Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Con fuertes críticas, Redrado renunció al BCRA, pero el Gobierno ya adelantó que no aceptará la dimisión

Política

El destituido presidente del Central anunció que se alejará del cargo; "El Gobierno ha pretendido avasallar al Congreso y llevarse todo puesto", dijo; tras conocer la decisión oficial de no aceptar su alejamiento, ironizó: "Si no me aceptan la renuncia, quiere decir que soy presidente del banco"

"El ciclo mío en el Banco Central ha concluido y por eso he decidido alejarme definitivamente del cargo, con la satisfacción del deber cumplido". Con esas palabras, y como un desenlace -a esta altura previsible- de un conflicto institucional que ya lleva casi un mes y medio, el desplazado presidente del Banco Central de la República Argentina, Martín Redrado, renunció, con fuertes críticas al Gobierno, a la posición que ocupaba en la entidad madre de la política monetaria argentina desde hacía más de cinco años.

Mientras Redrado anunciaba su alejamiento, el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, recurrió a dos medios televisivos para infomar que el Gobierno no le aceptaría la dimisión. "No se le acepta la renuncia porque la comisión está en pleno funcionamiento", explicó.

La crisis en el Central y el Fondo del Bicentenario, día a día

Cercado por las crecientes presiones políticas en torno a su negativa a convalidar el polémico Fondo del Bicentenario y un probable dictamen desfavorable de la comisión parlamentaria que analiza su destitución por decreto, el economista le dejará así su lugar, interino, al hasta ahora vicepresidente de la entidad, Miguel Pesce, quien ocupaba la presidencia transitoriamente desde la remoción de Redrado.

El Gobierno desconoce la renuncia y esperará a que se expida la bicameral

La decisión fue anunciada esta noche, cerca de las 21, en una conferencia de prensa en el Hotel Marriot. Allí, Redrado dijo: "Hemos llegado a esta situación por el permanente avasallamiento de las instituciones que hace el gobierno nacional". Este gobierno "pretende llevarse por delante las reservas de los argentinos; se ha pretendido también avasallar al Congreso y llevarse todo puesto", agregó.

Además, el economista lanzó duras críticas a iniciativas oficiales a las que él dijo haberse opuesto. "No es la primera vez que pongo límites durante mi gestión. Durante muchos años se trataron de hacer cosas. Desde comprar YPF Respsol, pagarle al Club de París, colocar títulos compulsivos al sistema financiero o quitarle la independencia al Central modificando su Carta Orgánica", sostuvo.

Redrado ya había advertido que sus horas al frente de la entidad monetaria estaban contadas. Al exponer ante la comisión especial parlamentaria conformada para analizar el decreto de necesidad y urgencia que lo había alejado de su cargo, había reconocido ayer, casi premonitoriamente: "Sé que estoy fuera del Banco Central, ya no tengo voluntad para seguir".

Además, con una conformación esperablemente desfavorable de cara al dictamen no vinculante acerca de su destitución, las posibilidades del economista para salir fortalecido de esa instancia eran bajas. Con el representante del kirchnerismo, Gustavo Marconatto, predeciblemente en contra, sumado a la expectativa de una decisión similar (aunque por motivos distintos, más ligados a aspectos técnicos) de Alfonso Prat Gay, se había restado atención a las especulaciones sobre la postura del vicepresidente Cobos, presidente de la comisión.

La exposición de ayer había sido breve para Redrado, y con ella totalizó unas siete horas de testimonio. Ya sin los cruces políticos como el que había protagonizado con Marconato anteayer, el economista había mantenido un duelo verbal de elevado tecnicismo con su colega Prat-Gay, en el que además realizó una fuerte defensa de la política económica llevada adelante por el BCRA e incluso de las polémicas cifras de inflación oficiales y la intervención del Indec.

No busca carrera. Redrado fue terminante al negar que la novela de su salida del Central pueda ser utilizada para su lanzamiento político. "Nunca evalué lanzarme a una carrera política, se han dicho muchas barbaridades en los últimos días. Soy simplemente un economista profesional, tengo vocación por servir a la Argentina, pero no tengo la vocación de una carrera politica", aseguró.

Un momento distinto. Néstor Kirchner había cuestionado a Redrado aduciendo que al momento del pago cash de la deuda con el FMI, en medio de otro contexto político, el economista no había puesto oposición alguna. Redrado le respondió enumerando las diferencias entre ese pago y la creación del polémico Fondo del Bicentenario.

El pago al FMI fue "absolutamente diferente", dijo. "Esa deuda estaba en el balance del BCRA. Además, el tema había sido debatido por el Congreso, y después de que eso tuvo rango de ley se hizo la transferencia. Tercero, esa operación tuvo un efecto monetrio neutro, es decir que no hubo emisión inflacionaria con esa medida. Además, se dio la impresión que era por unica vez", diferenció.

Además, el desplazado presidente del Central negó haberse resistido a la implementación del Fondo, sino que con su negativa buscó hacer "contribuciones profesionales" para mejorar las instituciones y evitar el avasallamiento del Ejecutivo. .

Incongruencias. Al ser consultado sobre la decisión del Gobierno de no aceptarle la renuncia, se encargó de remarcar la incongruencia de la situación: "Si no me aceptan la renuncia, quiere decir que soy presidente del BCRA. Y si soy presidente, entonces tienen que derogar el decreto 18, que es inconstitucional y promovió la remoción".

TEMAS DE HOYActividad económicaArgentina en defaultElecciones 2015NarcotráficoMundial de Básquet