Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Error recurrente / Esta vez, en un hospital de Pilar

Dieron por muerto a un bebe prematuro al nacer, igual que a Luz Milagros

Sociedad

Una ginecóloga lo había colocado en un orinal en el suelo después de decirle a la madre: "Mami, tu bebe murió"; la abuela pidió verlo y comprobó que se movía

A simple vista, la guardia del Hospital Central Juan Sanguinetti, de Pilar, es igual a muchas otras: hileras de camas separadas por cortinas blancas, frascos de suero, equipos de todo tipo y un plantel de médicos y enfermeras que no descansa ni un minuto.

Pero ayer ese ritmo se alteró aún más. Gisele Franco denunció que, allí, la semana pasada dio a luz a Santino, un bebe prematuro con el que se repite lo ocurrido hace siete meses con Luz Milagros, la beba de Chaco que fue dada por muerta al nacer y la madre descubrió que estaba viva cuando pidió verla en la morgue del hospital.

El domingo 18 de este mes, Gisele empezó a tener contracciones y llegó al hospital Sanguinetti. Contó que el parto fue bastante rápido, espontáneo, en el consultorio de una ginecóloga, y que nunca escuchó llorar al pequeño. Enseguida, la médica le anunció: "Mami, tu bebe murió", sin otra explicación.

"La ginecóloga Villegas puso a mi bebe en una chata de color blanco, lo tapó con un trapo verde y lo puso en el piso, debajo de una mesada -precisó-. La criatura tuvo entre 15 y 20 minutos de frío. Lo dio por muerto sin hacer nada."

Desolada ante la noticia, Viviana, la abuela de Santino, pidió entrar a verlo. En el consultorio, destapó el orinal y vio que el bebe se movía, pero la ginecóloga no lo levantaba del piso, según recordó Gisele.

"Son reflejos, mami", le respondió la médica a la abuela, que lanzó: "No. Está vivo. ¡Levántenlo de ahí!", según recordó la joven mamá.

"Hasta que la médica se dignó a controlar al bebe y fue a buscar a alguien pasaron 10 o 15 minutos", recordó Viviana, acongojada, ya en el hall del Hospital Materno Infantil de Derqui, donde Santino está internado desde hace 11 días. "Fue mucho tiempo el que se perdió... unos minutos importantísimos", dijo a LA NACION.

A la sala de parto del Sanguinetti, donde Santino había sido dado por muerto, llegó la pediatra de turno, que le controló los signos vitales, lo limpió con algodón, mandó a calentar solución fisiológica y volvió a utilizar algodón para envolverlo.

 
 

"Le hizo masajes cardíacos y llamaron a la Maternidad de Derqui para pedir una incubadora, pero no llegó la adecuada y [la pediatra[ consiguió otra para trasladarlo" al Hospital Materno Infantil Comodoro Hugo César Meisner, de Derqui, donde el pequeño, que nació con 25 semanas de gestación (un embarazo a término dura 40 semanas), permanecerá unos tres meses, según precisó Viviana.

"No sabemos el nombre de la pediatra [que atendió al bebe y organizó su traslado a la maternidad]. Eso nos da mucha pena porque queremos agradecerle, pero no nos lo quieren decir. Cuando todo esto pase, vamos a volver al hospital a preguntar quién es la mujer que le salvó la vida a mi nieto", dijo la abuela.

Poca información

Sobre la ginecóloga que atendió a Gisele en el parto, y de la que no se pudo conocer otra información, las autoridades del hospital Sanguinetti comunicaron que habría sido separada de su cargo. Hasta el cierre de esta edición, la familia no había recibido más información ni había vuelto a ver a la médica en el hospital ni en la reunión que tuvo la familia con el director del hospital y autoridades de salud pública de Pilar.

"Hasta el martes, cuando hicimos la denuncia, la mujer seguía trabajando", dijo Viviana. Contó también que las autoridades del hospital le prometieron que investigarán para poder darles una respuesta. "La ginecóloga nunca dio la cara, no me llamó. No le dio importancia a lo que me estaba pasando. Lo único que quiero es que se haga justicia por mi bebe porque no se merecía el maltrato que recibió", reclamó Gisele.

En tanto, como era de esperar, el personal del hospital Sanguinetti se negó a hablar sobre el hecho: "Hasta que no nos confirmen que podemos hacerlo, no podemos decir nada respecto de este tema", comentaron distintos profesionales.

Por otro lado, fuentes del centro de salud indicaron a LA NACION que se investigará internamente "por qué no se cumplió el protocolo que se debe seguir en estos casos". Se referían, en realidad, al conjunto de prácticas que se cumplen en muchas instituciones con los bebes de alto riesgo, como los prematuros con tan pocas semanas de gestación.

Santino, que al nacer pesó menos de medio kilo, se recupera día a día en una incubadora en la maternidad. "Cada día cuenta, va avanzando pasito a pasito, pero lo importante es que tiene muchas ganas de vivir", dijo la abuela. Allí puede visitarlo su mamá, Gisele, cuantas veces quiera. Sus cinco tíos todavía no pudieron conocerlo y Viviana tiene que limitar sus ganas de verlo a un estricto régimen de visitas, como ocurre habitualmente, a media hora sólo los martes y los sábados, a partir de las tres de la tarde. "No puedo aguantar hasta el sábado para verlo", aseguró una abuela emocionada.

Desde Resistencia, Chaco, la mamá de Luz Milagros envió un mensaje a Gisele Franco. "Escuché que dijo que no quiere tener mucho contacto con su bebe porque lo ve muy chiquito, pero desde acá, después de lo que nos pasó con Luz, le recomiendo que esté con él, porque el contacto madre e hijo es lo más importante en los recién nacidos", dijo Analía Boutet, según informó Télam.

El director del hospital donde está internado Santino, doctor Néstor Quinioñes, informó ayer que el estado del bebe "es delicado". Precisó que "es un bebe prematuro de 25 semanas de gestación que nació con 660 gramos y se encuentra en 550 gramos". El bebe, que está en la unidad de terapia intensiva, tiene un defecto en el corazón por su prematurez, pero está recibiendo tratamiento para ayudar a repararlo. Además, sufrió de un derrame cerebral, pero su estado era estable hasta ayer a la noche, al cierre de esta edición.

A casi ocho meses del caso en el Chaco

  • Luz Milagros Verón Boutet nació el 3 de abril último y también fue dada por muerta al nacer en el hospital Perrando, de la ciudad de Resistencia, Chaco. Su madre descubrió que estaba viva cuando fue a verla a la morgue. Abrió el cajón y se encontró con la sorpresa de que su hija estaba viva. Había sobrevivido 12 horas en un freezer.
  • Actualmente, la beba tiene casi ocho meses y vive con sus padres y sus cuatro hermanos en su casa, en las afueras de Resistencia. Ayer fue operada nuevamente para reemplazarle el botón gástrico y salió bien de la cirugía.
  • Luz Milagros tiene secuelas neurológicas. La gobernación de Chaco le construyó una casa nueva para que la beba pudiera dejar el hospital. Recibe a diario la visita de enfermeros, médicos y de kinesiólogos que trabajan en su estimulación. Pesa poco más de 4 kilos.
Informe de Julieta Cúneo

Del editor: qué significa.
La repetición de estos episodios revela la falta de un sistema adecuados para atender estas emergencias en el ámbito público.

TEMAS DE HOYMedios y políticaTemporal en Buenos AiresControl de la SUBEBrittany MaynardElecciones 2015