Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Un "abrazo solidario" de la Presidenta

Cristina Kirchner recordó a los muertos durante un acto en Tecnópolis

SEGUIR
LA NACION
Viernes 22 de febrero de 2013
0

En medio de una fuerte disputa entre senadores oficialistas y opositores por un homenaje a las víctimas de la tragedia de Once en el Congreso, la presidenta Cristina Kirchner intercedió ayer y les envió un "abrazo solidario a los familiares" por cumplirse hoy el primer aniversario de aquel desastre, al tiempo que liberó la agenda oficial de hoy para que el Gobierno no interfiera con anuncios públicos en una jornada de conmemoración y marcha a la Plaza de Mayo.

"El día de mañana [por hoy] es para la memoria de los familiares", informó a LA NACION una alta fuente oficial. De hecho, el ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, mantendrá todas sus actividades dentro de su despacho. La mayoría de sus reuniones estarán vinculadas a las obras de mejoramiento en el sistema ferroviario.

Mantendrá una videoconferencia con la empresa china CSR Puzhen para abordar la llegada en junio de 160 vagones y 24 locomotoras para la línea San Martín. Además, evaluará la presentación que se hizo ayer de los sobres técnicos para la adjudicación de las obras de señalización por parte de los oferentes.

La tragedia de Once agudizó ayer la tensión política porque los senadores del oficialismo no les permitieron a las bancadas opositoras formular un homenaje a las víctimas. Quizá por ello la Presidenta intercedió por la noche y recordó a las 51 víctimas del desastre ferroviario. "Mañana se cumple un año de la tragedia de Once y quiero rendir un homenaje a las víctimas y enviarles un abrazo solidario a todos los familiares", dijo Cristina Kirchner en el predio de Tecnópolis al presentar el canal oficial DeporTV.

"Sé que la pérdida de un ser querido es irreparable e irrecuperable. Ahí está la Justicia para determinar responsabilidades. Pero la vida de un ser humano no vuelve, es muy doloroso perderla", señaló la jefa del Estado.

"Un gran abrazo para ellos", concluyó. Fue entonces cuando asoció esas pérdidas con las de los desaparecidos de la última dictadura militar. "La vida es alegría y tristeza. Las abuelas, las madres [de Plaza de Mayo]? 35 años pidiendo justicia y después de 35 años llega la justicia", relacionó la mandataria.

"Es importante saber que la vida es así, con momentos duros, difíciles, pero también de alegría, de recuerdo y de memoria, y de mucho respeto", reflexionó. También lo vinculó con su propio duelo por la muerte del ex presidente Néstor Kirchner, el 27 de octubre de 2010, y por el fallecimiento, el domingo último, de su suegra, María Ostoic.

"Quiero agradecer las muestras de cariño en los momentos difíciles. Siempre es bueno, porque a todos nos duele? Pero cuando al otro día tenés que volver a ser presidenta de la República te cuesta un poquito más? bueno ¡Acá estamos al pie del cañón, como siempre!", exclamó.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas