Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Un país en vilo

Venezuela, atenta a la salud de Chávez, elige hoy más que 23 gobernadores

El Mundo

Con su líder ausente, el oficialismo busca afianzar su poder y hacer avanzar el Estado comunal

Por   | Para LA NACION

CARACAS.- "¿Cómo está mi pueblo?", aseguran que pudo preguntar Hugo Chávez, ayer, tras despertar 72 horas después de la operación realizada para extirparle "células cancerígenas" en el hospital Cimeq de La Habana.

Si Jorge Arreaza, ministro y yerno, siempre al pie de su cama, se hubiera animado a contestarle, le hubiera explicado que Venezuela vive una extraña zozobra: está preocupada por su enfermedad, pero también está volcada a la Navidad o la Chavidad, como la rebautizó el oficialismo.

Y, sobre todo, los venezolanos deciden si se acercan o no hoy a las urnas en unas elecciones regionales trascendentales, cuya campaña pasó sin pena ni gloria, engullida por el misterio y la enfermedad del presidente. Unos comicios que hoy eligen gobernador en 23 estados y cuya lucha tampoco acaba con el recuento electoral. Cuando los nuevos gobernadores asuman, lo harán sabiendo que una espada de Damocles pende directamente sobre sus competencias y sus presupuestos: las comunas socialistas resucitadas por Chávez.

Cuando todavía no se ha depositado un sólo voto, ya se sabe que la mitad del país, la Venezuela profunda y agrícola dependiente del gobierno central, está decantada de antemano para el chavismo. En el resto de los estados, los más poderosos y populosos, se puso en marcha una ruleta criolla del voto.

Y todo ello sin mayores sobresaltos, excepto en Aragua.

En este estado importante, cercano a Caracas y tradicionalmente chavista, lidera las encuestas Richard Mardo, un político de esos que pueden hacer mella al gobierno. De cuna humilde, trabajó de vendedor ambulante para pagarse los estudios y convertirse en administrador. Un tipo con encanto, que se pasea por los barrios populares sin ningún problema.

El candidato opositor recibió una visita sorprendente anteayer por la noche: el Servicio de Inteligencia Bolivariano, que Chávez decidió transferir al vicepresidente Nicolás Maduro antes de partir para La Habana, quería saber por qué guardaba tanta comida en su local. "Es para mis 2000 testigos electorales", contestó Mardo. Casualmente Maduro apoyó en el cierre de campaña al candidato oficialista, Tareck El Aissami, ex ministro de Seguridad y hombre de tenebrosos récords: este año, Venezuela cerrará con más de 20.000 homicidios.

Los estados de Lara, Monagas, Carabobo, Bolívar, Táchira y Mérida se convirtieron en objeto de deseo de ambos bandos. Y, por encima de todos ellos, Zulia. Pablo Pérez quiere repetir mandato en la región más petrolera del país. Y quiere hacerlo ganando de forma holgada, lo que lo situaría en el banquillo de presidenciables, llegada la oportunidad.

Al margen de estos estados, todos los ojos del país miran hoy a Miranda, donde se disputa algo más que una gobernación.

 
El apoyo a Chávez llega desde toda la región. Foto: AFP 
 

La oposición dirime su paz civil y el nombre de su líder cuando, por la gravedad de la enfermedad de Chávez, asoman nuevas presidenciales. Henrique Capriles, político de 40 años que levantara olas de fervor antes de caer derrotado por el presidente, se juega hoy a todo o nada.

Frente a él, Elías Jaua, ex vicepresidente que contó con todos los ventajismos oficiales y que ayer prosiguió su "campaña" al monopolizar la inauguración de la sede, en Petare, de la popular Orquesta Sinfónica Infantil y Juvenil. Allí, flanqueado de los genios Gustavo Dudamel y José Antonio Abreu, Jaua abusó una vez más del aparato ideológico e informativo del chavismo, como ya hiciera Chávez en las horas previas al 7de octubre.

Aquel sábado de octubre, Capriles se ilusionó con la presidencia. Ayer no volvió a caer en la misma trampa. Pero el gobernador de Miranda se enfrenta hoy a su propia ruleta criolla. Si pierde, parte de la oposición intentará devorarlo como Saturno a sus hijos. Pero si gana, "en un mapa que será principalmente rojo, difícilmente no sea candidato opositor en 2013", vaticina Luis Vicente León, un analista de puntería certera.

Correa: "Es un problema serio"

El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, calificó ayer como "serio" el estado de salud de su par venezolano Hugo Chávez.

"Es indudable que el problema es serio, la operación era sumamente seria", dijo Correa, al hablar sobre el estado de Chávez durante su habitual informe sabatino. Pero agregó que la cirugía "fue exitosa". Correa, que el lunes visitó a su par venezolano en La Habana antes de su operación, envió "un abrazo" al mandatario y su pueblo, y señaló que "la patria grande está con Venezuela y su presidente en estos duros momentos".

Los estados decisivos

    De los 27 distritos en juego, ocho de ellos son clave
  • Miranda
    Es el eje de la lucha entre oficialismo y oposición a nivel nacional. El ex vicepresidente Elías Jaua va contra el líder opositor Henrique Capriles
  • Zulia
    Es el estado con más votantes y bastión opositor en la última década. El oficialista Cárdenas intentará desbancar a Pablo Pérez
  • Carabobo
    Otro pilar opositor, que sólo estuvo una vez en manos oficialistas en los 14 años del gobierno de Chávez
  • Aragua
    El ex ministro Tareck El Aissami intentará retenerlo para el oficialismo. Su rival es el joven político Richard Mardo
  • Lara
    El militar Luis Reyes va por el oficialismo contra el influyente gobernador opositor Henri Falcón
  • Anzoátegui
    El conocido político Aristóbulo Istúriz, ex alcalde de Caracas y ex ministro, intentará retener este estado costero para el oficialismo
  • Táchira
    El gobernador opositor César Pérez Vivas quiere la reelección frente a José Mora, uno de los mejores administradores de la era chavista
  • Monagas
    Acá hay tres candidatos: el independiente y favorito José Briceño; Yelitza Santaella del oficialismo y Soraya Hernández de la coalición opositora MUD
TEMAS DE HOYEl caso CicconeMundial de ClubesElecciones 2015San Lorenzo de AlmagroReal Madrid