Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El intento fallido por la ley de divorcio

Se pensó en plebiscitar el tema; otras consultas

Domingo 27 de junio de 2010
0

No es la primera vez que un tema controvertido inspira una propuesta de convocar a un plebiscito en la Argentina. Hace exactamente 24 años los diarios hablaban de una posibilidad de consulta popular ante un tema que se debatía en el Congreso: la ley de divorcio.

"El Gobierno podría revisar su decisión inicial de no impulsar una consulta popular sobre el divorcio si continúa la ola de declaraciones, consideradas como destempladas, de parte de altos dignatarios eclesiásticos o si la marcha organizada por la Iglesia para el 5 de julio cobra un cariz de confrontación con las actuales autoridades", informaba La Nacion el 25 de junio de 1986, durante el gobierno de Raúl Alfonsín.

El tratamiento de esa ley demandó diez meses. La Cámara de Diputados comenzó a debatirla en agosto de 1986 y la sanción definitiva del Senado ocurrió en junio de 1987. Finalmente, el plebiscito no fue convocado.

En el país sólo se realizó una consulta popular general: fue el 25 de noviembre de 1984, cuando también durante la presidencia de Alfonsín, se convocó a un plebiscito para definir si la población aceptaba o no el acuerdo alcanzado con Chile para terminar con el conflicto por el Canal de Beagle.

"Queremos que los argentinos, todos los argentinos, participen tomando posición acerca de si conviene o no dar solución rápida y pacífica a un problema que ha constituido desde hace un siglo un elemento de tensión con la República de Chile –sostuvo el primer mandatario al anunciar la iniciativa–. La solución al diferendo del Beagle no sólo constituiría el final de un antiguo litigio, sino, además y sobre todo, un factor esencial para construir un futuro que se nos avecina con rapidez."

El sí obtuvo el 81,13% de los votos frente al 17,24% del no y un 1,63% en blanco, con una participación del electorado del 70,17 por ciento. El tratado pasó sin problemas por la Cámara de Diputados, donde el radicalismo contaba con mayoría de legisladores. Fue el 30 de diciembre de 1984. Terminó siendo aprobado por el Senado, tras una larga discusión, en marzo de 1985.

Reforma constitucional

Previamente a la reforma constitucional de 1994, Carlos Menem había propuesto un plebiscito. La cuestión se zanjó con lo que se conoció como Pacto de Olivos, entre el entonces mandatario y su antecesor Alfonsín. Esa reforma incluyó, entre otras cosas, la reelección presidencial, a la que aspiraba Menem, y el tercer senador por la minoría, que favorecía al radicalismo en ese entonces.

En la provincia de Buenos Aires se celebraron, por lo menos, dos plebiscitos desde 1984. En 1994, Eduardo Duhalde convocó a una consulta popular para que opinara sobre su intención de ser reelegido. En aquella elección, ganó el sí con el 60,93% de los votos. En mayo del año pasado, una consulta popular dio luz verde al municipio de Magdalena para que aceptara el pago por parte de la empresa Shell de US$ 9,5 millones por los daños ambientales provocados por un derrame en sus costas, en 1999. El 77% de la población se manifestó a favor.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas