Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
 
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Cristina enfrenta el primer paro general en casi cinco años de gobierno

Opinión
 
 

Un trabajo de investigación realizado por el Centro de Estudios Nueva Mayoría consigna que desde el restablecimiento de la democracia el sindicalismo ha realizado 35 paros generales, siendo el del 20 de noviembre el primero de Cristina Kirchner en casi cinco años de gobierno.

De acuerdo al estudio, desde el reestablecimiento de la democracia -en diciembre de 1983- en la Argentina las centrales sindicales han protagonizado un total de 35 paros generales, siendo un promedio de uno cada diez meses.

Cristina Kirchner es la única que transcurrió un período presidencial completo sin tener ningún paro general, enfrentando el primero en el mes 60 de sus dos mandatos en conjunto

Analizando la frecuencia de paros generales por gobierno, surge que Alfonsín tuvo un paro general cada seis meses; Menem durante su primer mandato promedió uno cada 24 meses y en el segundo uno cada 11; De la Rúa en sus dos años de gestión tuvo una relación de un paro cada tres meses; Duhalde en sus 17 meses de gestión registró una frecuencia de un paro general cada cinco meses; Néstor Kirchner recién tuvo uno sólo en 55 meses; Cristina no tuvo ninguno en su primer mandato y en el segundo lleva uno antes de cumplir el primer año de gobierno, el que tuvo lugar en el mes 12 del segundo gobierno.

De acuerdo a ello, De la Rúa, con un paro general cada tres meses, fue el presidente que enfrentó mayor frecuencia de este tipo de protestas desde 1983. Pero también se destaca que Duhalde tuvo una frecuencia semejante de paros generales a la que han tenido los gobiernos radicales (Alfonsín y De la Rúa), rompiendo de esta manera la tendencia de que los paros generales han sido mucho más frecuentes contra los gobiernos radicales que contra los justicialistas, dado el tradicional alineamiento de la mayoría de la dirigencia sindical con el PJ. Ello se explica por el turbulento período de gobierno que le tocó a Duhalde, en función de las consecuencias del estallido de la crisis 2001-2002.

Enfocando el primer paro general por gobierno, surge que en el caso de Alfonsín, el primero tuvo lugar en septiembre de 1984, a los nueve meses de que iniciara el mandato; en el primer gobierno de Menem, el primer paro general fue en noviembre de 1992, a los 40 meses de iniciado su primer mandato; en el segundo de Menem el primero fue el 8 de agosto de 1996; De la Rúa enfrentó el primero el 24 de febrero de 2000 -al tercer mes de mandato-, mientras que Duhalde lo tuvo el 22 de mayo, al quinto mes de gobierno; Kirchner lo tuvo durante el mes número 47 (aunque no fue contra su gobierno, sino en reclamo por la muerte de un docente durante una protesta sindical en Neuquén) y Cristina lo tuvo recién al mes 60 de sus dos períodos consecutivos, sin tener ninguno durante el primer mandato.

En la Argentina las centrales sindicales han protagonizado 35 paros generales desde el reestablecimiento de la democracia en diciembre de 1983

La evolución anual muestra que el año en que tuvieron lugar más paros generales fue en 2001 con 5, mientras que en 1989-1991, 1993, 1998-1999 y 2003-2006 y 2008-2012 fueron los periodos donde las centrales sindicales no convocaron ninguna medida de fuerza a nivel nacional.

Respecto de la duración de los paros generales, 22 de ellos se han prolongado por 24 horas, siete por 12 horas, cuatro durante 36 horas y sólo dos paros generales lo han hecho entre dos y ocho horas.

En cuanto a los paros enfrentados por los Ministros de Trabajo, los que más sufrieron fueron Armando Caro Figueroa y Hugo Barrionuevo con siete cada uno respectivamente, le sigue luego Ideler Tonelli con cinco, Patricia Bullrich con cuatro, Alberto Flamarique y Graciela Camaño con tres, José Gabriel Dumón con dos, y Rodolfo Díaz y Juan Manuel Casella con uno en cada caso. Carlos Tomada, el actual ministro de Trabajo, ha tenido sólo dos en su largo período de casi una década al frente del Ministerio.

Cabe señalar que de los tres paros generales que enfrentó la administración Duhalde -durante el año 2002- dos fueron convocados por la CTA (el 30 de mayo y el 20 de diciembre), y sólo uno por la CGT-Disidente (el 23 de mayo).

Como conclusiones, pueden señalarse:

a) La década de gobierno de kirchnerismo muestra la menor frecuencia de paros generales desde el reestablecimiento de la democracia -hace ya casi tres décadas-, con sólo dos paros generales en casi diez años.

b) Cristina Kirchner es la única que transcurrió un período presidencial completo sin tener ningún paro general, enfrentando el primero en el mes 60 de sus dos mandatos en conjunto.

c) El presidente Alfonsín tuvo una frecuencia de un paro general cada 6 meses, Menem de uno cada 15 meses, De la Rúa uno cada tres, Duhalde de uno cada cinco meses, Kirchner uno cada 55 y Cristina uno recién al mes 59.

d) En la Argentina las centrales sindicales han protagonizado 35 paros generales desde el reestablecimiento de la democracia en diciembre de 1983, lo que da un promedio de uno cada ocho meses y medio.

e) Alfonsín sufrió el primer paro al noveno mes de su gestión, Menem recién al número 40, De la Rúa lo tuvo al comenzar el tercer mes, Duhalde al finalizar el quinto, Kirchner -en cambio- recién en el 47 y Cristina ninguno en el primer mandato y lo tuvo en el mes 12 del segundo.

f) Durante la presidencia de Alfonsín se llevaron a cabo 13 paros generales, durante las dos de Menem ocho, en el gobierno de De la Rúa nueve, en los 17 meses de gobierno de Duhalde tres, y en las de Kirchner y su esposa sólo uno en cada caso, aunque ella es la única que tuvo un período presidencial completo -el primero- sin ningún paro general.

g) Es claro que en la política argentina los paros generales han sido mucho más frecuentes contra los gobiernos radicales que contra los justicialistas, dado el alineamiento de la mayoría de la dirigencia sindical con el PJ.

h) Pero el caso de Duhalde rompió esta tendencia, ya que tuvo la frecuencia de paros generales que caracterizó los gobiernos radicales y no a los justicialistas. Ello quizás se explica porque le tocó gobernar en la peor crisis económico-social de la historia.

i) La agudización de la crisis social, con el récord histórico de desempleo y el gran aumento de la pobreza por la inflación y la devaluación durante 2002, explican por qué el gobierno de Duhalde tuvo un nivel de paros generales que caracterizó a los gobiernos de Alfonsín y De la Rúa y no al de Menem, mientras que la recuperación económica que tuvo lugar durante entre 2003 y 2012 explica por qué las dos administraciones Kirchner son las que menos paros generales han enfrentado..

TEMAS DE HOYCristina KirchnerYPF estatalInseguridadElecciones 2015