllevaría una serie de problemas, como propagación de pestes y enfermedades y la restricción del acceso al agua.

Según el informe, los efectos en la producción del sector agrícola se tornarán negativos en caso de que el aumento de la temperatura supere los 2 grados centígrados. Uno de los problemas es la degradación de la tierra en toda la región, que "afectará de modo progresivo las condiciones de producción en la agricultura".

Ayer, los panelistas que presentaron el informe remarcaron la importancia de que existan políticas para contrarrestar el impacto del cambio climático a nivel "local y global".

Entre ellos estaba el secretario de Ambiente argentino, Homero Bibiloni, el ministro de Ambiente de Costa Rica, Jorge Rodríguez, y representantes de la Comisión Europea. En una breve presentación, Bibiloni mostró imágenes de inundaciones y llamó a ponerle "nombres y apellidos" a las personas que sufren los impactos del aumento de la frecuencia y la intensidad de ese tipo de fenómenos.

También destacó que la postura argentina, al igual que los demás países en desarrollo, sostiene que los países industrializados tienen una "deuda ambiental histórica que deben pagar" principalmente con financiación para implementar diversas medidas contra el cambio climático.

Por su parte, Rodríguez destacó que los países de América Central firmaron hace un mes en Guatemala una declaración conjunta, en la que expusieron su postura con respecto a las negociaciones que se llevarían a cabo en la cumbre de Copenhague.

"Los costos estimados del cambio climático son muy altos, y esto impactará en nuestros niños", dijo Rodríguez. Agregó que la pérdida de biodiversidad y el riesgo de deforestación son amenazas que deben ser consideradas.

Por su parte, Paz Valiente, funcionaria del Ministerio de Ambiente de España, dijo a LA NACION que hay varias líneas de colaboración internacional para estudiar las consecuencias del cambio climático en la región.

Entre ellas, se investiga el impacto del aumento del nivel del mar en las costas. "Se modificará la línea de costas, la distribución de las playas, algo que provocaría desplazamientos de las poblaciones y un impacto negativo en las actividades pesqueras, turísticas, entre otras. Es un tema muy serio y hay que prever medidas", dijo Valiente.

Consecuencias para la salud

El informe de la Cepal advierte que los impactos del cambio climático en la salud estarán relacionados con olas de calor, malaria, dengue, cólera, enfermedades respiratorias y otras condiciones vinculadas con las precipitaciones, la disponibilidad del agua y la calidad del aire.

También crecería la cantidad de casos de cáncer de piel, por pérdida del ozono y el aumento de rayos ultravioletas.

En el informe también se realiza un llamado a preservar la biodiversidad y los recursos naturales para las generaciones futuras.

Y se reflexiona sobre la necesidad de "revisar los estilos de vida y promover un cambio cultural, promover la innovación tecnológica para un desarrollo sostenible y transitar hacia economías con baja intensidad de emisiones de carbono".

Taiana: la cumbre está "muy trabada"

El canciller argentino, Jorge Taiana, dijo ayer desde Copenhague que la negociación en la cumbre ambiental de Dinamarca "está muy trabada" y que las posiciones en pugna "siguen siendo rígidas". Respecto de la postura de la UE, añadió: "Estamos todavía muy lejos de llegar a un acuerdo". .

Laura García Oviedo Para LA NACION
TEMAS DE HOYTensión racial en Estados UnidosCristina KirchnerSuperclásicoCárceles en la Argentina