Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Sabbatella, lejos de Scioli y "en sintonía" con Mariotto

Política

Se define como un opositor al gobernador, pero elogia al vice

Por   | LA NACION

"Somos opositores a Scioli, pero con Mariotto tenemos mucha sintonía." La frase del diputado nacional Martín Sabbatella no sólo reitera las críticas lanzadas antes y durante la campaña bonaerense contra el gobernador Daniel Scioli.

También habla de un presente de vínculos reforzados con su vice, Gabriel Mariotto, a quien sí reconoce una "identidad" con el pensamiento de la Presidenta. Pero, sobre todo, anuncia un futuro en el que espera ser parte de la construcción de una fuerza de neto corte kirchnerista. En otras palabras, una fuerza donde sí estará Mariotto, pero no Scioli.

"Creemos que el kirchnerismo tendría que parir una gran fuerza política y social que lidere Cristina [Kirchner] y exprese este rumbo", sostiene el ex intendente de Morón, convencido de que, en los años que faltan para 2015, la "profundización del modelo" reactivará la oposición de sectores que "quieren frenar el cambio", algunos de los cuales identifica dentro del Frente para la Victoria. Cuando se le piden nombres, no duda: "Scioli y [Juan Manuel] Urtubey", dice, por el gobernador de Salta.

Sabbatella y su partido, Nuevo Encuentro, continúan un proceso de asimilación con el Gobierno que empezó durante el conflicto con el campo y terminó de definirse poco antes de la muerte del ex presidente Néstor Kirchner.

"Somos una de las fuerzas que componen el universo kirchnerista. El Frente para la Victoria [FPV] es otra. De hecho, se puede ser tan kirchnerista desde Nuevo Encuentro como desde el FPV", sintetiza hoy el diputado, que hace una semana compartió un acto sobre políticas públicas con Mariotto, en Esteban Echeverría. Junto con funcionarios de la Casa Rosada. Y sin Scioli.

"Que nosotros podamos pensar políticas públicas comunes con Mariotto no tendría que asustar. Es razonable que suceda porque coincidimos en muchas cosas", enfatiza el diputado. Si no asusta, la foto entre ambos, por lo menos, resulta incómoda en La Plata: una semana antes, Mariotto tuvo que cancelar a último momento un acto compartido.

Un año con alegrías

El diputado Sabbatella, que recibió a LA NACION tras participar en Uruguay de un encuentro de la Red de Mercociudades, se prepara para cerrar un año de "intensas alegrías", entre las que privilegia el "Cristinazo", como define al resultado de la elección presidencial del 23 de octubre, y el crecimiento de su partido.

"Nuevo Encuentro va a tener bloques de diputados y senadores nacionales, de legisladores bonaerenses y porteños, más la intendencia de Lucas Ghi en Morón", completa, confiado en el futuro.

En las legislaturas, ese conjunto espera trabajar cerca de los nuevos diputados de La Cámpora y los incondicionales de la Presidenta. La relación con el ala pejotista del Frente para la Victoria aparece más complicada. Sabbatella se muestra optimista.

"Habrá un ordenamiento de los actores políticos: la Argentina seguramente empezará a discutir un camino de consolidación de este rumbo y otros sectores pensarán una restauración conservadora."

-¿Allí coloca al gobernador?

-Scioli representa una matriz de pensamiento absolutamente distinta del gobierno nacional. Con Mariotto tuvimos estrategias electorales distintas, pero tenemos mucha sintonía. La provincia necesita construir una alternativa que exprese con mayor sintonía lo que está pasando en la Argentina. Es posible que, desde distintos lugares, busquemos unirnos.

-¿Mariotto y Scioli van a terminar chocando?

-No puedo contestar por ellos. Es imposible pensar el proceso político de manera lineal. Van a existir estas discusiones y dudas? [piensa y luego ríe] estas «imperfecciones», si queremos decirlo de alguna manera, porque es parte de un momento muy intenso que atraviesa a las distintas fuerzas políticas. Porque el kirchnerismo produjo un debate profundo y recuperó la centralidad de la política. Y al calor de esas discusiones hizo saber quién es quién y qué intereses defiende. Hay que tener paciencia..

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYEugenio ZaffaroniProtesta policialCristina KirchnerLa pelea con los holdoutsAFIP