Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Hecho en Argentina: TV para el mundo

Espectáculos

Con el estreno de Violetta, por Disney, se consolida el país como una usina de contenidos televisivos

Por   | LA NACION

Diego Ramos no es alguien poco acostumbrado al éxito. Desde 1994, cuando debutó como actor en televisión en Montaña r usa, empezó a entender que prestarse a los pedidos de los fotógrafos para una nota en la prensa gráfica forma parte de una serie de prácticas que trae consigo la fama. También de ese conjunto de actividades, al que no acceden el común de los mortales, forma parte tener que lidiar con clubs de fans , el estar dispuesto a firmar autógrafos en cualquier momento al asomar apenas la cabeza fuera de casa o ver, de repente, su figura captada por algún paparazz o en la tapa de la revista, sin que él supiera que ello había ocurrido. Y en su caso, sobre todo con experiencias como la de haber participado de la tira juvenil Patito feo o de la telenovela Pedro el escamoso , que se vieron con éxito fuera del país, sabe lo que es que es ver que la fama propia se extiende por las redes sociales, sin respetar fronteras geográficas.

Sin embargo, a pocas horas de que se estrene Violetta , la nueva serie juvenil que protagoniza y que, a partir de pasado mañana emitirá Disney Channel, de lunes a viernes, a las 18, Ramos confiesa: "Estoy impresionado de la potencia que tiene una cadena internacional como las de Disney. Todavía sin el programa en el aire, apenas con los adelantos que se dieron en los últimos tiempos y los pequeños fragmentos que están puestos en Internet, me llegan repercusiones de todos lados, como si el programa ya estuviera en el aire hace meses. Saben de mi personaje, casi como si leyeran los libretos a la par mía. Nunca me pasó una cosa igual. A mí todavía me cuesta tomar conciencia de cómo funciona ese circuito de los jóvenes que cuando un producto prende en su gusto, empieza a circular con una fuerza increíble en su imaginario y por los canales que brinda la industria de entretenimiento".

Martina Stoessel, la protagonista de la serie en la piel de Violetta, la hija de Germán, el padre viudo que interpreta Ramos, también agrega: "En mi caso es la primera vez que estoy en televisión y no conocía esto de la fama, pero me sorprendió cómo se dio de inmediato. Ni bien salieron los adelantos en la tele, el fin de semana siguiente, cuando fui a bailar, me reconocían todos. De ahí en más, donde haya chicos de la edad para la que está pensada la serie enseguida se dan cuenta que soy Violetta. Y lo que vi ahora cuando estuvimos viajando por algunos países para promocionar el programa es que el fenómeno se da en todos lados".

La serie es una coproducción de la filial latinoamericana de Disney Channel y su par de Europa, y se verá en nuestro continente, en el europeo, en Medio Oriente y en Africa, algo común para las producciones que promueven estas compañías. Lo que no es tan habitual -aunque desde unos años a esta parte es una costumbre que se repite cada vez más a menudo- es que toda la producción del programa sea responsabilidad de una productora argentina. En este caso es Pol-ka, que aportó su personal técnico, su equipamiento y parte de los sets de grabación que posee en lo que fueron los estudios Baires en Don Torcuato para la realización de este programa cuyo elenco está formado por actores provenientes de la Argentina, España, México e Italia.

Ramos y Martina se ríen cuando se les pregunta si se sienten cómodos jugando de locales. "No es tan significativa la situación. Por ahí el hecho de conocer a algunos de los técnicos o los directores, pero se trabaja con estándares que responden a las exigencias de un proyecto internacional y eso nos pone a la par a todos. Eso sí, es un lujo trabajar con tantos recursos, eso es muy placentero para todos", dice quien se lució como Tomás en Los exitosos Pells . "En mi caso nuevamente, no tengo referencias. Pero lo que noto en el grupo de trabajo que conformamos los actores de acá y los que vienen de afuera es la buena onda que pegamos de entrada. Nos hicimos todos muy amigos y compartimos muchos cosas tanto en el trabajo como fuera de él", aporta Martina.

"Claro, entre ustedes, pero a los viejitos nos dejan afuera", se queja con vehemencia Ramos, antes de que ambos larguen la carcajada. Luego el actor explica: "Resulta que cuando empezamos a grabar yo no tomaba conciencia de la diferencia de edad que tengo con los chicos. Una vez armaron una salida de adolescentes y, por supuesto, no me incluyeron. Me ofendí muchísimo y apenas los vi se los eché en cara. Se miraban todos como diciendo «¿a éste qué bicho le picó?» Ahí me di cuenta de que el desubicado era yo. Me empecé a matar de risa y les expliqué lo que había pasado. Fue muy gracioso". Su compañera agrega: "A partir de entonces cada tanto armamos algún programa en el que podamos incluir al «abuelito»". Los dos se matan de risa y se abrazan como padre e hija.

Ese es el rol que cumplen ambos en Violetta . El es un ingeniero muy exitoso que quedó viudo hace unos años. Ella, tras vivir un tiempo en Europa vuelve a la Argentina a vivir con su padre que pretende tenerla en una cajita de cristal. Algo que se choca con las intenciones de ella que es dar rienda suelta a su vocación de ser una estrella de la música. "Este papel para mí es un sueño que surgió de casualidad cuando mi papá real (el director de televisión Alejandro Stoessel) presentó un piloto con otro proyecto en el cual me pidió que actuara. La Disney no lo aceptó, pero le pidieron si los dejaba probarme para éste", cuenta Martina. "Y con el talento que tenés quedaste de una como era de esperar", acota Ramos a su compañera y protegida..

TEMAS DE HOYFrancisco y la ArgentinaDólar hoyIndependencia de EscociaAmado BoudouAFA