Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Venezuela en vilo / La intervención en Cuba

Chávez logró superar una "compleja operación"

El Mundo

Maduro informó anoche que la cirugía duró más de seis horas y que el presidente ya inició tratamientos especiales; hubo mensajes de apoyo en todo el país

Por   | Para LA NACION

CARACAS.- Hugo Chávez superó ayer en La Habana una peligrosa operación para extirparle nuevas "células cancerígenas" detectadas en la misma zona pélvica afectada por tres cirugías precedentes, según anunció anoche en cadena nacional el vicepresidente y canciller Nicolás Maduro. La intervención había mantenido en vilo a toda Venezuela a la espera de información oficial.

En su alocución, Maduro dijo que la cirugía, que duró más de seis horas, había culminado "correctamente y de manera exitosa", y señaló que fue "una operación compleja", pero que el mandatario ya había sido llevado a su habitación, donde fue acompañado por su familia. "La recuperación durará varios días", agregó Maduro.

Según los informes recibidos de uno de los equipos médicos que tratan al mandatario, el paciente "debe esperar 72 horas" en la Unidad de Cuidados Intensivos de la clínica en la que fue intervenido, en La Habana.

"Está en manos de Dios", había comunicado antes el ex ministro de Interior y Justicia Tareck El Aissami en un mitin en el estado de Aragua. "¡Vivirá, vivirá, el comandante vivirá!", cantaron sus seguidores, reunidos en varios puntos del país para expresar su apoyo, al conocer las últimas noticias llegadas desde el Palacio de Miraflores.

Oncólogos locales habían advertido sobre los peligros de operar nuevamente, incluso alertaron de los riesgos para la vascularización de sus miembros inferiores, el aparato urinario y el digestivo. Un "riesgo innegable" que reconoció Chávez el sábado pasado en su mensaje a la nación, por lo que decidió nombrar sucesor a Maduro, por si "alguna circunstancia sobrevenida" provocara su inhabilitación para seguir al frente de la presidencia.

Algo cambió en Venezuela. Ayer, por primera vez desde el inicio de la crisis de salud, hace un año y medio, el ministro de Comunicación, Ernesto Villegas, había informado al país del proceso preoperatorio y de sus primeras horas en el quirófano, en dos cadenas de radio y televisión.

Lo hizo por "instrucciones" de Maduro, el nuevo hombre fuerte de Venezuela. Eso sí, nada sobre el tipo de cáncer que sufre el comandante y sobre los órganos afectados: eso sigue siendo secreto de estado.

"Chávez amaneció con mucha fuerza e inspiración, con la mente siempre enfocada en el bienestar del pueblo y el destino de la patria", relató Villegas sobre las horas previas a la operación, sin querer abandonar el tono místico que durante meses acompañó el padecimiento presidencial.

Según el relato gubernamental, Chávez atendió "asuntos estratégicos de gobierno, como el diseño del Plan de la Patria 2013-2019". Este "proceso constituyente", dirigido sólo para seguidores del PSUV y aliados, terminó anteayer sin que se conozcan públicamente sus resultados.

El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, se había adelantado al propio gobierno bolivariano al afirmar horas antes que se daba inicio a una operación "muy delicada". Incluso, al abandonar Cuba, escribió en Twitter que su amigo se encontraba "con gran ánimo". Horas más tarde, en la cumbre binacional con Colombia, Correa insistió en que su "querido colega" está pasando "uno de los momentos más duros de su vida".

Por su parte, el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, se sumó a Correa: "Hacemos votos por su pronta recuperación".

La gravedad de la intervención gravitó todo el día por la escena pública venezolana y latinoamericana. Incluso el gobierno convocó "al pueblo a permanecer unido en oración y movilizado en acción" además de "seguir transmitiendo al comandante Chávez su más puro sentimiento de amor". A esa hora, el paciente ya sufría los efectos de la anestesia.

Unas declaraciones de Eva Golinger, abogada estadounidense muy cercana al presidente, ensombrecieron las horas previas a la operación. "Chávez sufre un cáncer muy agresivo", y aunque es una persona "muy fuerte, capaz de superar cualquier obstáculo", su salud está "muy mal, muy grave".

En Miraflores se realizó un acto de solidaridad con Chávez. Maduro rezó en público y en las calles de Caracas se podían leer carteles con la leyenda "Ahora más que nunca, con el comandante". En las redes sociales se multiplicaron los mensajes de apoyo, incluso #VivirásyVencerás se convirtió en la tendencia más seguida en Twitter.

Más tarde, el hashtag #OrandoporChávez sustituyó al primero. "¡Dale, guerrero de la vida! ¡Adelante en este momento crucial y con más fuerza!", escribió Teresa Maniglia, una de las colaboradoras más cercanas a Chávez.

Por todo el país se multiplicaron los actos de apoyo, retransmitidos por Venezolana de Televisión, que no dudaba en mezclar mítines electorales junto a las pruebas de afecto y el culto al líder. "¡Él es el segundo Dios que ha llegado a la Tierra!", gritó una de sus seguidoras al micrófono..

TEMAS DE HOYConsejo de la MagistraturaLa relación EE.UU. - CubaEl caso Mariano BeneditElecciones 2015