Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Un desfile de sombreros en las carreras de caballos de Inglaterra

El evento fue en el hipódromo de Royal Ascot; además de la reina, acudieron varias personalidades de la alta sociedad europea; mirá la galería de fotos

Jueves 17 de junio de 2010 • 11:45
0
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS
El foco de las miradas no está puesto sólo en los caballos, sino también en la cabeza de los invitados. Foto: AP / REUTERS

Las carreras de caballos en el hipódromo de Royal Ascot, en Berkshire, Inglaterra, son una gran vidriera en la que se luce desde la familia Real hasta las damas de la alta sociedad europea.

Lo curioso de este evento es que se ha vuelto una tradición, tanto para las damas como para los caballeros, llevar en la cabeza sombreros o tocados muy excéntricos.

Este año, además de la reina Isabel con sus diseños florales (uno en fucsia y otro en turquesa), una de las invitadas que se destacó por su elegancia fue Sophie Rhys-Jones, condesa de Wessex, con un tocado en tonos grises.

Ciertos modelos fueron un tanto más alocados: un sombrero de la bandera alemana, otro con un cisne, un gran plato con queso y ratón incluidos y uno bastante clásico pero con diseños equinos.

El príncipe y su mujer no están presentes en la edición de este año ya que Carlos tiene prescripción médica por una infección respiratoria.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas