Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Aumenta la violencia contra los chicos

Según la Corte Suprema de Justicia, se agravan año tras año las estadísticas; en Santa Fe y en Chaco asesinaron y violaron a dos niñas

SEGUIR
LA NACION
Lunes 21 de noviembre de 2011
0

La muerte de Tomás Dameno Santillán , el chico de 9 años encontrado asesinado a golpes el jueves pasado en las afueras de Lincoln, hecho por el cual fue detenido su padrastro, Adalberto Cuello, acusado de ser el homicida, no es un caso aislado. Según datos de la Corte Suprema de Justicia, la violencia doméstica -en muchos casos ejercida contra los niños- no detiene su crecimiento en el país.

El dato es preocupante: sólo durante septiembre de este año se registraron 708 casos de violencia doméstica en el país, 54 casos más que en el mismo período del año pasado y casi 200 más que en septiembre de 2009, según el último informe de la Oficina de Violencia Doméstica de la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

En el 27% de estos casos, las víctimas fueron menores de 18 años, y de ellos, el 13% fueron niñas. Hay más cifras alarmantes: según la ONG La Casa del Encuentro, en lo que va del año, 18 menores fueron asesinados por violencia de género.

Los últimos casos se produjeron este fin de semana. Ayer, en Santa Fe, una niña de tres años fue violada y asesinada a golpes presuntamente por su padrastro, mientras que en Chaco una chica de cinco años también falleció tras ser violada, presuntamente por su tío.

De acuerdo con el informe de la Corte Suprema de Justicia, en el 91% de los casos denunciados últimamente existió violencia de tipo psicológico; en el 67% se llegó a la violencia física; en el 31% hubo violencia económica, y en el 13% de los casos hubo violencia sexual.

"Somos una sociedad bastante violenta, donde los adultos no tenemos una cultura de cuidado hacia los niños ", aseveró a La Nacion la directora general de Programas Descentralizados del Consejo de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes del gobierno porteño, Noris Pignata. Para la especialista, "cada vez se conocen y salen a la luz más episodios" de violencia contra los chicos.

Según Pignata, casi la mitad de los 20.000 niños que son atendidos en la Capital por el Consejo tras haber sido vulnerados sus derechos es por cuestiones de violencia intrafamiliar de distintos niveles. De éstos, unos 700 u 800 casos son considerados graves, donde es necesario separar a los chicos de su medio familiar.

"Que cerca del 50% de los casos no sea por problemas con terceros sino por violencia familiar es algo realmente preocupante. Llama la atención que en esa cantidad de situaciones corra riesgo la integridad de los niños", subrayó la especialista.

A la hora de buscar las causas de este tipo de violencia, Pignata señaló que "existe una gran cantidad de componentes individuales, como puede ser que el sujeto que hoy golpea pueda haber sido una víctima, a su vez, en algún momento de su vida, o, como también se advirtió últimamente, casos de violencia cruzados con enfermedades mentales".

Para la especialista, la condición socioeconómica no suele ser una variante de relevancia. "En casos de violencia cruzados con pobreza es incluso más fácil el abordaje, porque en cuanto uno trata la cuestión económica puede trabajar luego el tema de la violencia con más tranquilidad", explicó.

Recurrir a una persona de confianza, un lugar donde resguardarse y sentirse seguro: para Pignata, la posibilidad de contar lo sucedido a alguien es una herramienta de gran ayuda en este tipo de situaciones. "Cualquiera que se dé cuenta de que algo está pasando y que no es bueno para los niños debería buscar ayuda en cualquier persona que le merezca confianza. No debe quedarse solo ni guardarse la angustia. No necesariamente debe recurrir a un organismo público. Puede ser un amigo, un familiar. Y, en todo caso, haber podido hablarlo servirá de puente para acceder al resto de los servicios, como puede ser alguna institución", aconsejó Pignata.

Casos que inquietan

En tanto, una menor de tres años fue violada y asesinada a golpes presuntamente por la pareja de su madre, que huyó hacia la zona de montes, donde fue detenida horas después por la policía, en el paraje Guadalupe Norte, 25 km al norte de la ciudad de Reconquista, departamento de General Obligado, en la provincia de Santa Fe.

La víctima fue identificada como Keila Geraldine Rojas. El sospechoso es Rolando Ramírez, de 20 años. La madre, Ana María Guzmán, de 19, hacía tres meses que había arribado a la zona junto con su pareja y su hija, procedente de Rosario.

La autopsia, ordenada por el juez de Instrucción de Reconquista, Virgilio David Palud, reveló que la menor tenía cinco costillas fracturadas, una grave lesión en el hígado y uno de los pulmones muy dañado, producto de los golpes que le propinó el homicida.

Por otra parte, en Chaco, una niña de cinco años fue encontrada muerta con signos de haber sido violada en un paraje de la localidad de Tres Isletas, hecho por el que la policía detuvo como posible autor del crimen a su tío, de 17 años, lo que provocó una gran conmoción entre vecinos y familiares.

DATOS PREOCUPANTES

708 casos de violencia doméstica Esta cantidad fue denunciada en septiembre pasado en el país, 200 más que en el mismo mes de 2009, según la Corte Suprema de Justicia.

27%las víctimas fueron menores El 13% niñas y un 14% niños. Según la ONG La Casa del Encuentro, en lo que va del año 18 menores fueron asesinados por violencia de género.

91%Violencia psicológica Así se constató en el total de casos denunciados. En tanto, en el 67%, hubo violencia física; en un 31%, económica, y en el 13%, sexual.

2niñas violadas y asesinadas En el fin de semana se produjeron dos hechos aberrantes en Santa Fe y en el Chaco.

Con la colaboración de José E. Bordón

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas