Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Tras una semana dura, De Vido buscó mostrarse activo junto a las mineras

Después de que le quitaran poder sobre transporte e YPF, estuvo locuaz y alineado al discurso oficial

Sábado 16 de junio de 2012
0

NUEVA YORK (De un enviado especial).- Quizá como una forma de contrarrestar los rumores de su alejamiento del Gobierno o como para sobreactuar un cargo que ha perdido poder específico en los últimos tiempos, el ministro de Planificación, Julio De Vido, se mostró muy activo y locuaz en su paso por esta ciudad durante la visita de la presidenta Cristina Kirchner.

Además de haber mantenido contactos con empresarios petroleros norteamericanos de la Chevron, Exxon y Connoco, el ministro de Planificación se abocó ayer a mantener encuentros con referentes de empresas mineras.

De Vido recibió ayer en el lujoso Hotel Mandarin Oriental, situado frente al Central Park, a Peter Munk, el presidente de la operadora minera Barrick Gold, quien le confirmó que la empresa invertirá 6500 millones de pesos para 2012, destinados al desarrollo del proyecto Pascua-Lama.

Munk, que tiene 85 años y que no viaja a la Argentina, estaba acompañado por el referente de la Barrick en Buenos Aires, Santiago Soldati. En esa reunión De Vido mencionó el potencial de las empresas mineras y despejó una duda que tenían varios empresarios del sector: negó que la Argentina avance en expropiaciones a empresas mineras al igual que lo hizo con Repsol.

En la reunión con los directivos de la Barrick, De Vido habló del rol de la Organización Federal de Estados Mineros como articulador entre el Estado nacional, los Estados provinciales y las empresas del sector para el desarrollo de una minería sustentable.

"No se habló de expropiaciones ni de aumento de impuestos en el sector minero", dijo el ministro al término del encuentro. Se lo veía locuaz y conforme con la decisión del grupo Slim de sumarse a YPF.

Para que no queden dudas de que el ministro de Planificaciones hace los deberes que le pide la Presidenta, también comentó que en el encuentro con la Barrick la empresa informó que puso en marcha el Departamento de Sustitución de las Importaciones para el desarrollo de proveedores de cada uno de los proyectos del sector.

Más tarde, De Vido se reunió con el vicepresidente de Yamana Gold, Patrick Portmann. En este caso, se hizo un repaso de todos los proyectos que la firma minera tiene en la Argentina, tal como el de Gualcamayo, en la provincia de San Juan.

El ministro instó a los empresarios mineros a potenciar sus inversiones en el país. "En la Argentina hay buen clima para invertir y no hay inseguridad jurídica", les dijo. Lo que se dice, un alumno ejemplar de la Presidenta.

Las crisis, un libro y una anécdota

Cristina Kirchner les dejó a los empresarios un libro que se titula Cómo salió la Argentina del default de 2001. Y les contó que cuando visitó a Nicolas Sarkozy le aconsejó que Grecia reestructurara su deuda. "Me dijo que era una locura. Pero el tiempo me dio la razón: Grecia debió reestructurar su deuda".

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas