Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Tránsito

El macrismo promete más obras para el microcentro

Buenos Aires

Avanza el proyecto que prioriza al peatón y al ciclista; cambian el sentido de circulación de algunas calles; las obras estarán concluidas en 2015

Por   | LA NACION

Con un presupuesto de 250 millones de pesos y la meta fijada en 2015, el gobierno de la ciudad promete avanzar con el Proyecto Área Central, que transformará el microcentro en una zona de tránsito reducido, con prioridad casi exclusiva para los peatones y ciclistas.

Uno de los ejes de la política pública del gobierno de Mauricio Macri es desplazar el auto particular y optar por medios masivos, que trasladan mayor cantidad de gente y con menor impacto ambiental. Para ello, desde septiembre de 2012 se realizan obras de intervención en calles y veredas, construcción de ciclovías, carriles exclusivos para transporte público, cambio de luminarias, entre otras. Se prevé también la instalación de cámaras de seguridad.

 
Uno de los cambios más significativos es el enrasamiento de calzadas en aquellas arterias de tránsito pasante (las que mantienen el sentido de circulación actual y que permiten atravesar el área central). En algunos casos, como San Martín, Marcelo T. de Alvear o Sarmiento, se incorporarán además ciclovías.

Otras arterias en cambio serán de circulación "divergente"; esto es que su sentido de circulación varía en diferentes cuadras; en algunas va hacia un lado, y en otras en el sentido opuesto. Esto imposibilitará a los vehículos atravesar el área central. Es el caso de Suipacha, 25 de Mayo y Reconquista. El objetivo es que estas calles sean de tránsito local. "Esto generará mayor capacidad de tránsito peatonal y desalentará el vehicular", explicó Juan José Méndez, jefe de Gabinete de la Subsecretaría de Transporte.

El área afectada está delimitada por las avenidas Leandro Alem, Santa Fe, Av. de Mayo y Carlos Pellegrini. Los vecinos que diariamente llegan al microcentro desde otros barrios o el conurbano deberán lidiar con lugares en donde dejar sus vehículos, ya que el rediseño de las calles dentro de esta zona traerá complicaciones de circulación.

En las calles Prioridad Peatón se realizan trabajos de nivelación. Esto implica subir la calle al mismo nivel de las veredas, que serán más anchas. Tendrán, además, dársenas de carga y descarga y podrán circular por allí vehículos de emergencia y autos de quienes tengan cochera o propiedad en esa arteria. A Reconquista y Suipacha se suma 25 de Mayo.

En la zona bancaria, en cambio, la circulación será libre.

La nueva modalidad obligará a disminuir la velocidad, que rondará entre los diez y los veinte kilómetros por hora.

En todos los casos se cambiarán las luminarias actuales por otras de tecnología LED, con diferente altura, según las necesidades.

Entre las intervenciones está contemplada la renovación de los puestos de diarios viejos por los del nuevo mobiliario urbano sobre avenidas y peatonales. Las estructuras serán cedidas en comodato a los dueños de los puestos, por diez años.

Otro de los cambios en esas arterias es el cableado de los servicios, que no estará más a la vista, sino que será soterrado. Es la obra que actualmente se realiza en Florida. "Uno de los problemas más graves que tenemos son las empresas de servicios, que rompen las veredas a veces sin permiso, y no las arreglan. Ahora estará todo bajo tierra, entubado, y habrá una caja a través de la que podrán acceder cada vez que necesiten", sostuvo Guillermo Dietrich, subsecretario de Transporte porteño.

Con respecto al arbolado, el funcionario dijo que será mayor al finalizar las obras. "Hoy hay 171 árboles en el microcentro, y vamos a plantar otros 104", agregó.

La polémica instalación del Metrobus en la Av. 9 de Julio es parte de este proyecto. "Con este medio de transporte se reduce en más del 50% el tiempo de viaje en horas pico", dijo Dietrich.

Con estos cambios, desde el gobierno buscan jerarquizar el microcentro, por el que transitan un millón de personas cada día, explicó Dietrich. "Sabemos que la principal deficiencia que tenemos en la ciudad es la movilidad", aseguró el funcionario.

"Hoy el microcentro es un caos: ruido, basura, inseguridad, avenidas angostas en las que te pasan los colectivos rozando", dijo Clara Muzzio, líder de proyectos de la Subsecretaría de Uso del Espacio Público. Según Muzzio, este proyecto revertirá esa situación y hará del centro porteño un lugar amigable y seguro..

TEMAS DE HOYArgentina en defaultLey de abastecimientoActividad económicaConflicto en Medio Oriente