Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Apareció sin vida el cuerpo de Lucas en uno de los vagones del tren

Sociedad

El hallazgo fue después de 57 horas sin rastros del joven de 20 años; se le realizó una autopsia y sus familiares reconocieron los restos en la Morgue Judicial

Después de 57 horas sin rastros de Lucas Menghini Rey, un joven de 20 años, desaparecido tras el accidente del miércoles pasado en la estación de Once , fue hallado sin vida entre el tercer y cuarto vagón del tren.

"El cuerpo estaba en el fuelle que separa el tercer y cuarto vagón", confirmaron a LA NACION fuentes de la investigación. Tras revisar las cámaras de seguridad de la estación de San Antonio de Padua, donde subió Menghini Rey, se volvió a buscar en el vagón donde subió la víctima.

Según confiaron fuentes de la investigación, el cuerpo se encontraba en un espacio de 30 centímetros de espesor. Antes del accidente ese lugar medía alrededor de un metro y medio. "Estaba aplastado de una manera que no podía ser percibido en una búsqueda del personal. Se enviaron a los canes para un rastreo más profundo", explicaron los miembros del operativo.

En el lugar donde fue hallado el cadáver se encontró una mochila que contenía el documento de Menghini Rey y las que serían sus pertenencias.

Pasadas las 19.30 los restos de Lucas fueron retirado por bomberos, custodiados por policías, por la parte trasera de la estación de Once. Personal de Infantería, con escudos, acompañaba al equipo de rescate, en prevención de posibles incidentes de parte de familiares y amigos que se manifestaron en el hall de la estación.

El cuerpo fue llevado a la morgue, donde después de las 20 se le realizó una autopsia. Pasadas las 21, sus familiares realizaron el reconocimiento del joven, confirmaron fuentes judiciales a la agencia Télam. Paolo, el padre, y un tío del muchacho cumplieron con el doloroso trámite en la Morgue Judicial.

Video: Vista aérea del tren

Una búsqueda desesperada

"No vamos a descansar hasta que Lucas no aparezca. Nadie desaparece. Les pido a todos que no paren de buscar a Lucas", era el pedido de María Luján, madre de Lucas, quien viajó en el tren que chocó el miércoles en Once y está desaparecido desde entonces.

"Hablé con alguien que vio a Lucas vivo, muy shockeado, ensangrentado, con un cuello ortopédico, en una camilla. Puede ser que Lucas no esté pudiendo decir su nombre", explicó. La familia atravesó un calvario circulando por hospitales, morgues y hablando en forma permanente con la prensa, además de soportar las versiones que daban cuenta de que el joven estaba con vida.

Video: Lo encontraron en el cuarto vagón del tren

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYCambios en el Banco CentralLa reforma del Código CivilJuan Carlos FábregaArgentina en desacato