Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Presupuesto 2013

El Gobierno podrá usar más reservas para gastos

Política

Hay un fuerte aumento del Fondo de Desendeudamiento, del cual se podrían destinar hasta US$ 4000 millones para gastos corrientes

Por   | LA NACION

El Gobierno ampliará el año próximo el uso de las reservas del Banco Central para pagar deuda pública: de los 5674 millones de dólares actuales del Fondo de Desendeudamiento, trepará a casi 8000 millones en 2013. Pero la oposición advirtió que este incremento esconde una trampa, pues las previsiones indican que habrá excedentes tras el pago de la deuda y el Gobierno podrá destinar esos fondos remanentes a gastos generales, una tentación millonaria en un año electoral.

El monto del sobrante que genere el Fondo de Desendeudamiento podría alcanzar los 4000 millones de dólares si, como muchos pronostican, el Gobierno no paga el denominado cupón PBI, vinculado al crecimiento económico.

Esta autorización para usar reservas para gastos de capital está contemplada en el proyecto de ley de presupuesto 2013 que ayer presentó ante la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados el ministro de Economía, Hernán Lorenzino, que concurrió acompañado por el viceministro Axel Kicillof.

Durante su exposición ante los legisladores, Lorenzino anticipó que las principales variables macroeconómicas serán positivas: pronosticó un superávit comercial de poco más de 12.000 millones de pesos y un superávit financiero de 587 millones. Esta mejora en la economía, vaticinó, se producirá gracias a la recuperación de Brasil y de China y a la perspectiva de una cosecha récord de soja.

 
 

Pero al mismo tiempo, Lorenzino debió reconocer que el crecimiento de la economía este año será mucho menor que el que se había previsto originalmente: del 5,1% estipulado, finalmente arañará el 3,4%. De este porcentaje saltará al 4,4% en 2013. La oposición cree que será mucho menor.

Una de las preocupaciones principales de la oposición gira en torno del monto del excedente que genere el Fondo de Desendeudamiento Argentino, ya que de ahí se podría determinar la cifra que el Gobierno podría utilizar para gastos generales. Esto ocurrirá en el caso de que el Gobierno no gatille el pago del cupón PBI, estimado, justamente, en 4000 millones de dólares el año próximo.

Si bien el Poder Ejecutivo estipuló para el año próximo un crecimiento de 4,4 por ciento del PBI (el cupón se abona sólo si el incremento del producto supera el 3,2%), con lo cual se concretaría ese pago, lo cierto es que nadie en la oposición cree que se alcance a semejante nivel de crecimiento tras la profunda desaceleración que sufrió la economía este año. De hecho Lorenzino reconoció sólo un 3,4% de mejora.

De ahí las sospechas opositoras de que finalmente el Gobierno no pague el cupón PBI porque, al final, el crecimiento del PBI sería menor, y podría disponer de aquellos 4000 millones de dólares para destinarlos a gastos de capital, advirtió el diputado de la Coalición Cívica, Alfonso Prat-Gay.

"Es un dibujo. Es que, para que el 2012 cierre con un crecimiento del 3,4%, la economía debería crecer a una tasa del 12% anual en la segunda mitad de 2012, es decir, a un ritmo 18 veces superior al del primer semestre", sostuvo Prat-Gay. "Lo único que falta es que ahora dibujen los números del PBI para poder pagarles a los bonistas el cupón que les regaló Néstor Kirchner en la negociación de 2005", alertó.

En igual sintonía se expresó Claudio Lozano (FAP). "Es una mentira plantear un crecimiento este año del 3,4% cuando el primer semestre finalizó con una baja de la actividad del -0,5%. Al decir que crecemos cuando no crecemos, el Gobierno se compromete a pagar el bono cupón PBI cuando no correspondería pagarlo. ¿Quién tendrá los bonos cupón PBI?", ironizó.

El ministro planteó un escenario económico optimista para el próximo año. Insistió en que el motor del crecimiento el año próximo serán, una vez más, el consumo y la inversión, índice que trepará al 7,4%, según Lorenzino.

No mencionó la palabra inflación, aunque por primera vez el presupuesto reconoce una cifra de dos dígitos. Medido en forma interanual en el mes de diciembre sería de 10,8%, muy por debajo de las estimaciones privadas que lo dan por arriba del 20 por ciento.

Según explicó el jefe del bloque kirchnerista en Diputados, Agustín, Rossi, el proyecto estará en condiciones de ser tratado en el recinto a fines de octubre, después del debate en comisión.

A lo largo del articulado, el proyecto incluye, además, otras "perlitas" que seguramente despertarán polémicas en su tratamiento:

  • YPF: se autoriza al Poder Ejecutivo a crear un fideicomiso con entidades privadas y realizar aportes de capital hasta 2000 millones de dólares.
  • Importación de combustibles: se habilita la importación de 7 millones de metros cúbicos de gas y gasoil y de 200.000 metros cúbicos de naftas, con la posibilidad de ampliar ambos cupos en un 20%. Esta importación será eximida del pago de diversos impuestos, al tiempo que se condonan el pago de deudas de Cammesa, Enarsa y Ebisa.
  • Crédito público: se autoriza al Ministerio de Economía a realizar operaciones de crédito público por 34.000 millones de dólares para financiar, básicamente, obras públicas. La autorización abarca también los avales para el financiamiento de obras de infraestructura por poco más de 33.000 millones de dólares.
  • Aerolíneas Argentinas: se le condona una serie de deudas, entre ellas por impuestos a las ganancias, ganancia mínima presunta e IVA.
  • Cancillería: se autoriza al Ministerio de Relaciones Exteriores un monto de hasta 21 millones de dólares para la compra o permuta de inmuebles para embajadas en el exterior.
  • Elecciones: se fijó en 3,04 pesos el módulo electoral para afrontar los gastos de campaña de los partidos políticos el año próximo.

"El éxito de un modelo de desarrollo tiene que ver con la redistribución del ingreso", completó Lorenzino, y agregó que "el gasto público anticíclico, la estructura de impuestos cada vez más progresiva y la solvencia de las cuentas públicas" serán los ejes de la política económica del año próximo.

Los diputados sólo escucharon, ya que no pudieron hacer preguntas.

NÚMEROS CLAVES

Crecimiento
Se estima que el producto bruto interno aumentará 4,4% en 2013. La oposición cree que será menos

Dólar
Se ubicará en 5,1 pesos, lo que implica un salto de 12,6%

Inflación
El cálculo oficial es que será de 10,8%. Las consultoras privadas dicen que será mucho mayor.

DEL EDITOR: qué significa. El presupuesto se ha convertido en una proyección a partir de la cual el Gobierno, después, reasigna partidas con las facultades especiales.

TEMAS DE HOYEl caso de Lázaro BáezCristina KirchnerElecciones 2015SuperclásicoConsejo de la Magistratura