Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Los pedidos de Máximo y de Florencia

Lunes 29 de noviembre de 2010
0

Cristina Kirchner ya definió que si tiene alta intención de voto será candidata presidencial y buscará su reelección en 2011. De eso no hay dudas. Sin embargo, la jefa del Estado aún enfrenta el pedido de sus hijos, Máximo y Florencia, que insisten en que no busque otro mandato: está muy cansada luego de cuatro años de gobierno turbulento y de la muerte del ex presidente Néstor Kirchner. Los temores de los hijos van del lado humano de la decisión. Florencia es más insistente que Máximo. Sin embargo, aun así, la Presidenta aclaró dentro de su círculo que buscará la continuidad si entrevé buenas perspectivas electorales. "Pero muchos miembros del círculo cercano a la Presidenta quieren que Florencia se calle o que vuelva a Nueva York a seguir con sus estudios de cine. Son los que saben que sin Cristina deberán dejar de disfrutar del negocio del poder", dijo un miembro del entorno de Olivos.

Una cachetada que sigue dando debates

La última sesión de la Cámara de Diputados, donde la oposición aprobó su postergada reforma del Indec, fue una ocasión que ningún diputado quiso perderse para acercarle saludos y comentarios a Graciela Camaño por su sonora bofetada al kirchnerista Carlos Kunkel. "La gente me para en la calle para felicitarme", le contaba azorada Camaño a la fila de diputados que le confesaban que les habría gustado ser ellos los que pusieran en su lugar al intempestivo legislador ultra K. "Por lo menos hoy está calladito y ya no jode más", se ufanó todavía Camaño, que decidió aprovechar al máximo el sorpresivo rédito que sacó de su trompada.

Cambio de clima en el gabinete nacional

Todos los ministros coinciden en que a un mes de la muerte de Néstor Kirchner hubo no sólo un giro político en la gestión de Cristina Kirchner (pacto social, acuerdo con el FMI, Club de París, entre otras cosas), sino que también hubo un relajamiento en el trato interno dentro del Gobierno. "Con Cristina no hay tanta crispación en el gabinete. Néstor tenía a todos zumbando. Los ministros trabajan más tranquilos. Y tienen mucha más libertad para la iniciativa propia. Claro que testean y aún están cautos para ver hasta dónde pueden llegar, pero van encontrando sus espacios", comentó a La Nacion un hombre con diálogo cotidiano con los miembros del gabinete. Prueba de esta incipiente atmósfera de libertad se vio en los últimos días, con una serie de declaraciones del ministro de Economía, Amado Boudou, respecto de la inflación y lo que entendió como un magro impacto de este fenómeno en las clases populares. Boudou recibió reprimendas de otros ministros, como Aníbal Fernández.

Ex diputados de centro, con la mira en 2011

Un grupo de diputados nacionales que representa a las fuerzas de centro y que actuaron entre los años 1997-2005 se reunirá en los próximos días en una cena recordatoria de su gestión en el Círculo de Legisladores Parlamentarios. Son los diputados de Acción por la República Domingo Cavallo, Alfredo Castañón, Jorge Baldrich, Guillermo Alchourron y Fernanda Ferrero; los demócratas Alberto Allende Iriarte, Gabriel Llano y Juan Carlos Lynch; los demócratas progresistas Luis Galvalisi, Rafael Martínez Raymonda y Alberto Natale; el federal Martín Borrelli; el de Fuerza Republicana Roberto Lix Klett; el del Paufe Miguel Jobe, y el de la UCeDé Carlos Castellani, entre otros. Se prevé un diálogo sobre el futuro político de este sector de cara a los comicios de 2011 y su eventual estrategia de alianzas.

Interpretación oficial de las internas abiertas

Un operador político clave de la Casa Rosada analizó con Cristina Kirchner y con el ministro del Interior, Florencio Randazzo, que el panorama electoral de 2011 será favorable al Gobierno por la fragmentación que hoy existe en la oposición. Según este panorama, las elecciones primarias abiertas del 14 de agosto serán casi un anticipo de las generales del 23 de octubre próximo. ¿Por qué? Porque ninguno de los candidatos presidenciales principales tendrá contrincante en su partido político y se presentarán con una virtual lista única. Son los siguientes hipotéticos casos: la Presidenta; Ricardo Alfonsín o Julio Cobos (que definirían antes la candidatura de la UCR); Mauricio Macri en Pro; Elisa Carrió en la Coalición Cívica y Fernando "Pino" Solanas de Proyecto Sur. "Ahí la elección será a suerte y si no hay competencia interna entre los partidos, la competencia se dará entre los candidatos de distintos partidos, por lo que Cristina quedará mejor posicionada", señaló uno de los analistas oficiales.

Todas las miradas en la UCR apuntan a Sanz

Mientras cobistas y alfonsinistas no pueden ocultar su disgusto por la decisión del presidente de la UCR, Ernesto Sanz, de coquetear con una candidatura presidencial, muchos radicales muestran por lo bajo su entusiasmo por el senador mendocino. Los comentarios son reservados, porque ninguno sabe si finalmente no tendrá que terminar golpeando la puerta de Julio Cobos o de Ricardo Alfonsín, pero este fin de semana el senador Mario Cimadevilla (UCR-Chubut) ya se animó a apoyar públicamente a Sanz. "Su figura está experimentando un fuerte crecimiento dentro del partido y no son pocos los que la encuentran como una opción seria e interesante frente a las que ya están instaladas", confesó flamante integrante del Consejo de la Magistratura, el primero en anotarse un poroto con el presidente del partido y eventual contrincante de Alfonsín y Cobos en una interna para definir el candidato presidencial que tendrá la UCR para competir en 2011.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas