Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La Salada ya se parece a un shopping

Exporta productos por Internet y en marzo tendrá su propia tarjeta de crédito; además proyecta construir cines

Domingo 07 de febrero de 2010
SEGUIR
LA NACION

La Salada sigue avanzando sobre nuevos negocios. El polémico polo comercial que se levanta a orillas del Riachuelo se prepara para lanzar su propia tarjeta de crédito y ya concretó las primeras exportaciones a México y Brasil a través de su portal de Internet. Además, tiene en carpeta un proyecto para levantar un complejo de cines y una terminal de ómnibus.

Hace tres años, la feria fue definida por la Unión Europea como "un emblema mundial del comercio ilegal". En el complejo no se hacen demasiados problemas ("Cualquier publicidad es buena, aún cuando hablan mal de nosotros nos sirve", explica Jorge Castillo, la cara visible del complejo), aunque también están dando los pasos iniciales para intentar revertir esa imagen.

El primero fue la creación de un portal en Internet para ingresar en el e-commerce y ahora avanzan con un proyecto más ambicioso: lanzar su propia tarjeta de compras. El nombre ya está definido: "Mercado La Salada" y la meta que se pusieron los dueños del complejo es que el lanzamiento se concrete en marzo o abril. Inicialmente la idea es emitir 10.000 plásticos que se repartirán entre los industriales y comerciantes que hoy operan en La Salada, funcionando como una especie de tarjeta de afinidad. El procesamiento será tercerizado, para lo cual ya se iniciaron las negociaciones con dos bancos extranjeros.

"Nosotros somos los principales interesados en que todas las operaciones en La Salada sean en blanco y que no se trabaje con marcas copiadas o falsificadas. Con iniciativas como el sitio de Internet y próximamente la tarjeta de crédito estamos trabajando en esa línea", afirmó Castillo, que es el administrador de Punta Mogote -una de las tres ferias que opera en La Salada- y el dueño de MercadoLa Salada.com.

Desde su oficina en Puerto Madero, Castillo explica que el primer objetivo con la tarjeta será ayudar a financiar a los feriantes para que puedan contar con capital de trabajo. "Hoy el mayor obstáculo que tiene La Salada para crecer es la falta de financiamiento. Y con este proyecto de la tarjeta la idea es poder sumar un día más de feria en la semana. Hoy tenemos para abrir sólo los miércoles y los domingos, y el objetivo es pasar a trabajar martes, viernes y domingo. El lanzamiento de la tarjeta buscará sinergias con el portal que ya tiene en marcha La Salada. "Hace sólo unos meses que comenzamos y ya tenemos 2600 visitas diarias. Además, ya cerramos algunas operaciones de venta a México y Brasil. Las exportaciones son por cifras pequeñas -entre 1000 y 1500 dólares- porque es lógico que de entrada nos tanteen para ver si cumplimos con el servicio", sostuvo Castillo.

El otro gran proyecto que tiene en estudio La Salada es la incorporación de un complejo de salas de cine y la construcción de una terminal de ómnibus para atender a los más de 200 micros que acercan visitantes. En el caso de los cines, la idea es de a poco a transformar al polo de La Salada en una centro comercial integral, en el que obviamente el entretenimiento jugará un papel clave (similar al que ocupa en cualquier shopping center tradicional). Con la terminal de ómnibus, por su parte, el objetivo es ordenar el tránsito de micros de larga distancia.

Público de todo el país

En promedio, los días de feria llegan al complejo más de 200 ómnibus, provenientes de todo el país (hay charters de Chubut, Salta, Misiones y Mendoza, entre otras provincias), trayendo a clientes que compran productos para revenderlos en sus lugares de origen. Según las estimaciones de la Cámara Industrial Argentina de la Indumentaria, cerca de la mitad de la ropa que se comercializa en la Argentina se vende en forma ilegal a través de ferias como la de La Salada. Para hacer este cálculo, las empresas que operan en el circuito legal se basan en la cantidad de tela fabricada e importada en la Argentina. "Queremos levantar un nuevo complejo enfrente las actuales instalaciones, del otro lado del Riachuelo, para lo cual ya presentamos todos los papeles ante la Municipalidad de La Matanza y ahora estamos a la espera de la autorización", se entusiasmó Castillo.

El complejo de La Salada se levanta a menos de 15 cuadras del puente La Noria en Ingeniero Budge. La zona forma parte del llamado Cuartel Noveno, un área que representa casi la mitad del partido de Lomas de Zamora y que reúne a algunas de las localidades más pobres del Gran Buenos Aires como Fiorito, Villa Centenario y Santa Catalina. A pesar de esto, la zona está peleando por independizarse del partido de Lomas, siguiendo los pasos del flamante municipio de Lezama.

En esta batalla por la independencia, La Salada juega un papel clave, ya que es la principal fuente de trabajo de la zona. En el propio shopping del Riachuelo sostienen que la facturación del complejo llega a los $ 60 millones semanales, lo que lo convierte en el centro comercial número uno en el nivel nacional, ya que las ventas del shopping center más grande del país rondan los 2000 millones de pesos anuales.

Claves para conocer La Salada, en el blog Secretos de la Pirámide

Te puede interesar

Debido a la veda electoral estas notas estarán cerradas a comentarios hasta el domingo a las 18hs. Muchas gracias.