Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Entrevista

"Lo que pasa con el reaseguro no ocurre ni siquiera en Venezuela"

Economía

El CEO de la aseguradora alemana Allianz rechaza la prohibición de cubrir riesgos en el exterior

Por   | LA NACION

Edward Lange

Profesión: administrador de empresas

Edad: 40 años

Origen: California, EE.UU.

Carrera en la empresa : trabaja para Allianz desde 1995. Desde 2005, es CEO de la firma en la Argentina.

Allianz Argentina: llegó al país en 1988. Facturó $ 794 millones en 2010, creció 33,3% en ventas y tuvo un resultado operativo de 68 millones.

Grupo Allianz: se fundó en 1890 en Alemania. Hoy, el grupo está en más de 70 países, con 70 millones de clientes e ingresos anuales por más de 100.000 millones de euros, con un patrimonio neto de 50.000 millones.

La inflación pasó a ser una segunda preocupación para Edward Lange, CEO en la Argentina de la aseguradora alemana Allianz. Ahora, el principal problema que da vueltas en su cabeza es la resolución de la Superintendencia de Seguros de la Nación, que dispuso que las aseguradoras sólo podrán contratar reaseguros en empresas que estén instaladas en el país y acrediten tener un determinado capital mínimo.

"Esto no ocurre ni siquiera en Venezuela", afirmó Lange, en diálogo con La Nacion y en referencia a la nueva norma publicada el lunes pasado en el Boletín Oficial, que comenzará a regir el 1° de septiembre. Aún sorprendido por la noticia, no cree que se trate de una medida para controlar el lavado de dinero, como esgrime el Gobierno.

"Se va hacia la estatización del reaseguro", opina el ejecutivo. "Es muy difícil que en estas condiciones vengan compañías reaseguradoras aquí, así que no se ve otro formato final que la participación del Estado", explica.

La filial local de Allianz, la mayor aseguradora del mundo en facturación por primas, invirtió recursos propios por US$ 19 millones, entre otros motivos, para mudarse a un nuevo edificio. Aunque exhibe muy buenos resultados, su CEO desliza que, si se hubieran enterado antes de lo del reaseguro, habrían demorado el desembolso.

-¿Cómo manejan la brecha entre costos que crecen con la inflación y primas que aumentan a menor velocidad?

-Con contención de gastos; lo que es difícil cuando el grueso de ellos son sueldos. Nosotros pagamos por arriba de lo acordado en los convenios, pero igual siempre tenemos que estar atentos a los ajustes. Tratamos de compensar con otro tipo de riesgos todo lo que no podemos trasladar al consumidor final. Afortunadamente, la compañía incorpora permanentemente nuevos productores, con lo que aumenta nuestro volumen de seguros.

-¿Cómo es su cartera?

-Un tercio es grandes riesgos (responsabilidad civil de grandes empresas, transportes, incendios); otro tercio, automóviles (el principal riesgo del mercado argentino) y otro tercio, todas las demás líneas personales (hogar, integrales de comercio, consorcios y seguros agrícolas).

-¿En cuál de las tres les pega más la inflación?

-En automóviles, porque el costo de la reparación, de las partes y el gasto médico está pegado a la inflación. En los grandes riesgos, como están en dólares, es menos impactante, a pesar de que las grandes empresas se quedaron atrasadas en las sumas aseguradas. Hoy la mitad de los siniestros que pagamos tienen infraseguro. Y en la cartera, dos tercios tienen sumas aseguradas que están por debajo de lo que costaría pagar un siniestro.

-¿Tienen otro problema mayor que la inflación en el país?

-Ahora salió una nueva resolución en el Boletín Oficial, que modifica el mercado de reaseguro, y que para nosotros y la mayoría de las aseguradoras no es implementable. Impone que el reaseguro se haga solamente con compañías establecidas en la Argentina, cuando hoy el 100% se hace con los grandes reaseguradores mundiales de EE.UU. y Europa, grupos con mucha espalda que a su vez se reaseguran y diversifican el riesgo.

-¿Cuál fue el argumento?

-Lo que quieren es evitar que todo ese flujo de dinero se vaya al exterior.

-¿Y eso es posible?

