Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Por qué procesaron al maquinista

Sociedad

Marcos Antonio Córdoba conducía el tren del Sarmiento que chocó contra el andén de contención de Once el 22 de febrero último; cuáles son los fundamentos

"La desactivación del dispositivo de seguridad «hombre muerto», el ingreso a plataforma en exceso a la velocidad máxima permitida y, en el mejor escenario, la aplicación tardía del freno, determinan al Tribunal a revocar el sobreseimiento dictado y disponer el procesamiento de Marcos Antonio Córdoba".

La Cámara Federal, con las firmas de los jueces Horacio Rolando Cattani, Martín Irurzun y Eduardo G. Farah, resolvió procesar al hombre que conducía el tren de la línea Sarmiento que chocó contra el paragolpes de la estación de Once el 22 de febrero último.

El tribunal citó el artículo 196 del Código Penal, que reprime a quien «por imprudencia o negligencia o por impericia en su arte o profesión o por inobservancia de los reglamentos y ordenanzas, causare un descarrilamiento...»".

El fallo se encarga en casi cuatro páginas (de un total de 62), de argumentar cómo hubo "una serie de constancias que impiden sostener que [Córdoba] actuó con la diligencia debida en la conducción de la formación más allá del estado de la formación o incluso a partir de ello".

Textual
"Si, según sus dichos, la formación ferroviaria evidenció signos de hallarse con frenos largos y con sobrecarga de pasajeros -circunstancia que habría motivado que en la estación Floresta tuviera que retroceder para ajustarla a la línea del andén, conforme se observa del video reservado en autos-, inexplicables resultan los motivos por los cuales, aún soslayando la falta de aviso, continuó su marcha, aceleró, dirigió el tren a la deriva a una velocidad elevada y con el mecanismo de seguridad «hombre muerto» desactivado".

"Pero además, si se asignara razón al imputado cuando afirma que al entrar a la Cabina B-11 hizo aplicación de frenos y estos no respondieron, tampoco resulta explicable la razón por la cual no se comunicó de manera inmediata -y casi instintivamente- con el personal del respectivo puesto Control, dado que tenía aún por delante -cuanto menos- más de trescientos metros de vía antes de colisionar con el paragolpes del andén n° 2".

El fallo también cita el peritaje técnico.
"La formación, cuyo vagón cabecera no cuenta con velocímetro, ingresó a la plataforma en exceso a la velocidad máxima permitida".
"La reducción en el registro de la velocidad a último momento podría obedecer a una de las siguientes dos razones: la simultaneidad del registro con el proceso de choque, o a un frenado de último momento que, en todo caso, resultó tardío. Tales constancias dejan ver, cuanto menos, el incumplimiento de las normas de conducción, sin que tales conclusiones se vean conmovidas por el descargo del imputado, por cierto contradictorio en algunos aspectos centrales del relato"..


"La totalidad de tales constancias han permitido acreditar la concurrencia de una serie de conductas imprudentes que pueden sintetizarse en la impericia al conducir la formación que se encontraba sin el correspondiente mantenimiento".

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYArgentina en defaultInflación y preciosLey de abastecimientoConflicto en Medio Oriente