Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La Presidenta sufrió otra lipotimia

Presentó un cuadro de hipotensión que la obligó a suspender sus actividades oficiales y hacer reposo por 24 horas; en su entorno lo vincularon con el estrés y con la "carga emocional"

SEGUIR
LA NACION
Miércoles 31 de octubre de 2012

Recién se levantaba. Se sintió mareada, cansada y con baja presión. La presidenta Cristina Kirchner sufrió ayer otra lipotimia que la obligó a permanecer en reposo durante todo el día en la quinta de Olivos.

El parte médico difundido al mediodía por la Casa Rosada estableció que se trató de un "cuadro de hipotensión arterial leve" y que, por lo tanto, la jefa del Estado cumpliría reposo por 24 horas. Hace apenas dos meses, Cristina había padecido un bajón de presión que la tuvo dos días sin actividad oficial.

Como cada mañana, antes y después de sus ejercicios físicos, los médicos le tomaron la presión arterial. Ya le daba bastante menos de lo habitual: de 10 (alta)-7 (baja) a 9-6, según fuentes oficiales.

Cristina
Cristina. Foto: Archivo

La jefa del Estado ya había cancelado sus actividades de anteayer, sin explicación oficial alguna. Iba a presentar en un acto con el ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, que el Estado había llegado a fabricar 20 millones de documentos de identidad nuevos. Pero temprano, en la Casa Rosada informaron que se suspendían tanto ese acto como el que tenía previsto para ayer en General Rodríguez.

Según confiaron fuentes oficiales, la Presidenta "está estresada y pasó un fin de semana de intensa carga emocional". El sábado se cumplieron dos años de la muerte de Néstor Kirchner y Cristina decidió recluirse con su familia en Río Gallegos. Evitó las grandes manifestaciones y sólo visitó por la noche el cementerio local.

La última vez que se la vio en público fue el jueves pasado, por la noche, cuando apareció sorpresivamente por la sala de conferencias de la Casa Rosada para hablar con un grupo de periodistas de Córdoba.

Según contaron a LA NACION fuentes que estuvieron ayer en la quinta de Olivos, por la tarde la Presidenta ya se sentía "de mejor ánimo" y hasta caminó un rato por la residencia. Hoy, sostienen en Balcarce 50, podría volver a sus rutinas habituales con un acto, a las 18, con anuncios de entregas de viviendas, un acto que estaba en suspenso por el cuadro de baja presión.

Sin medicación

"Es su forma de manifestar el cansancio y el estrés, es muy lábil", destacó un hombre de trato cotidiano con Cristina Kirchner. Según indicaron en la Casa Rosada, no fue necesario que tomara ningún tipo de medicación. "No se la medicó. Con el desayuno y bebidas ricas en sales minerales ya está", agregaron las fuentes.

Cristina Kirchner tiene hipotensión arterial crónica. Ésta es la segunda vez en el año que cancela sus actividades por un bajón de presión. La anterior fue el 22 de agosto e incluyó un fuerte mareo mientras caminaba sobre la cinta en el gimnasio de la residencia de Olivos. En ese momento, la Unidad Médica Presidencial, a cargo de Luis Buonomo, había dado un día de reposo, que terminó finalmente extendiéndose 24 horas más.

La primera vez que la Presidenta sufrió un cuadro de este tipo fue en 2009, cuando debió suspender un viaje a Cuba por una semana. Desde entonces tuvo reiteradas complicaciones. Las más seguidas se dieron el año pasado, antes de las elecciones presidenciales, cuando canceló su asistencia a una visita de Estado en México, en abril de 2011, y a una cumbre en Paraguay, un mes después.

Según supo LA NACION, el año pasado, ante una seguidilla de lipotimias, la jefa del Estado fue sometida a un exhaustivo estudio que incluyó el monitoreo cardíaco por sistema Holter, que registra la actividad del corazón a través de electrodos. "Ese estudio no deparó nada raro", recordaron en Balcarce 50. Fuentes oficiales descartan, en tanto, que las reiteradas bajas de presión estén relacionadas con la medicación que Cristina toma todos los días desde que en enero pasado le extirparon la glándula tiroides. La Presidenta reemplaza esa falta con levotiroxina. "No influye en nada", insistió un colaborador presidencial.

El Gobierno minimizó ayer el bajón de presión y lo relacionó con el estrés emocional por el aniversario de la muerte de Kirchner. Es la misma interpretación que desde la Casa Rosada dieron a todos los últimos cuadros similares que tuvo la Presidenta.

Problemas de salud recurrentes

Sufrió varios episodios de hipotensión y fue operada de tiroides

ENERO 2011Cuadro de lipotimia La Presidenta estaba en la Casa Rosada cuando se descompensó. Fue un día de calor intenso.

ABRIL 2011La lipotimia le impide ir a México Debió suspender un viaje a México. La hipotensión fue producto de una "transgresión alimentaria".

OCTUBRE 2011 Otro episodio de hipotensión Ocurrió en plena campaña electoral. Los médicos vincularon el cuadro con la tensión y el estrés.

ENERO 2012 Operación de la glándula tiroides Se le diagnosticó cáncer, pero estudios posteriores a la intervención indicaron que tenía nódulos benignos.

MAYO 2012 Cuadro de gripe y anginas Presentó el cuadro a su regreso de Angola y pocos días después de haberse vacunado contra la gripe.

AGOSTO 2012 Viaje suspendido por lipotimia La Presidenta debió suspender una visita a Jujuy, al sufrir un cuadro de lipotimia con mareos.

Estimados lectores, la nota ha sido cerrada a comentarios debido a la sensibilidad del tema

En esta nota:
Para verVideos relacionados
Cristina Kirchner llega a Aeroparque

Cristina Kirchner llega a Aeroparque

Daniel Sabsay: "Estuve a punto de matarme para salvar a mis nietos"

Daniel Sabsay: "Estuve a punto de matarme para salvar a mis nietos"

Marcos Peña: "Que Cristina Kirchner use su energía para explicar su situación ante la Justicia"

Marcos Peña: "Que Cristina Kirchner use su energía para explicar su situación ante la Justicia"

Volvió Cristina, por Carlos Reymundo Roberts

Volvió Cristina, por Carlos Reymundo Roberts

Te puede interesar