-Creo que no. Bueno, posible es posible, pero tiene una serie de consecuencias que son bastantes complejas. Primero, esta resolución se superpone con acuerdos bilaterales vigentes que están por encima de ella. Hoy uno tiene confianza porque tiene el respaldo de compañías que tienen una espalda de US$ 45.000 millones, pero si vas a reasegurarte con una local, ya no sabés si contás con esa tranquilidad. Hoy acá no existe una compañía con esa solvencia.

-¿Se les explicó por qué se tomó esta medida?

-Algunos interpretan que esta resolución, que no fue discutida ni consensuada en el mercado, es un retroceso a lo que fue el Inder [Instituto Nacional del Reaseguro, que aún hoy está en liquidación], que colapsó y dejó deudas por arriba de US$ 2000 millones. Era un reaseguro monopólico del cual se salió hace unos años y se abrió al mercado internacional.

-¿Se apela a una nueva caja, como la de las AFJP?

-Esa es una interpretación del nuevo superintendente, que no viene de la industria. Dijo que, de los US$ 1500 millones anuales que se van por reaseguro, hay que dejar algo en el país. Pero de toda esa prima, hay que descontar los siniestros que se producen, así que entre lo que sale y lo que reintegran en pago de siniestros queda un neto de 100 millones.

-¿Qué dice la resolución en sus considerandos?

-Hablan de un mayor control para evitar el lavado de dinero. Y justo en estos días el ministro de Economía, Amado Boudou, está mostrando ante organismos internacionales acciones contra el lavado. Pero eso no es necesario, porque todo el dinero que sale por reaseguro pasa por la firma del Banco Central y la Superintendencia.

-¿Cuál será su efecto?

-Pierde el consumidor. Habrá aumento en los costos, porque si hay que buscar un reasegurador local la oferta va a estar limitada y habrá que buscar intermediarios. Y habrá menor solvencia en las aseguradoras, porque si no encuentro un buen reaseguro, es posible que deba dejar grandes riesgos sin asegurar.

-¿Se viene el armado de una reaseguradora estatal?

-Si no existiera capacidad de que viniera de afuera, seguramente será alguna compañía armada por el Estado, algo parecido a lo que fue el Inder. Obligan a un capital mínimo de US$ 5 millones, pero eso es sólo para abrir la ventanilla, porque una vez que arrancás, no podés asumir reaseguros con ese dinero. Así que no se ve otro formato final que la participación del Estado. Si no se ponen otras compañías, se va hacia la estatización del reaseguro.

-¿Cómo es el reaseguro en el resto del mundo?

-El mundo tiene un reaseguro igual que el que había acá hasta hace una semana. Esto no ocurre ni siquiera en Venezuela.

ESTADÍSTICAS FALSAS, DIFÍCIL DE ENTENDER PARA UN ALEMÁN

El estereotipo del alemán remite a alguien estructurado, previsor, apegado a las reglas y con visión de largo plazo. Por eso, es fácil imaginar la cara de asombro que deben poner los directivos de la casa central de Allianz, en Alemania, al enterarse de los abruptos cambios de normas en la Argentina. Si bien Edward Lange no nació allí, los conoce bien, y destaca que lo más difícil de explicarles es cómo hay una inflación real y otra oficial manipulada.

-De todo lo que sucede aquí, ¿qué es lo que más sorprende en su casa central?

-Los directivos alemanes no pueden entender por qué acá hay dos inflaciones. Nos causa muchos problemas el tema del índice oficial de inflación que define el CER y los préstamos garantizados que se ajustan por CER (70% de nuestras inversiones están con préstamos garantizados), porque si consideras que la real es de 17 y la oficial, de 7, son aproximadamente $ 10 millones anuales que a mí se me van sólo porque se usa un índice irreal. Hay compañías que pierden mucho más.

-¿Y cómo se adapta un alemán a esta realidad?

-Es muy difícil, pero si querés estar en mercados con estas volatilidades, tenés que asumir sus riesgos propios también. Eso sí, tengo que justificar permanentemente cada inversión, más que el CEO que está en Colombia, debido a que este país tiene un alto riesgo. Y tome en cuenta que no pongo de ejemplo a Chile, sino a Colombia..

TEMAS DE HOYLa pelea con los holdoutsPresupuesto 2015Conflicto en Medio OrienteCrisis energética