Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

La adopción por parte de parejas gays, el punto más sensible del debate

Información general

Especialistas consultados por lanacion.com mostraron posturas antagónicas al respecto; ¿afecta al desarrollo normal de los chicos?; ¿influye en la elección sexual de los hijos?; hay hogares en los que ya se da esta convivencia

La legalización del matrimonio entre personas de mismo sexo, cuyo debate se frustró hoy el recinto de la Cámara de Diputados, apunta a la adquisición de todos los derechos que se obtienen con el casamiento para esas parejas.

Hasta ahora, en la Argentina, la adopción por una pareja exige que los padres estén casados. A la hora de dar un niño en adopción, en general, los jueces priorizan a los matrimonios, aunque también existe la adopción monoparental, que no hace distinciones por la orientación sexual del solicitante.



Enfoque psicológico. En el terreno de la psicología, pueden encontrarse voces a favor y en contra, y aún no hay un número de estudios importantes al respecto. El licenciado Jorge Horacio Raíces Montero, a cargo de la compilación del libro "Adopción, la caída del prejuicio" editado por la Comunidad Homosexual Argentina (CHA), indicó, no obstante, que los informes más serios, realizados sobre 3000 parejas durante un seguimiento de cinco años arrojaron que, si aparecen dificultades en los chicos adoptados por una pareja homosexual, éstas no son ni más ni menos de las que aparecen en un matrimonio heterosexual.

Para la directora del Instituto para el Matrimonio y la Familia, Zelmira Bottini de Rey, en cambio, los estudios a los que apelan los defensores de este tipo de adopción están realizados sobre muestras poco representativas porque hace poco que está permitido y en escasos países.

Raíces Montero explicó que la estructura psíquica de los niños se construye a través de la función del otro, por ejemplo, de poner límites, de cuidar, de jugar y de donar sentido y no del título del padre o madre. "Hay muchos padres que gestan sus hijos pero que no se convierten en padres, y hay madres que no gestan sus hijos y son madres perfectas. Todo niño debe ser adoptado, no sólo concebido", advirtió a lanacion.com.

"Lo único que está hartamente probado es que para el desarrollo adecuado de la masculinidad o de la femeneidad es necesaria la presencia de un varón y de una mujer", resaltó por su parte, Bottini de Rey. Según la especialista, las función que emana del papá y de la mamá "son cosas bien distintas y ambas son necesarias para un desarrollo integral del niño".

La médica especificó que "la madre tiene un pensamiento intuitivo y es nutricia desde lo biológico y de lo psicoafectivo", mientras que el padre "tiene un comportamiento más tendiente a lo racional y es el encargado de separar ese vínculo tan estrecho entre el bebe y su mamá, para que pueda crecer".

Frente a esta argumentación, Raíces Monetro preguntó: "¿Con quién se identifica el varón si la madre queda viuda o si su padre se va una década a vivir al extranjero?" y agregó que los roles no están rígidamente delimitados. "Ya no funciona el 'vas a ver cuando venga tu padre'", aseguró.

Identidad sexual. Bottini de Rey estimó que los niños criados en este contexto podrían mostrar dificultades en la formación de su identidad sexual. "Existen cuatro factores que influyen en este desarrollo: la biología, la educación, la cultura y las experiencias vividas. Crecer con dos madres o dos padres podría traerles conflictos en este sentido, así como también con sus pares en sus ámbitos de socialización", afirmó la especialista.

Respecto a la elección de la orientación sexual, Raíces Montero recurrió a una estadísitica: "Los hijos de parejas homosexuales sólo tienen una elección homosexual en un 10%: la misma proporción que existe para los hijos de las parejas heterosexuales". Sobre sus vínculos sociales, el psicólogo indicó que no son los chicos los que inventan la discriminación, sino que son prejuicios impuestos desde los adultos y que la aceptación de este tipo de familias "puede implicar un gran crecimiento para la sociedad toda".

Derecho de familia. Desde el derecho de familia, tanto los que se muestran a favor como los que están en contra de habilitar la adopción conjunta por parte de parejas homosexuales aseguran defender "los derechos superiores del niño". Claro que lo hacen desde interpretaciones distintas.

Para Marilina Hotton, abogada que asesora el proyecto de minoría en el que participa su hermana, la diputada por el Pro Cinthya Hotton, "el niño está por encima del deseo de los padres y de forzar la naturaleza, dado que la realidad es que la vida se gesta entre un varón y una mujer". En este sentido, indicó que lo primordial es "darle las mejores condiciones a un chico que ya ha sufrido una pérdida", y que para asegurarle este desarrollo integral y pleno "debe tener un papá y una mamá".

Además, Hotton alertó sobre una posible desigualdad jurídica que podría generarse con respecto a las parejas heterosexuales: "El artículo 315 del Código Civil indica que para poder adoptar como matrimonio es necesario demostrar tres años de unión o demostrar que hay infertilidad. Dado que las parejas homosexuales son infértiles de por sí, van a tener una ventaja en cuanto al tiempo necesario para acceder a la adopción", explicó.

El juez de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, Eduardo Zannoni, evaluó, por su parte, que lo que corresponde es analizar en cada caso concreto cuál es el mejor interés del niño que se pretende adoptar. "Sobre esto no hay regla general posible y la orientación sexual del o de los adoptantes, como tal, no debe constituir en abstracto un impedimento para la adopción", indicó.

El letrado hizo énfasis en la necesidad de cuidar a los chicos que crecieron bajo el cuidado de dos personas de un mismo sexo: "Si el niño convive con una una pareja homosexual que cuida de él, que lo protege y lo quiere, sería un desatino arrancarlo de ese hogar".

Una situación de hecho. Ya sea por que uno de los integrantes de la pareja tenía un hijo previamente, porque lo haya adoptado de manera monoparental o inclusive, porque que haya sido concebido mediante inseminación artificial, los casos de parejas homosexuales que conviven con un chico, en el seno un hogar, existen.

Desde la Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans (Falgbt) advierten que la ley de matrimonio homosexual no sólo abriría posibilidades a futuro sino que regularizaría esta situación de hecho en la Argentina.

"Este tipo de familias ya se conforman, esté legislado o no el vínculo de las parejas gays. Con la nueva ley de matrimonio esos niños van a poder adquirir los mismos derechos que el resto de los chicos", indicó a lanacion.com María Rachid, titular de la federación. Entre otros, mencionó los sucesorios, de pensión y de obra social. Además, advirtió sobre la situación de vulnerabilidad que podría tener un niño si su padre biológico u adoptivo fallece, cuando hay otra persona que podría quedar a su cargo.

Sobre esta situación, la abogada Hotton argumentó que "cuando una persona fallezca la pareja también podría solicitar la adopción, de forma monoparental".

"No hace falta copiar una institución milenaria que es el matrimonio de hombre y mujer. No es discriminación llamar distinto a lo que es distinto, siempre y cuando todos los derechos de las personas estén defendidos", concluyó.

"La adopción no pasa por la orientación sexual del o de los adoptantes sino por la mejor protección del interés del niño que se quiere adoptar. Hay que evaluar los antecedentes y asegurarse que el niño sea feliz y respetado como tal", contrarrestó el juez Zannoni.

"Igualdad de derechos", "protección de los niños", son conceptos compartidos por ambas posturas. Cómo asegurarlos, es el eje de la discusión. Habrá que escuchar qué dicta la conciencia de los legisladores para conocer el devenir de la cuestión. Hasta ahora, nada está definido, y falta un largo camino hasta que ambas cámaras definan una posición. .

TEMAS DE HOYLa pelea con los holdoutsPresupuesto 2015Conflicto en Medio OrienteCrisis energética