Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

La deuda en default

Un canje le ahorraría al país US$ 900 millones

Economía

Con una oferta similar a la de 2010, los holdouts recibirían US$ 446 millones; una clave, el cupón

Por   | LA NACION

La Argentina deslizó que podía reabrir el canje de deuda para los bonistas que todavía reclaman por la deuda en default y logró que la Cámara de Apelaciones suspendiera la aplicación del fallo del juez de Nueva York Thomas Griesa. De concretar la reapertura del canje para los holdouts, el país se estaría ahorrando más de 900 millones de dólares.

Según Ramiro Castiñeira, economista de la consultora Econométrica, si la Argentina les ofreciera a los bonistas que reclaman en la justicia las mismas condiciones que ofreció en el canje de 2010 estaría emitiendo bonos por 446 millones de dólares, 1004 millones menos que los que exigía el fondo buitre NML o 884 millones menos que los 1330 millones más intereses que Griesa había determinado que el país tenía que pagar antes del 15 de diciembre.

Pero además, si el canje luego se extendiera a todos los bonistas con títulos en default, la Argentina debería emitir deuda por US$ 4164 millones en reemplazo de los US$ 11.177 millones que hoy están en manos de los holdouts, si se considera el capital y los intereses devengados no pagados. Con esta operación, la deuda en términos del Producto Bruto Interno (PBI) pasaría de 2,3% a apenas 0,9 por ciento.

"Los intereses en 2013 serían sólo 274 millones de dólares y el primer vencimiento de capital llegaría recién en 2017", detalla Castiñeira.

En los últimos días, el ministro de Economía, Hernán Lorenzino, admitió que para solucionar el problema judicial de la deuda en default se estaba evaluando reabrir el canje de deuda. Para no tener problemas con los inversores que entraron a las reestructuraciones que se hicieron en 2005 y 2010, se descuenta que la Argentina debería plantearles a los holdouts en los próximos meses una oferta similar. Por el simple hecho de entrar más tarde, no obstante, los holdouts ahora recibirían menos dinero, aun bajo el supuesto de que tengan la misma oferta de 2010.

Según explica Castiñeira, en 2010 el Gobierno había ofrecido a los acreedores un bono Discount y el Cupón PBI a cambio de sus títulos en default, pero a diferencia del canje anterior, no incluyó los pagos que había hecho el Cupón PBI desde 2005 a 2010. Así, quienes entraron al segundo canje recibieron US$ 7,38 menos, lo que implicó un ahorro para la Argentina de 800 millones de dólares.

De replicarse la misma situación en 2013, los holdouts dejarían de recibir los US$ 18,03 que pagó el Cupón PBI desde su fecha original de emisión. La cifra representa un ahorro de US$ 1200 millones para el gobierno argentino.

"Entre el ahorro del canje de 2010 y el que se generaría en 2013 si el Gobierno reabriera el canje con las mismas condiciones, se habría ahorrado 2000 millones de dólares. Éste es el monto que los acreedores que no quisieron ingresar al canje perdieron por apostar a la vía judicial en vez de apostar al crecimiento de la Argentina", asevera Castiñeira.

En 2010, la Argentina les había ofrecido a los tenedores de títulos en default una quita del 100% de los intereses devengados y del 66% sobre el capital original. A cambio, por cada US$ 100 de bonos en cesación de pagos, los inversores recibían un bono Discount por US$ 33, además de los intereses que acumuló este bono desde 2004 (fecha en la que se emitió) hasta 2010. Parte de estos intereses acumulados se capitalizaron y parte se pagaron con otro bono, el Global 2017. También en la oferta estaba incluido el Cupón PBI, sin los pagos que había hecho este instrumento hasta entonces.

"Para poner fin a esta saga no es necesario que los holdouts acepten una oferta de la Argentina, probablemente no lo hagan", opinan desde la consultora Elypsis. "Lo importante es que la acepte la justicia de Nueva York como una interpretación del pari passu", aclaran.

En su fallo original, el juez Griesa había señalado que la Argentina había violado la cláusula de la pari passu incluida en los bonos en default, ya que no había dado un tratamiento igualitario a todos sus acreedores.

Voló todo lo que fuese made in NY

Los bonos registraron ayer fuertes mejoras, en especial los emitidos en moneda extranjera, bajo ley norteamericana y cuyos próximo pagos se veían complicados luego de que un fallo judicial en Estados Unidos los condicionara al previo depósito de una garantía millonaria. Una ola de recompras hizo subir entre 21 y 23% los cupones más castigados, dejó alzas del 5,3% promedio en los títulos (13% en el Global 17, el más afectado) tumbó de 1340 a 1165 puntos el riesgo país e hizo bajar la demanda informal de dólares..

TEMAS DE HOYParo nacionalHugo MoyanoCristina KirchnerEl despido de Carlos BianchiInseguridad