Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
 
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Las restricciones al comercio / Repercusiones de una medida oficial

Preocupación empresaria por las barreras a la importación

Economía

Temen que hagan subir los precios y limiten la disponibilidad de algunos productos y bienes intermedios

 
 

Faltantes de productos, subas de precios y retrasos en la llegada de innovaciones tecnológicas serán algunas de las consecuencias de las nuevas barreras a la importación que anunció ayer el Gobierno, según empresarios y economistas consultados por La Nacion.

Los sectores alcanzados por las licencias no automáticas (vehículos y autopartes, textiles, tecnología, electrodomésticos, metalúrgicos, químicos y vidrio) trataban ayer de determinar el impacto que la medida tendrá en cada uno. Mientras la mayor parte de los industriales nacionales, impulsores de la decisión, la seguían celebrando, en otros ámbitos crecía la incertidumbre.

En el sector tecnológico, las empresas multinacionales de primera línea prevén encarecimientos y faltantes de notebooks y netbooks de marcas líderes, y demora en la llegada al país de las novedades tecnológicas. Además, existe la duda acerca de la condición en la que está el producto estrella del sector, las PC tablet, y si quedó o no comprendido dentro del sistema de "administración del comercio".

Las automotrices que desde hace algunas semanas tienen retenidos en la Aduana los autos de alta gama que pensaban importar recibieron la resolución del Ministerio de Industria con una mezcla de escepticismo y alivio. Dado que esos vehículos siguen sin poder ingresar en el mercado argentino, algunos celebraron que ahora se sepa con exactitud cuál es el alcance de las restricciones. "Seguimos todos con las importaciones bloqueadas sin importar la cilindrada (uno de los límites que pone la nueva normativa para las licencias no automáticas). Pero al menos ahora, con la resolución de ayer, ya sé cómo moverme, cuándo empieza a regir y cuáles son las excepciones", dijo un gerente de una automotriz europea.

Una versión que se escuchó en el sector es que las terminales que además de importar producen en la Argentina tendrían una especie de "licencias casi automáticas" y que no sufrirían retrasos al realizar un permiso de importación.

Otro frente en que serán afectadas es el de las restricciones para traer autopartes, ya que muchas importan los componentes de proveedores de gran escala instalados en Brasil y se quejan de que no son piezas fácilmente reemplazables (al menos con la misma calidad) en un plazo tan corto.

Hernán Dietrich, CEO de la cadena de concesionarios que lleva su nombre, explicó que "las medidas tomadas no favorecen a la industria local automotriz; ningún auto proveniente de afuera va a reemplazar los de producción nacional.Restringir la entrada de autos del exterior lo único que va a generar es que el consumidor no tenga la posibilidad de adquirir un auto de primera gama".

Insumos industriales

Las nuevas restricciones, que comenzarán a regir dentro de 20 días, también impiden que muchas industrias locales puedan seguir adquiriendo algunos insumos importados necesarios para su proceso productivo. "Esta medida afecta a industrias locales como las de tornillos, vidrio, matrices y papeles, que necesitan de productos importados para poder producir", explicó el presidente de la Cámara de Importadores de la República Argentina (CIRA), Diego Pérez Santisteban. "Si hubiese en la Argentina una capacidad para sustituir las importaciones apoyaríamos que esto se haga, pero acá se está forzando una situación que es insostenible, y eso preocupa", agregó.

No sólo preocupa a los industriales, sino también a los especialistas que, si bien creen que es importante la protección de la industria local, también consideran que esta medida va a tener efectos contraproducentes. "Estas medidas van a perjudicar a los consumidores locales porque va a haber un aumento de precios, y a las industrias que utilizan insumos y productos intermedios de afuera para elaborar el producto final", explicó Fausto Spotorno, economista del estudio Orlando Ferrers y Asociados.

Por su parte, el economista Marcelo Lascano también afirmó que "las importaciones sirven para actuar como shock; si las eliminamos, esto va a llevar a una baja en la oferta, generando un aumento de precios". Por su parte, María Castiglione, de la consultora C&T, explicó que "los productos de afuera frenan la suba de precios; si eso se elimina, no habrá oferta suficiente para absorber la demanda, por lo que los precios van a subir".

En el Ministerio de Industria sostuvieron que las licencias no automáticas, un mecanismo previsto por la Organización Mundial de Comercio (OMC), se tramitarán con mayor agilidad porque en dos semanas se informatizará el trámite, que hasta ahora se realizaba íntegramente en papel. "Ojalá así sea, para que se agilicen los trámites", opinó Pérez Santisteban, de la CIRA..

Candelaria CeruttiLA NACIONCon la colaboración de Oliver Galak y José Crettaz
TEMAS DE HOYNarcotráficoInseguridadFeria del LibroLos números del IndecElecciones 2015