Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Morsi, más conciliador tras la ola de protestas

El presidente egipcio intenta bajar la tensión y llamó a una negociación; hubo un muerto

SEGUIR
PARA LA NACION
Lunes 26 de noviembre de 2012
0

EL CAIRO.- La tensión política se disparó en Egipto tras la decisión del presidente Mohammed Morsi de asumir unos poderes excepcionales que lo sitúan por encima de la ley. La oposición a su "decretazo" se multiplica entre varios estamentos de la sociedad, y la brecha entre islamistas y laicos se ahonda.

La polarización se cobró ayer su primera víctima en un enfrentamiento entre partidarios y detractores de Morsi. Consciente de la necesidad de disminuir el clima de tensión, el líder islamista lanzó un mensaje conciliador y se mostró dispuesto a negociar con la oposición.

Si bien ha habido escaramuzas entre partidarios y detractores de Morsi en varias provincias, los incidentes más graves tuvieron lugar en Damanhour, en el delta del Nilo. Frente a la sede de los Hermanos Musulmanes, centenares de jóvenes se enredaron en una refriega que se finalizó con un muerto y 12 heridos. El muerto, Islam Fathi Masud, pertenecía a la Hermandad. Tenía sólo 15 años y era un estudiante secundario.

Los opositores se manifestaron ayer en El Cairo, mientras el oficialismo prepara una marcha para mañana
Los opositores se manifestaron ayer en El Cairo, mientras el oficialismo prepara una marcha para mañana. Foto: AFP

Consciente de la creciente oposición a su "decretazo", Morsi hizo público ayer un comunicado conciliador en el que desmiente que pretenda eternizarse en el poder. "La presidencia reitera la naturaleza temporal de todas estas medidas, que no pretenden concentrar su poder, sino evitar los intentos de minar los órganos elegidos democráticamente y preservar la imparcialidad de la justicia", dice el documento.

Además de blindar todas sus decisiones y decretos de cualquier supervisión judicial, la declaración constitucional de Morsi prohíbe la disolución de la Asamblea Constitucional y del Senado, ambos órganos dominados por las corrientes islamistas. Precisamente, la composición de la Asamblea es uno de los principales puntos de discordia entre islamistas y laicos, ya que los últimos exigen que sea más equilibrada y plural. El comité, que se encuentra en la última fase del proceso de redacción de la nueva Carta Magna, estaba amenazado de disolución inminente por parte del Tribunal Constitucional.

En el comunicado, el presidente muestra su disposición a buscar un "punto de encuentro" con la oposición, y está previsto que hoy se reúna con el presidente del Consejo Superior de Justicia y del Tribunal de Apelación, Mohammed Metuali. El Consejo, máximo órgano de la judicatura, describió el "decretazo" como una "agresión sin precedente contra la independencia del Poder Judicial", e instó a retirarlo.

Por su parte, el Club de los Jueces, la asociación profesional de los magistrados, decidió suspender el trabajo de los tribunales y fiscalías.

Morsi incluso recibió alguna crítica inesperada dentro de su movimiento. En concreto, de Ahmed Fahmi, uno de sus políticos más prominentes. Presidente del Consejo de la Shura, el Senado egipcio, Fahmi se mostró contrariado ante el hecho de que el "decretazo" haya "dividido severamente a la nación entre islamistas y laicos", y consideró que una iniciativa tan controvertida requería un mandato claro de la población.

La expresión pública de Fahmi representa una auténtica rareza en un movimiento como los Hermanos Musulmanes, conocido por su extremo sentido de la disciplina. De hecho, la posición del Partido de la Libertad y la Justicia, el brazo político de la Hermandad, es de apoyo total a Morsi. Por eso convocó movilizaciones masivas para mañana.

Mientras tanto, en la plaza Tahrir, epicentro de la revolución egipcia, cientos de revolucionarios y miembros de los partidos laicos iniciaron una acampada de protestas para forzar a Morsi a retirar su decreto.

Durante la jornada de ayer se produjeron disturbios con las fuerzas de seguridad, que lanzaron gases lacrimógenos para dispersar a los jóvenes y evitar que se acercaran a la embajada norteamericana y a la sede del Parlamento.

Para verVideos recomendados
Entrevista completa a Mario Vargas Llosa

Entrevista completa a Mario Vargas Llosa

La Nación Pm segmento Del Río

La Nación Pm segmento Del Río

Programa completo LA NACION pm - 04/05/16

Programa completo LA NACION pm - 04/05/16

Cómo es por dentro el restaurante argentino en Corea del Sur

Cómo es por dentro el restaurante argentino en Corea del Sur

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas