Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Se acrecientan las presiones del Gobierno para que Redrado abandone el BCRA

El ministro de Economía dijo que está "terminada" la gestión del presidente de la entidad; el senador oficialista, Miguel Angel Pichetto, planteó: "Si no está de acuerdo con la política económica del Gobierno, debería renunciar"; Aníbal Fernández, en tanto, sostuvo que recurrirá a la Justicia si el economista sigue negándose a dimitir; allegados al titular del Banco Central señalaron a lanacion.com que "no piensa irse"

SEGUIR
LA NACION
Miércoles 06 de enero de 2010 • 23:17
0

Las dudas y la tensión en torno al futuro del presidente del Banco Central (BCRA), Martín Redrado, crecen con el paso de las horas.

Amado Boudou fue el último funcionario que insistió en la necesidad de que el economista abandone la titularidad de la entidad monetaria. El ministro de Economía le pidió "responsabilidad", al tiempo que criticó con dureza al radicalismo por haber "pulverizado" las reservas del BCRA cuando le tocó gobernar.

En ese sentido, la CGT se alineó con el discurso oficial. Según consigna la agencia estatal Télam, la central obrera envió un comunicado en el que apoya la decisión de la Presidenta de pedirle la renuncia a Redrado. "Lo que nos vuelve a sorprender es la actitud de ciertos dirigentes opositores que nuevamente se lanzan, cual marionetas de los enemigos del Pueblo, a trabar la acción del Gobierno Nacional".

Alegan, que esa actitud revela "tal nivel de hipocresía que dicen hacerlo para defender "el nivel de las reservas" que ellos liquidaron cuando fueron gobierno para beneficio de la usura financiera internacional, y llevando al país hasta el borde de su disolución".

"Esas reservas hoy existen como prueba de lo acertado de las políticas económicas y sociales desarrolladas por el actual Gobierno y el anterior desde el 2003 hasta la fecha", remarcan.

cerrar

Ministro. Boudou volvió a asegurar que, para él, la gestión de Redrado al frente del Central está "terminada". Además, le pidió responsabilidad: "Tenemos que tener actitudes responsables, entender el tiempo histórico que le toca a cada uno".

Boudou fue duro con los radicales Ernesto Sanz y Gerardo Morales, que hoy se reunieron con Redrado, y con el partido en general. "El radicalismo al que pertenece Sanz pulverizó las reservas de la Argentina. Me parece muy poco serio su planteo, cada uno debe ver desde dónde habla, porque si no todo es un chiste", atacó el ministro.

El titular de Economía volvió a defender la creación del Fondo del Bicentenario. Boudou dijo que las reservas son un instrumento, no un objetivo, y por eso lo importante es darles una utilizacion inteligente. "Rinden el 0,5% y tenemos deudas que pagar con tasas del 12 ó 14 %. Es tonto tomar esas tasas cuando uno tiene reservas que puede utilizar con un costo mucho menor", justificó.

En tanto, el jefe del bloque kirchnerista en el Senado, Miguel Ángel Pichetto, sostuvo que "hay que preguntarse quién tiene más autoridad en la Argentina, si el titular del Banco Central o la Presidenta de la Nación, elegida democráticamente por el pueblo".

"Si Redrado no está de acuerdo con la política económica del Gobierno, debería renunciar", planteó. Además, calificó de "desestabilizadora" la actitud del funcionario "de ir en contra de las decisiones económicas del Gobierno y de hacer causa común con los dirigentes de la oposición, a los que recibió hoy ".

"Entrando en un brete". El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, amenazó con recurrir a la Justicia si Redrado sigue negándose a renunciar después de que Cristina Kirchner se lo pidiera formalmente esta mañana.

"Está entrando en un brete y no debiera hacerlo", dijo Fernández en declaraciones a TN. "Yo no voy a remover a nadie. Pero si usted dice que no y yo le digo que sí, vamos a ver qué dice la Justicia", añadió enseguida.

Como para que no quedaran dudas, insistió: "Si las cosas siguen en estas condiciones por supuesto que vamos a tener que ir a la Justicia para ver que las leyes se cumplan".

Molesto, completó: "Las normativas se tienen que cumplir y él va a tener que cumplir porque está incurriendo en incumplimiento de los deberes de funcionario publico".

Hacia el final, intentó matizar la dura advertencia. "No tengo dudas de que esto se va a resolver de la mejor manera porque [Redrado] es una persona inteligente y un hombre de bien".

cerrar

Fernández también confirmó que Cristina Kirchner ya le ofreció la presidencia del Central a Mario Blejer, que en 2002 fue jefe de la entidad monetaria y hoy trabaja como asesor informal del ministro de Economía, Amado Boudou.

También se sumó a las presiones para que el titular del Central abandone su cargo la Asociación de Bancos Privados de Capital Argentino (Adeba), cercana al Gobierno, que se manifestó "en defensa de la institucionalidad".

"Creemos firmemente que el Presidente del BCRA debería contribuir, con su renuncia, a preservar la estabilidad del sistema por la que tanto ha trabajado", completa el comunicado de la entidad.

Razones. Más temprano, el propio Boudou había expuesto los motivos por los que Cristina Kirchner le pidió la renuncia a Redrado.

"Lo que yo entiendo es que el doctor Redrado en varias oportunidades le había dicho a la Presidenta que podía contar con su renuncia. Lo que hizo hoy el jefe de Gabinete [Aníbal Fernández] fue aceptarle esa renuncia", aseguró el funcionario durante una conferencia de prensa.

Lapidario, completó: "Martín Redrado tiene una trayectoria, ha llevado adelante tareas en el BCRA y hoy ha terminado su función".

Pedido. Esta mañana Redrado había confirmado el pedido de renuncia a sus colaboradores más cercanos, pero aclaró que se negó a firmarla. El jefe del BCRA relató que piensa terminar con el mandato que vence en septiembre próximo y que considera que no ha hecho nada incorrecto que justifique que se pretenda forzarlo a renunciar, dijeron a lanacion.com fuentes que dialogaron personalmente con el presidente de la autoridad monetaria.

La escalada en el nivel de tensión entre el Ejecutivo y el titular de la entidad monetaria había mostrado un nuevo capítulo ayer , cuando el Ministerio de Economía emitió un comunicado firmado por el viceministro en el que se criticó con dureza a sectores "de derecha" por su "pretensión de volver a la época de ajustes cíclicos" y su oposición a la utilización de reservas para el pago de deuda pública.

El eje de la crisis. El detonante del conflicto con Redrado fue la demora del Banco Central para transferir los más de US$ 6569 millones de sus reservas a una cuenta del Tesoro nacional para garantizar el pago de la deuda en 2010.

La transferencia había sido dispuesta por Cristina Kirchner a través de un decreto de necesidad y urgencia (DNU) hace tres semanas.

El malestar del Gobierno con Redrado creció además cuando en la presentación del Programa Monetario de 2010 el economista deslizó que la búsqueda de crédito en los mercados voluntarios no debe realizarse mediante atajos, en referencia al cuestionado DNU. El Central mantenía demorada la ejecución del decreto porque su directorio analizaba su posible impacto jurídico.

Además, el DNU fue impugnado en el Congreso y en la Corte Suprema, ante una demanda por inconstitucionalidad de la provincia de San Luis. El máximo tribunal le reclamó al Poder Ejecutivo un informe perentorio sobre los fundamentos de la medida, que debería ser enviado por la Presidenta la semana próxima.

Boudou, duro con Redrado


El ministro de Economía llegó sonriente al microcine del Palacio de Hacienda y, tras el anuncio de medidas "antimonopolio", defendió la disposición de la presidenta de desplazar a Redrado, otrora halagado por el funcionario. "La certidumbre no tiene que ver con nombres sino con políticas", dijo Boudou. Cuando se le preguntó si el todavía formalmente titular de la entidad había presentado la renuncia, respondió con las mismas palabras que el jefe de Gabinete. Y agregó: "La palabra vale lo mismo que una firma". Boudou respondió con una ironía al rechazo que efectuó Redrado al pedido de la Presidenta. "Descarto que pase eso", dijo, y puso punto final. "Si no, es bajarle mucho el nivel a la discusión", concluyó. El funcionario inscribió dentro de lo que definió como "politiquería barata" a la reunión entre Redrado y la UCR.
Compartilo
En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas