Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

La compu

Del Messenger al Skype, una guía rápida

Tecnología

Muy bien, ya nos lamentamos bastante por el Messenger . Es momento de seguir adelante. A continuación, la respuestas más frecuentes sobre la mudanza a Skype .

Primero, claro, la cortesía, que nunca está de más. ¡Bienvenido, Mr. Skype ! Si usted resulta la mitad de divertido que su antecesor, se ganará un lugar en nuestros corazones. En este sentido, sugiérale a sus mentores que la idea de que podamos cambiar los colores de las ventanas y tipografías no es, digamos, un asunto menor.

Una buena y otra buena

Ahora, a los papeles. Si de pronto oís por ahí o leés en el diario que el programa que más usaste para chatear con tus amigos y colegas durante los últimos 10 años va a desaparecer, lo primero que sentís es que el piso se abre bajo tus pies y que la vida ya no tiene sentido. Bueno, no tanto. Pero es feo. Y es exactamente así: el Messenger dejará de funcionar durante el primer trimestre de 2013.

Hay dos buenas noticias, sin embargo. La primera es que ya hemos pasado por esto un número de veces en la historia de la computación personal, así que no nos falta experiencia para apurar el mal trago. De hecho, es una ley de estas tecnologías: no pueden progresar tan rápido y, a la vez, durar para siempre. La otra buena noticia es que, en este caso, el heredero de Messenger , el Skype , es un software no sólo muy popular, sino suficientemente depurado. Es decir, no vamos a tener que volver a pasar por la pesadilla que era el chat al principio (hubo versiones de Messenger que realmente te quemaban la cabeza).

La mala noticia es que la versión de Skype que ahora tenés instalada en tu computadora (la 5) no te avisa que ya está disponible la nueva (la 6; o, para ser precisos, la 6.0.60.126, al cierre de esta edición), y es ésa precisamente la que necesitás para empezar a usarlo como reemplazo del Messenger . Así que el primer paso es ir al sitio www.skype.com y bajar la versión más nueva para Windows o Mac. ¿Y Linux? Oh, dear.

En suspenso

Cuando Microsoft compró Skype, lo primero que pensamos fue que el soporte para Linux desaparecería ipso facto . Sin embargo, hace 3 meses salió la versión 4 de Skype para Linux, que se actualizó de nuevo hace 10 días (a la 4.1.0.20).

Pero no sabemos si la versión 4 es póstuma. Personalmente, no apostaría. Cuando pregunté a Microsoft si Linux será tomado en cuenta en esta migración, es decir, si habrá una versión 5 que dé soporte a las cuentas de Messenger, me respondieron "lo estamos evaluando". Eso sonó a no. Para peor, añadieron: "Además, nunca hubo un cliente oficial de Messenger para Linux". No, claro, porque nunca produjeron uno. Hasta ahora usábamos Pidgin, aMSN, Kmess , etcétera, así que veo medio verde esa futura, posible, pero no prometida versión 5 de Skype para Linux. Ojalá me equivoque, porque es una de las aplicaciones más usadas en este sistema operativo de software libre.

Y ya que estamos en un paréntesis, sí, existen una serie de rumores, sospechas y teorías conspirativas relacionadas con los cambios en la arquitectura que Skype empezó a hacer antes (bastante antes) de la adquisición por parte de Microsoft, y que tienen que ver con algo bastante evidente: con 600 millones de usuarios y más de 115.000 millones de minutos de conversaciones telefónicas en el primer trimestre de 2012, no podían seguir usando siempre la misma tecnología. Trataré el tema en alguna próxima columna. En todo caso, nunca fue una idea demasiado brillante el hablar cosas muy privadas por ninguno de estos medios. O por el teléfono de baquelita, vamos.

Pero, ¿qué va a pasar con mi cuenta de Messenger?

Antes de ir al paso por paso, veamos qué es exactamente lo que va a ocurrir. Me han escrito varias personas con un alto nivel de ansiedad, pensando que sus direcciones en @hotmail (y variantes) van a esfumarse.

No es así. El que desaparece es el Messenger, en algún momento del año que viene. Pero tu cuenta en @hotmail.com , @hotmail.com.ar , @live.com y @live.com.ar va a seguir existiendo y vas a poder seguir usándola, según me confirmaron esta semana en Microsoft.

De hecho, la vas a seguir usando con más funciones, como videoconferencia de mejor calidad (la del Messenger deja mucho que desear) y llamadas a teléfonos fijos (pagando, claro). No es un mal negocio, a decir verdad, excepto por el hecho de que el Skype es como 600 millones de veces menos cool que el Messenger , pero bueno, no se puede todo. Y el emoticón enojado del Skype (:@) es absolutamente genial.

Dos cosas de las que hay que olvidarse por ahora, sin embargo: compartir imágenes fácilmente con sólo arrastrarlas a la ventana de chat (eso es muy útil en Messenger y quizá lo añadan a Skype antes de dar de baja a su predecesor) y los jueguitos (más sobre esto enseguida).

Así que no perdés tu dirección. Lo que se va es el programa que usabas para chatear y todo el problema se reduce a habituarse a una nueva aplicación. Estoy preparando una guía para adaptarse en tiempo récord al entorno de Skype, que saldrá en breve aquí.

¿Y vos cómo te llamabas?

Advertencia: los siguientes párrafos contienen jerga informática que podría afectar la sensibilidad (y la paciencia) de algunas personas. Se recomienda discreción. El lector puede pasar al siguiente subtítulo, si no es aficionado a las emociones fuertes.

En su batalla por ganar espacio en Internet las compañías han hecho tal mezcolanza de nombres de programas, de marcas y de servicios que se requiere un vademécum para entenderlos.

Un botón de muestra: en 1999 Microsoft creó un servicio de mensajería instantánea llamado MSN Messenger Service (MSN es por Microsoft Network) . Ese servicio se usaba por medio de un programita que instalabas en tu computadora ( un cliente , en la jerga), llamado MSN Messenger . Muy pronto empezamos a decirle Messenger a secas, mientras que usábamos MSN para referirnos a la dirección con la que ingresábamos al mencionado servicio (aunque esto no era una regla fija). Esa dirección era, a todo esto, la de nuestro Hotmail , el servicio de correo electrónico de Microsoft. Así que también solíamos decir Te paso mi Hotmail para empezar a chatear con alguien.

No era una situación demasiado grave. Pero entonces Microsoft empezó a mutar denominaciones, adaptándolas a sus zigzagueantes estrategias en lo social. El servicio de mensajería se llamó sucesivamente . NET Messenger Service y Windows Live Messenger Service .

También los clientes obtuvieron un nuevo documento de identidad. Bueno, algo más que eso. El Messenger no sólo cambió de nombre y empezó a llamarse Windows Live Messenger , sino que eran en rigor dos programas diferentes para hacer lo mismo (esto es, conectarse al servicio de mensajería de Microsoft), cada uno con sus sucesivas versiones y actualizaciones (el Messenger tuvo upgrades hasta 2005, por ejemplo).

A propósito, también existió una versión light del Messenger , llamada Windows Messenger , y un antiguo servicio de Microsoft, el Windows Messenger service , no relacionado con lo que venimos discutiendo. Sí, ya sé que se llamaba casi igual, ese es precisamente el problema. Bueno, ya lo habíamos pasado con el Windows Explorer y el Internet Explorer , y con el Outlook y el Outlook Express .

Aparte de todo esta taxonomía hay algo llamado cuenta de Microsoft, que no, nada que ver con tu cuenta de usuario en Windows . La Microsoft Account también tiene una genealogía que reíte del Silmarillion .

Hace muchos años se llamaba Microsoft Wallet (wallet es billetera, en inglés). Pero no anduvo, así que le cambiaron el nombre otra vez y le pusieron Microsoft Passport . Después, .NET Passport y más tarde Microsoft Passport Network y, para terminar de dejarnos bizcos, Windows Live ID , que es como la llaman ahora ( https://accountservices.passport.net/ppnetworkhome.srf?lc=58378 ).

En total, una cuenta Microsoft (es decir, el Windows Live ID ) se refiere a un mecanismo que permite entrar a todos los servicios online de Microsoft usando un solo identificador, es decir, tu dirección de correo en Hotmail (y sus numerosas variantes, como @hotmail.com.ar , @live.com y @live.com.ar ) o una dirección en otro proveedor (con limitaciones). En realidad, es un poquito más complicado, pero.

.sé lo que estás sintiendo a esta altura. Que tenés que retroceder dos párrafos para tratar de entender. Dejalo. Además, esto es sólo una muestra, como anticipé. El asunto daría para un grueso volumen. Así que aquí voy a usar indistintamente las frases cuenta de Microsoft, cuenta de Messenger o cuenta de Hotmail para referirme a toda esta maraña de nombres.

Maraña que no se ve facilitada por el hecho de que el servicio de Skype se llama Skype (sin itálicas, en este caso). El programa con el que usamos este servicio también se llama Skype y el protocolo del servicio se conoce como Skype Protocol . Oh, y tu nombre de usuario es un Skype Name . Vaya, no sé cómo van a congeniar las culturas de Skype y Microsoft , al menos en lo que concierne a bautizar cosas.

Ahora, sí, vamos al paso por paso para migrar tu cuenta de Messenger a Skype.

Si no usabas Messenger ni lo vas a usar

Una vez que hayas bajado e instalado la nueva versión de Skype (insisto, la 6 o mayor, no la 5) y la arranques, verás que el cuadro de diálogo de inicio de sesión ha cambiado. Podés ingresar tu nombre de usuario de Skype y tu contraseña, como siempre. En tal caso, nada habrá cambiado y vas a seguir usando Skype con tu nombre Skype como venías haciéndolo.

Si no usabas Skype

Pero en el cuadro de inicio de sesión hay ahora dos botones nuevos a la derecha, uno para entrar a Skype usando una cuenta de Microsoft y otro para hacerlo por medio de tu perfil de Facebook.

Si optás por usar tu cuenta de Microsoft, el Skype te va a preguntar si tenías una cuenta de Skype (el programa todavía no lo puede saber, porque aún no ingresaste ningún nombre de usuario ni contraseña). Si le decís que no, la sesión de Skype va a iniciarse de la forma normal, excepto por un detalle que puede confundir al mejor pintado. En lugar de tu nombre de Skype (que el programa lo ignora todavía, reitero) va a aparecer la frase Modificar nombre . Parece un chiste, pero no. Dale clic y poné el nombre que más te guste. A partir de ahora tu Messenger se llama Skype y tus contactos estarán allí como siempre.

Algunos echarán de menos las actividades online (juegos, por ejemplo), que han desaparecido, aunque en Microsoft tienen planes, según me dijo una fuente dentro de la compañía, de fomentar el desarrollo de apps para Skype. De hecho, ya existe un puñado en http://shop.skype.com/apps/index.html

Si usabas ambos, Skype y Messenger

Si, en cambio, ya tenías una cuenta de Skype , como será el caso de muchos, y por lo tanto apretás el botón Tengo una cuenta de Skype , entonces pasás a otro cuadro de diálogo que sólo te deja dos alternativas: cancelar o fusionar ambas cuentas, la de Microsoft y la de Skype.

Es decir, vas a ver todos tus contactos de Messenger y de Skype juntos. Algunos, claro, van a aparecer duplicados, porque siempre tenemos algunos amigos tanto en MSN como en Skype. Pero hay un problema (y una solución).

Múltiples instancias

Muchos veníamos usando Skype para trabajar y el Messenger para la familia y los amigos. O, como es mi caso, tenía dos perfiles en Skype, uno público y otro privado, para los íntimos. Por algún motivo que ignoro, todos estos mensajeros impiden iniciar varias instancias a la vez, al menos sin echar mano de algún truco o un programa de terceros.

Con Messenger podía hacerse usando el Messenger Plus! , hasta que una actualización reciente hizo que esta opción, aunque presente, fallara.

Ahora Messenger se va, así que, ¿cómo hacer para iniciar múltiples instancias de Skype? No es para nada difícil, en realidad. El primer paso es crear un acceso directo al programa en el Escritorio (o en una barra de herramientas, si lo prefieren). El skype.exe se aloja en C:\Archivos de programa\Skype\Phone (o equivalente). Para crear un acceso directo a un programa, arrastrá el ejecutable apretando a la vez Mayúsculas y Control.

Luego hay que abrir las Propiedades del acceso directo y, donde dice Destino , agregar /secondary después del nombre del programa, dejando un espacio y fuera de las comillas. Debería quedar algo así:

"C:\Archivos de programa\Skype\Phone\Skype.exe" /secondary

Y listo. Dándole doble clic a ese acceso directo se podrán iniciar varias sesiones simultáneas de Skype..

TEMAS DE HOYMedios y políticaTemporal en Buenos AiresControl de la SUBEBrittany MaynardElecciones 2015