Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Otro crimen en Capital / Brutal ataque a dos federales

Ya son 30 los policías muertos en 2012

Seguridad

Fue asesinada la cabo primero María Luján Campilongo de un tiro en la cabeza cuando iba en auto con un compañero; creen que los ladrones intentaron robar el vehículo, pero al advertir que uno de ellos estaba uniformado abrieron fuego en el acto

Por   | LA NACION

Estaban en uso de la licencia anual, pero por la necesidad de ganar unos pesos extras trabajaban en un servicio de prevención nocturno. El cabo Diego Ghiglione y su compañera, la cabo primero María Luján Campilongo, se dirigían a prestar servicio en la comisaría 41a. cuando, a 300 metros de la seccional, fueron interceptados por una banda de ladrones que, en principio, intentó robarles el auto, pero como reconocieron que eran policías dispararon 16 balazos contra el vehículo. Ella murió de un tiro en la cabeza. Herida, fue trasladada en helicóptero al hospital Churruca, pero murió a poco de llegar. Su compañero se salvó y se encuentra fuera de peligro.

Campilongo, de 34 años, se convirtió en la víctima número 30 de una fuerza de seguridad del aérea metropolitana asesinada en lo que va del año. La cifra es alarmante porque cuando todavía faltan 40 días para terminar 2012, se superó la cantidad de uniformados fallecidos a manos de la delincuencia de 2011, cuando hubo 14.

"Era una excelente persona y muy buena policía", afirmó a LA NACION un comisario mayor que fue el primer jefe de la cabo asesinada.

Los 30 uniformados muertos desde el 1° de enero pasado hasta ayer integraban las policías Federal, Metropolitana y bonaerense. Sólo dos de las víctimas estaban en condición de retirados.

Según un informe del Centro de Estudios Nueva Mayoría, la cantidad de policías asesinados en lo que va del año supera la cifra anual de 2011, cuando hubo 14 víctimas, la de 2008, cuando hubo 17, la de 2009, cuando se contabilizaron 24, y la de 2010, cuando se produjeron 27.

Después del homicidio de la mujer policía, la ministra de Seguridad, Nilda Garré, escribió en su cuenta de la red social Twitter: "El asesinato de la cabo 1° de la PFA María Luján Campilongo nos llena de dolor a todos".

En otro tuit, la ministra sostuvo: "Mi solidaridad con su familia y con la del cabo Ghiglione herido en el mismo hecho cobarde".

El hecho en el que fue asesinada Campilongo, soltera y sin hijos, ocurrió anteanoche, a las 23.30 en Condarco y César Díaz, en el barrio Villa General Mitre. La cabo primero viajaba en el asiento del acompañante de un automóvil Ford Fiesta Kinetic gris metalizado conducido por su compañero, de 28 años. Ella estaba de civil. Él tenía puesto el uniforme de la Policía Federal.

Ambos se dirigían a la comisaría 41a., donde trabajaban. Si bien estaban de vacaciones, a la medianoche comenzaban sus turnos del servicio prevencional nocturno, informaron fuentes policiales.

Los delincuentes se movilizaban en dos automóviles con pedido de secuestro: un Ford Fiesta Kinetic blanco que había sido sustraído el lunes pasado, en jurisdicción de la comisaría 37a., y un Volskwagen (VW) Vento azul, que había sido robado anteayer, poco antes de interceptar a los uniformados de la comisaría 41a.

"Antes de cruzarse en el camino de Campilongo y de Ghiglione, los ladrones habían protagonizado un raid delictivo. Intentaron robar una camioneta Honda CRV, pero la dueña comenzó a gritar y a tocar bocina, y desistieron. Después le robaron las pertenencias a la conductora de un Chevrolet Astra y luego se apoderaron del VW Vento", explicó una fuente judicial. A 300 metros de la comisaría 41a., los ladrones interceptaron el auto de la uniformada. Uno de los vehículos de los delincuentes se cruzó por delante, el otro, por atrás.

"La principal hipótesis es que los ladrones querían robar el automóvil, pero cuando se acercaron al automóvil vieron que el conductor estaba vestido de policía y comenzaron a disparar", explicó la fuente judicial consultada.

El automóvil de los uniformados recibió por lo menos 16 balazos. "Le dispararon por adelante y por atrás", dijo un jefe de la Federal.

En un principio se pensó que Campilongo había recibido entre dos y cuatro balazos, pero al cierre de esta edición, un estudio preliminar de la autopsia indicó que la mujer policía recibió sólo un disparo en un ojo que le provocó la muerte.

La cabo primero de la Policía Federal fue trasladada en estado desesperante en helicóptero al Complejo Médico Policial Churruca-Visca, pero murió a los pocos minutos de ingresar en el hospital.

Su compañero recibió un balazo en la zona cervical. Si bien al cierre de esta edición continuaba internado, su vida no corría peligro.

Los investigadores policiales y judiciales consultados informaron que se cree, en principio, que Ghiglione llegó a disparar algunos tiros para intentar defender a su compañera.

Después de los disparos, los delincuentes escaparon a toda velocidad. Pocas horas después, el VW Vento fue encontrado incendiado en el barrio Ramón Carrillo, en cercanías del Parque Indoamaericano.

"El Ford Fiesta Kinetic usado por los delincuentes fue hallado en el barrio Rivadavia, cerca de la villa 1-11-14, en Flores. No llegaron a prenderlo fuego, pero intentaron hacerlo", afirmó un vocero de la investigación.

El homicidio de Campilongo es investigado por el fiscal de instrucción porteño Aldo de la Fuente.

Twitter

@nilda_garre
Ministra de Seguridad nacional

  • "El asesinato de la cabo 1ª de la PFA María Luján Campilongo nos llena de dolor a todos"

Del editor: qué significa.
Treinta policías fueron asesinados. La cifra supera la registrada en los últimos años. ¿Será también esta estadística una sensación de inseguridad?

TEMAS DE HOYCaso García BelsunceRiver PlateBoca JuniorsImpuesto a las Ganancias