Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Deportiva

 
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

El seleccionado

Es mentiraque juegopoco en Barcelona

Deportiva

Javier mascherano, uno de los mayores referentes del conjunto nacional, defiende su regularidad en un equipo de estrellas como el catalán y advierte que copiar su estilo requiere tiempo suficiente

 
 

NUEVA JERSEY, Estados Unidos.- Desde el balcón del primer piso que da al hall central del Westin Jersey City Newport, hace el gesto de aprobación para que el hombre de seguridad, vestido con un holgado traje negro, permita el acceso a la escalera. Apenas se da el encuentro con La Nacion, Javier Mascherano ofrece hacer la entrevista en un salón donde se encuentra un sillón marrón como para comenzar con la charla. Viste la ropa de entrenamiento, pero en vez del buzo azul tiene una camiseta blanca de mangas cortas, una muestra de lo calefaccionado que está el ambiente respecto de la fría temperatura exterior.

Enseguida queda en evidencia que el capitán del seleccionado estaba esperando la pregunta para aclarar un tema: su falta de continuidad en Barcelona, equipo en el que desembarcó en agosto pasado en busca de un nuevo desafío personal. "Me encanta la pregunta. Es evidente que en Argentina se habla mucho de que no juego. Sin embargo nadie tiene en cuenta que no es así. De lo que representa jugar en el medio campo de Barcelona, que es el mejor equipo del mundo. De la competencia que hay. De que si no juego yo están Busquets, un fenómeno en su puesto, Keita? Y también Kavi e Iniesta, que deben ser los mejores generadores de juego del mundo", dice quien ahora vive en las afueras de la Ciudad Condal, junto con su esposa Fernanda, y sus hijas Lola y Alma.

-Vamos por partes. ¿El cambio a Barcelona te favoreció?

-En el fútbol, o incluso en la vida, tenés dos maneras de ver las cosas. Me podía haber quedado en Liverpool, donde todo era muy fácil y nadie me iba tocar. Pasara lo que pasara, nadie me iba a sacar el puesto. En Liverpool se me perdonaba cualquier cosa, tenía un buen contrato, y eso no estaba en mi mentalidad. En mi mentalidad está superarme y esforzarme por mejorar en mi profesión.

-Pero no sos el volante central titular.

-Je, je, es evidente que está instalado que no tengo regularidad en Barcelona y es mentira que juego poco. Es discutible. Jugué 31 partidos desde que llegué. Estoy muy cómodo y conforme con los minutos que tengo. He jugado partidos y muchos importantes. Tengo el respaldo y la confianza del entrenador, pero hay que entender que está Busquets, que es ideal para la filosofía de Barcelona, tiene quite, buena técnica y parece haber nacido para jugar en Barça.

-¿Qué cosas te modificó estar en el equipo admirado por todos?

-En lo futbolístico cambió bastante para mí. Barcelona tiene una cultura de juego. Hace años que juega de esa manera y quizá sea bastante diferente de lo que me tocó en mi carrera. Soy un jugador que se impone a partir del despliegue y lo físico, pero bueno, todo esto lo hablé con el entrenador Guardiola. Él me dijo por qué me había seguido en los últimos años y qué pretendía de mi de acá para adelante. Afianzar mis puntos fuertes y adquirir otras cuestiones que se van a ir dando con el tiempo. Mi función sigue siendo defender, pero participando mucho más en el juego y en la circulación de la pelota.

-Checho dice siempre que hay que imitar a Barcelona y Messi advierte que está bien la búsqueda, pero que no se puede comparar. ¿Qué opinás?

-Barcelona lleva 20, 25 años o más jugando de esa manera. Con los títulos obtenidos por Barcelona en los últimos años, obviamente que atrapa y gusta. Pero esa idea que se ve se practica en las inferiores desde hace años. Me parece bárbaro que el técnico de la selección tenga esa idea, esa búsqueda. Pero no es lo mismo para una selección que tiene poco tiempo para entrenarse. Pero soy optimista: con el correr del tiempo y en cuanto más profundidad le demos a la búsqueda podremos alcanzarlo.

-A veces, a la distancia, con más tiempo para analizar, se sacan mejores conclusiones de lo que pasó en Sudáfrica. ¿Hiciste el ejercicio?

-El análisis, sin dudas, es difícil cuando uno pierde porque uno quiere ganar cosas y mucho más un Mundial para el que uno se prepara durante cuatro años. Tengo la idea de que por momentos jugamos muy bien, pero en el partido clave con Alemania fuimos superados por un gran rival. Nunca le encontramos la vuelta al partido. Ellos fueron superiores, desde el gol tempranero hasta el final. El rival jugó su gran partido y nosotros todo lo contrario. Pero es difícil hablar de eso, porque todas las ilusiones se fueron al tacho.

