Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Apple, también en el corazón de la máquina

El procesador de bajo consumo A4, creado para la iPad, es señalado por diversos analistas como un intento de la compañía de diferenciarse de la competencia

Domingo 07 de febrero de 2010 • 01:48
0

Por Ashlee Vance y Brad Stone The New York Times

SAN FRANCISCO.- Con seguridad, esta pantalla es linda. Pero el componente más importante de la iPad, al menos para el futuro de Apple, puede ser el A4 , el chip que tiene el tamaño de una uña de un dedo, ubicado en el corazón de la tablet.

Con el A4, Apple ha dado otro paso adelante para desafiar las normas de la industria de los dispositivos móviles. Los fabricantes de dispositivos generalmente compran sus chips primarios a compañías especializadas en microprocesadores. Pero para la iPad , Apple eligió diseñarlo ella misma, creando vínculos únicos entre el chip y el sistema operativo.

El enfoque "hágalo usted mismo" brinda a Apple la oportunidad de construir productos más rápidos y más amigables que sus rivales, desde el punto de vista de las baterías, y ayuda a la compañía a mantener en secreto el desarrollo de productos.

Pero el diseño de sus propios procesadores impone a Apple una carga adicional de costos de ingeniería y potenciales retrasos en los productos. Asimismo, fuerza a la firma a contratar y retener experimentados diseñadores de chips. Varios de ellos, que ingresaron a la compañía en el año 2008 después de una adquisición, ya han partido a una nueva y reservada empresa.

A pesar de que los expertos de la industria de los chips todavía tienen que hacer pasar al iPad las rigurosas pruebas de rutina, las demostraciones de Apple no los impresionaron.

"No veo nada que parezca tan convincente", dijo Linley Gwennap, un analista de chips de Linley Group. "No parece ser algo tan nuevo y, si lo es, no llegarán lejos con eso".

Cuando presentó el iPad la semana última, Steve Jobs, el jefe ejecutivo de Apple, habló sobre el A4 con su habitual estilo hiperbólico. Él lo anunció como "el chip más avanzado" que Apple haya usado alguna vez y dijo que era crucial para la velocidad del iPad, así como para su confiabilidad y para la duración de su batería, con una performance de 10 horas .

"Tenemos un increíble grupo que fabrica silicio personalizado en Apple", dijo Jobs, quien agregó que el A4 tiene "todo en este solo chip, y es atractivo." Apple se negó a comentar detalles del chip más allá de lo que había dicho públicamente.

Apple ingresó en el negocio de los chips en el año 2008 cuando adquirió la firma PA Semi , que recién comenzaba a funcionar, con 150 empleados. Esa compañía había estado trabajando en chips que podrían manejar grandes volúmenes de datos con un consumo de energía muy bajo.

Los ingenieros de PA Semi, la mayoría de ellos veteranos de otras firmas de chips en Silicon Valley, tenían precisamente la clase de experiencia que desearía tener una compañía que fabrica aparatos reproductores de música, computadoras portátiles y teléfonos.

El énfasis que puso Steve Jobs en el procesador A4 del nuevo equipo iPad sugiere una estrategia de la compañía por diferenciarse de la competencia
El énfasis que puso Steve Jobs en el procesador A4 del nuevo equipo iPad sugiere una estrategia de la compañía por diferenciarse de la competencia. Foto: Reuters

En conjunto, la vida útil de la batería y la velocidad del iPad con el chip A4 parece ser similar a la de las computadoras que funcionan con otros chips. Una ola de pequeñas computadoras portátiles, conocidas como "smartbooks", llegará justo después de que se comience a vender el iPad, en el mes de marzo, las cuales funcionarán a la misma velocidad que el iPad, mientras que ofrecerán hasta 16 horas de batería al reproducir videos. Trabajarán por medio de chips de Nvidia y de Qualcomm, que tienen diseños que hacen recordar al A4.

Históricamente, Apple ha tratado de superar de manera ostentosa a la competencia. Promovió la MacBook Air, en 2008, como la computadora portátil más delgada que ha existido. Al introducir el A4 en el iPad, Apple parece haber sacado algo de ventaja a sus competidores (o, al menos, parece haberse equiparado con ellos) en esta clase emergente de dispositivos móviles.

"De lo que hemos visto hasta ahora, el producto de Apple parece ser coherente con la competencia", dijo Dean McCarron, un analista de chips de Mercury Research. "Claramente, Apple está usando su propia medida para lo que sea "mejor"". Las computadoras portátiles y las de escritorio de Apple funcionan con chips de Intel, mientras que Samsung ha estado vendiendo a Apple los chips primarios para el iPhone. Los analistas consideran que Samsung, en verdad, está fabricando el A4 también, usando un diseño común en la industria para el núcleo del chip, mientras que Apple ha retocado otras partes del paquete del procesador con el fin de adaptarlo a sus necesidades.

Otros dispositivos móviles de Apple, como el iPhone y el iPod Touch, podrían posiblemente funcionar algún día con chips diseñados por Apple. Los analistas destacan que, con frecuencia, a los diseñadores de chips les toma aproximadamente dos años crear algo, ponerlo a prueba y hacer que un producto terminado salga desde una fábrica.

Algunos de los ingenieros de chips que Apple contrató cuando compró PA Semi parecen haber abandonado la compañía ya. Según registros parciales del sitio de trabajo LinkedIn, al menos media docena de ex ingenieros de PA Semi se han ido de Apple y han comenzado a trabajar en una nueva firma denominada Agnilux, con base en San José. La compañía fue co-fundada por uno de los principales arquitectos de sistemas de PA Semi, Mark Hayter.

Ni Hayter ni otros de los que alguna vez trabajaron en PA Semi y que dejaron a Apple por Agnilux quisieron hablar sobre los planes de la compañía. Según dos personas que conocían ambas firmas, quienes no quisieron que se las nombrara porque el tema es delicado, algunos ingenieros de PA se fueron de Apple varios meses después de la adquisición porque recibieron acciones de Apple a un precio que no resultaba atractivo.

Asimismo, Apple todavía parece estar comprometida con sus planes vinculados a los chips. Incluso los analistas que restan importancia al A4 y lo consideran un producto más dicen que la decisión de Apple de darle un nombre y discutirlo tan públicamente indica que los chips personalizados son una prioridad.

"Aquí es donde Apple piensa que puede hacer un producto único y definitivamente señala una nueva dirección para ellos", dijo Nathan Brookwood, un analista de chips de Insight 64.

© NYT Traducción de Ángela Atadía de Borghetti

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas