Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Barrio Chino, cosas ricas y buena suerte

Espectáculos

Esa cultura milenaria ofrece su gastronomía y tradiciones en el barrio de Belgrano; datos para un paseo a puro color y sabor

A metros de la estación Belgrano C, un puñado de cuadras ofrece un viaje relámpago a la milenaria cultura china. Sólo basta traspasar el arco de bienvenida, con inequívocas señales del arte oriental, y dejarse llevar por la calle Arribeños, donde el español le deja paso abruptamente a ese idioma.

El Barrio Chino está delimitado por Arribeños, Blanco Encalada, Libertador y Juramento, aunque su constante crecimiento hace que cada vez sea más difícil circunscribirlo. Dicen que es visitado por unas 25.000 personas por fin de semana. Y no suena exagerado; cada vez más porteños, a los que se suman turistas de todos lados, buscan saber algo más de ese rincón oriental en pleno Buenos Aires.

Uno de los fuertes del barrio es la gastronomía. Hay para todos los gustos y bolsillos. Apenas se cruza el portal, un pequeño local presenta en la vidriera el plato del día, toda una especialidad: patos laqueados en salsa de soja y trozados en todas las formas posibles. Unas pocas mesas, sencillas, donde sólo uno que otro occidental se anima. Más allá, los negocios con piezas de decoración y las tradicionales lámparas de papel rojo en los frentes. Adentro, un clásico: las imágenes de animales, con el dragón a la cabeza, seguido de tortugas y perros de ojos rasgados, piezas para atraer la buena suerte: el perro fu (protección para el hogar), $ 13; tortuga (salud); $ 8; caballo (éxito, trabajo, esfuerzo), $14.

Por las góndolas

Vale la pena recorrer los supermercados del lugar, con góndolas y más góndolas frecuentadas por reconocidos chefs en busca de nuevos sabores, llenas de productos chinos, aunque también hay japoneses y coreanos.

Los fanáticos de los rolls de sushi se sentirán en el paraíso: hay variedades con atún, salmón ahumado, kanikama, entre otras. También, latas de postre de maní, vino chino para cocinar, arroz de todo tipo y pescado muy fresco.

Ante tanta variedad y etiquetas indescifrables para el común de la gente, llegó la solución: la Asociación Cultural Chino-Argentina ha comenzado a organizar visitas guiadas al supermercado Ichiban, uno de los últimos en llegar al barrio. "En unas dos horas y media enseñamos cómo usar los productos, para qué tipo de comida sirven. Las salidas se hacen en grupos de no más de seis personas", explica Vanessa Liao, coordinadora de la entidad, promotora de la difusión de los usos y costumbres de ese país.

La Casa China, con dos locales sobre Arribeños, fue pionera en los años ochenta de la avanzada oriental en el barrio. Entre otras cosas, ofrece alimentos naturistas, semillas, pimientos, dulces y frutas secas.

 
 

Del manga al DVD

Está a la vista que experimentar lo exótico es atractivo; a nadie sorprende entonces la expansión del barrio, con propuestas muy diversas. En la galería de Arribeños al 2100, el local 2 conserva unos 20.000 libros en chino. Digno de visitar; hay novelas, revistas y gran variedad de manga (historietas). En la cuadra siguiente, la oferta es de CD y películas en DVD, también en chino, por alrededor de 15 pesos. "¿Argentinos que estudian el idioma? No, no alquilan estas películas, porque no tienen subtitulado. Nuestros clientes son chinos", dice la dueña del local en español entrecortado.

Oriente sin fronteras

Si hay algo que la colectividad china no ve con buenos ojos es el cambio de nombre de la zona. Ocurre que algunos están comenzando a llamarlo Barrio Oriental por los locales gastronómicos de otros países asiáticos que se han emplazado allí. Es el caso del restaurante japonés Dashi (Arribeños y Olazábal), al que se sumó Lotus Neo Tai , de cocina tailandesa, con presencia en Las Cañitas desde hace 16 años y desembarco en Belgrano hace uno.

Con tallas en madera, tapices, budas y otras piezas de Tailandia, India, Burma e Indonesia, presenta una cocina muy rica en sabores. "Sobre todo muy condimentada, con influencia de la gastronomía china, en especial por la preparación rápida, con woks y fuego fuerte. De la India tomo los currys, que en nuestro caso se hacen con hierbas frescas, y los chillys, que se pisan hasta obtener una pasta que después se cocina en leche de coco. En esa salsa, bastante picante -explica Cecilia Carena, dueña del negocio-, se cocinan carnes, mariscos, verduras".

Para los que prefieren el aire libre, el restó acaba de abrir una terraza, de martes a domingos, desde las 19, con onda más informal, mucho tapeo de pinchos, arrolladitos, frituras y tragos.

Atentos a la convocatoria del barrio, también los argentinos comienzan a verlo como inversión. Así, hasta una parrilla con aires bien locales está a punto de inaugurar en Arribeños, pero fuera del circuito oriental.

Sin embargo, por ahora y por mucho tiempo el chop suey, el chaw fan, el chaw mien, las carnes y mariscos salteados, el jengibre, el aceite de sésamo, el vino de arroz, los arrolladitos primavera, los buñuelos de camarones y el fideo de arroz finito salteado con mariscos dominan la escena. Entre otros restaurantes recomendables están Todos contentos (Arribeños 2177), un clásico con más de 15 años en la zona; Palitos (Arribeños 2241), con sus tradicionales empanadas al vapor o a la plancha y el pollo tres aromas, con jengibre, albahaca y ajo; y Hsiang Ting Tang (Arribeños 2245).

Comida al paso

Los sábados y domingos el barrio gana más color con la llegada de muchísimos visitantes. Algunos hicieron de la gastronomía china un culto, sobre todo por algunos platos saludables y frescos. Roberto Curilovic es uno de ellos. Con su mujer suele comprar semillas de lino para moler, pescado, chiripones, cachetes de abadejo y fideos típicos. "Para nosotros es un paseo, más que una salida de compras. Nos gusta mucho el pescado, y aquí se consigue bien fresco, algo muy difícil en Buenos Aires ¿Los precios? Normales, el kilo de chipirones sale 20 pesos, y el abadejo más o menos lo mismo", dice con varias bolsas en la mano.

Siguiendo ese hábito de vivir la calle a pleno, algunos locales ofrecen sus productos en la vía pública para saborear al paso. En la fachada del supermercado Huaxia, una señora de ojos rasgados atiende a los clientes, que se tientan con el promocionado chorizo chino de cerdo ($ 5), tempura de pescado ($ 6) y verdura, y con el calamar crocante ($ 6).

Bajo la mirada de Buda

El edificio de Montañeses 2175 alberga el templo budista Chong Kuan que, más allá de las creencias religiosas, vale la pena conocer. Eso sí, para entrar es necesario descalzarse, como indican las costumbres, cuestión de "dejar fuera toda la suciedad imperante en el mundo", sintetiza el encargado de lugar, que no revela su nombre.

Por su tamaño y brillo impacta la imagen central del Buda, en el fondo del templo. "Lo llamamos Sakyamuni -agrega el hombre-, que significa el más inteligente de la casta Sakya . Es el Buda fundador. Y en ambos extremos están las imágenes de los Bodhisattva. Es decir, seres iluminados".

Algunos precios

En China Rose, uno de los restaurantes más cotizados, la comida completa con vino y postre ronda los $ 180 por persona, aunque el precio promedio en otros de la zona está entre los $ 80 y $ 120. En productos de supermercado, algunos precios: sushi de kanikama, $ 10; de salmón ahumado, $ 14,50; jugo de aloe vera, $ 17; lata de postre de maní, $ 5; fungo negro, $ 12 los 100 gramos; arroz para chufan, $ 5 el kilo.

Celebración

Pasado mañana, domingo 14 de febrero, la colectividad festejará el Año Nuevo Chino. Habrá de todo, desde la danza del dragón y el león hasta comidas típicas. De 11 a 20, con entrada gratuita.

Religión y enseñanza

Para los que deseen acercarse al budismo, en el templo de Montañeses 2175, los domingos, a las 14, se oficia una ceremonia, con acceso libre. Y los sábados, a las 19, hay encuentros de meditación. En el mismo lugar, la entidad ofrece cursos de caligrafía, kung fu e idioma chino

Visita guiada al supermercado

La próxima visita guiada sobre productos típicos al supermercado Ichiban será el sábado el 20. Informes: 4786-9499.



Ver Barrio Chino en un mapa ampliado.

Por Julio Céliz Especial para lanacion.com
TEMAS DE HOYColoquio de IDEAEl brote de ébolaElecciones en BrasilEstado Islámico