-¿Coincidís con el análisis de que te dejaron solo en el medio campo para aguantar a los alemanes?

-Escucho y leo mucho. Cada uno tiene derecho a opinar... En ningún momento me sentí solo, ahora bien, que nos sentimos superados y que nos pasaron por todos lados es cierto. Alemania jugó a la perfección, le salió el partido soñado, jugando de contraataque con jugadores muy importantes para eso, manejando el partido. Pero no vale la pena seguir buscando excusas e insistir sobre cosas del pasado. También dicen que no juego nunca en Barcelona y no es verdad.

-¿La Copa América sirve para sacarse la espina de Sudáfrica?

-En el fútbol, lo que se perdió, se perdió. Hay que dar vuelta la página y buscar nuevos objetivos. En definitiva siempre hay que tratar de mirar para adelante, ponerse nuevos objetivos y trabajar. Superarse.

NUEVA JERSEY, Estados Unidos (De un enviado especial).- El comentario había pasado de boca en boca. Cada vez más gente en el lobby del Westin Jersey City Newport y todos comienzan a alterarse. "Queremos ver al seleccionado". Son los argentinos que se acercaron a esta zona bien exclusiva de la ciudad, donde la Argentina se enfrentará con EE.UU. en un amistoso que servirá de preparación para la Copa América que en julio próximo se disputará en nuestro país.

Por aquí se espera para hoy una temperatura aproximada de cero grado. Y el partido comenzará a las 20 de nuestro país en el estadio New Meadowsland, un escenario que costó 1,6 billones de dólares según la información entregada por los organizadores. El estadio estará cubierto en un 85 por ciento de la capacidad que se puso a la venta (77.000), con precios variables entre los 40 y 400 dólares.

En el campo de los Giants y Jets de Nueva York, el crack argentino Lionel Messi jugará como centrodelantero por segunda vez, como lo hizo en Ginebra frente a los portugueses. "Es una posición en la que no sólo define sino que participa en la generación de juego. La idea es que tome contacto con la pelota el máximo tiempo posible", dijo Batista ayer. Lo hizo en una conferencia de prensa que tuvo una presencia especial: la de Mario Alberto Kempes, destacado por la cadena ESPN. Como acompañantes de Messi, el entrenador insistirá con otros dos rosarinos: Angel Di María y Ezequiel Lavezzi, puntas del Real Madrid y Napoli, respectivamente.

El mediocampo será el predilecto del técnico: Ever Banega, Javier Mascherano y Esteban Cambiasso; mientras que en la defensa Marcos Rojo -20 años, debutante el partido pasado- repetirá la misión de reemplazar en el lateral izquierdo al apartado Gabriel Heinze. La línea de fondo se completará con Zanetti (cumplirá 140 partidos con la selección), Nicolás Burdisso y Gabriel Milito en la zaga; mientras que en el arco Mariano Andújar regresará por el lesionado Sergio Romero.

En orden de importancia, Batista desplazó la Copa América Argentina 2011 con respecto al Mundial, aunque asumió la "obligación del éxito" por la condición de local. "Ganarla es importante porque nos daría mucha confianza pero está dentro de un proceso", aseguró el DT. Con sus obligaciones a cuestas y con el frío de la ciudad como compañía permanente, el seleccionado saltará otra vez a escena.

... GUARDIOLA

Por lo que llevo visto ahora, es un técnico que pregona el toque, tiene muy claro qué partido hay que llevar adelante al salir a la cancha. Da muchas soluciones. Me asombra que en dos años y medio que lleva como entrenador tenga tan claras las cosas, eso habla de un entrenador distinto. Más allá de estilos diferentes, me recuerda a Bielsa por la pasión y el fanatismo.

... MESSI

En lo futbolístico está claro que resuelve más que cualquiera de nosotros. Encontró su lugar en la selección. No hablo de su posición en la cancha: hablo de lo humano. Su lugar en el grupo, sabe todo lo que genera en sus compañeros, la admiración que sienten por él y todo lo que representa para el plantel. Él sabe que tiene su lugar acá y queda en él saber cuál es su techo. Todavía no llegó a ese techo. Más allá de todo lo extraordinario que ya hizo, puede hacer más cosas por la selección y por Barcelona.

... SER TÉCNICO

Por qué no, es una posibilidad. No sé si estoy capacitado para serlo. Me quedan algunos años y sobre todo me va a servir la experiencia para intentarlo. Me encanta mirar videos, pero no soy un obsesivo, cada cosa a su tiempo..

Por Martín Castilla Enviado especial
TEMAS DE HOYInseguridadLos números del IndecFrente Amplio UNENPapa FranciscoRicardo Bauleo