Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Ética, equilibrio y arte

Un poco de física cuántica, ?otro ?de budismo, ?otro de filosofía ?y otro de psicología juntos hacen milagros

Martes 28 de febrero de 2012
SEGUIR
PARA LA NACION
0

Creo que la salud humana tanto mental como emocional, afectiva, social, incluso económica y política, se puede resumir en tres términos: ética, equilibrio y arte. Etica en el pensar, en la decisión, en cómo actuamos. Equilibro en el funcionamiento de los cinco aspectos que conforman un ser humano. Arte en el modo de actuar en el mundo", reflexiona la médica Susana Zugman, investigadora y autora del libro Cómo sufrir menos y ser más felices .

La verdad une . "Es un enfoque ético y religioso que puede ser compartido por todos los seres humanos. Viene en mi apoyo el filósofo Karl Jaspers, que sostuvo que la salida ética y cultural de la humanidad no es una sola cultura, religión o idioma, sino una comunicación entre todos para encontrar puntos comunes, fruto de la buena voluntad, de la comprensión y del uso completo de la facultad de pensar. Porque la verdad suprema humana es la que nos une." Para reafirmar su teoría, Zugman imagina un triángulo equilátero donde en el vértice superior, como rectora de todo, está la ética, y en los otros dos vértices, el equilibrio y el arte.

Sabiduría espiritual. "Etica es sinónimo de espiritualidad, es no hacernos daño a nosotros mismos ni a los demás. Es pensar con sabiduría espiritual, con plena bondad, amor a todo lo que existe, compasión, alegría y sin discriminación", sigue. Para la terapeuta, la ética es la base de la cultura humana. Cultura humana que no sólo significa conocimientos informativos, como aprender a hablar, matemática, cómo hacer una mesa, ingeniería, química, literatura, etcétera. Para ella cultura humana es, en primer lugar, ética.

Totalidad. "Los seres humanos debemos comprender que todo y todos somos parte de una totalidad. Es ese poder superior que en las religiones monoteístas se denomina Dios, en la física cuántica lo explican como una totalidad básica y la filosofía griega lo llama Ser, con mayúscula."

Encontrar los puntos comunes. "Entonces, hay que honrar la vida, apreciar ese regalo milagroso que es nacer y vivir, realizar buenas acciones, renunciar a lo que es malo para uno y los demás y no dañar a otros seres vivos ni a la naturaleza. Hay que entender que la piel es un límite relativo, no absoluto, porque dañar a otro es dañarse a uno mismo."

Los cinco aspectos de la armonía. "En los seres humanos, equilibrio significa armonía en sus cinco aspectos. El primer aspecto, o comando general, es donde se localiza la voluntad, la dirección, lo que uno decide hacer en su existencia. Luego, el pensar: lógico, racional, intelectual, interesado en adquirir conocimientos, para lograr la armonía habrá que tener una actitud política y social beneficiosa para uno y para los demás, aprender meditación. El tercer aspecto es el corporal, para el que hay que usar positivamente el cuerpo alimentándolo con comidas sanas y sumar trabajo productivo, actividad física y descanso. Después, el sentir: la armonía se da a través del amor sano, la comprensión del sufrimiento ajeno y la búsqueda de caminos para el placer y la alegría. Por último, el equilibrio en el actuar: vivir es actuar, trabajar la mente y el cuerpo, moviéndonos por lo menos 10 minutos diarios, mejor si es con música; usando las manos para limpiar, hacer manualidades, cosas buenas, positivas, bellas, beneficiosas, imitando la actitud del universo y creando.

Arte arte arte. "Y qué decir del arte. Es decir, ejecutar acciones sanas y positivas. La palabra me fue sugerida por el físico David Bohm, que la define como hacer algo bueno y bello", termina la autora.

EXPLORACION

Susana Zugman es médica egresada de la UBA, especializada en psicoanálisis, técnicas de exploración de la mente y psicodrama. Estudió bioenergética con J.C. Pierrakos y A. Lowen en Nueva York. En su búsqueda de un enfoque ético, investigó aportes de religiones y filosofías e ideas de pensadores como Gregory Bateson, David Bohm y Ana Arendt. También estudió budismo tibetano en la organización Nyingma, fundada por el lama Tarthang Tulku. Incluso vivió tres años entrenándose en esa comunidad en California, Estados Unidos.

AQUIETAR

"Propongo un ejercicio del yoga tibetano, divulgado por el lama Tarthang Tulku. Es excelente para aquietar la mente. Hay que sentarse cómodo pero sin apoyar la espalda, con las manos flojas sobre las piernas, rodillas separadas, hombros relajados, ojos cerrados y la boca algo abierta para que el aire entre y salga por boca y nariz. Es importante poner atención en el aire que entra y sale.

Así, bajar lentamente la cabeza hacia el pecho. Repetir tres veces. Después, hacia los costados, acercando la oreja al hombro derecho y más tarde al izquierdo. Repetir tres veces. Es muy importante moverse lentamente, con la atención en la sensación y no en los pensamientos. Al terminar, quedarse unos minutos quieto, respirando y sintiendo."

LECTURAS

Cómo sufrir menos y ser más felices (Susana Zigman).

Time, Space and Knowledge (Lama Tarthang Tulku).

Todos los libros de Gregory Bateson, David Bohm y Ana Arendt.

Libros sobre budismo de Anagarika Govinda, Herbert Güenter, Patrul Rinpoché, Sangharakhita, Chogyam Trungpa y Tulku Urgyen.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas