Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Bianchi: "No doy el equipo porque quiero que estén todos concentrados"

El DT explicó los motivos por los que no les anticipa la formación a los jugadores; remarcó las complicaciones de jugar cada tres días; un ex N° 9 y su mirada sobre los centrodelanteros de hoy.

Bianchi quiere a todos motivados
Bianchi quiere a todos motivados.
SEGUIR
LA NACION
Sábado 23 de febrero de 2013 • 00:10
Bianchi le pone ojo a la agenda de Boca
Bianchi le pone ojo a la agenda de Boca. Foto: Telam
0

Carlos Bianchi sabe que todavía no encontró el equipo ideal de Boca, pero (también) que la búsqueda continúa en medio de la competencia oficial. Los xeneizes jugarán hoy ante All Boys y, al mismo tiempo, tienen en la cabeza el partido del próximo miércoles ante Barcelona, en Ecuador, por la Libertadores. El cuerpo técnico observa que en el certamen local tendrá 16 fechas más, pero en la Copa, si bien en el grupo le quedan cinco encuentros, arrancó condicionado por la inesperada caída como local ante Toluca. En ese contexto, Floresta será un escenario para seguir afianzando la idea, pero sin descuidar el fixture que viene, donde Boca vivirá durante tres semanas sin descanso, jugando cada tres días.

El plantel va asimilando la idea del Virrey, aunque se entera de cómo formará Boca cuando llega al estadio. ¿Por qué el DT mantiene la incertidumbre? "No doy el equipo porque quiero que estén todos concentrados. Yo lo hacía ya en el 98. Es lógico. Hay veces que la charla la hacía en el hotel y otras en el vestuario", explicó ayer Bianchi.

Así fue como hubo modificaciones de un partido a otro. El Virrey sostiene que "falta tiempo de trabajo para darle forma a un estilo" y, en esa búsqueda, trata de que Boca juegue con una postura más protagónica. Aunque eso llevará su tiempo: "A veces se complica mucho cuando hay que jugar cada tres días. Al regreso de Guayaquil tendremos tres semanas con seguidilla y con viajes incluidos a Rafaela y Montevideo. Las dos clasificaciones del grupo van a ser muy peleadas". Y agregó: "Lo único que puedo decir de la Copa Libertadores es que es incomprensible que los equipos argentinos sólo puedan sumar tres refuerzos, cuando el resto de los equipos de América tiene el cupo ilimitado".

Boca tiene tres N° 9: Santiago Silva, Lucas Viatri y Nicolás Blandi. Y cualquiera de ellos puede ganarse el puesto. Al respecto, el DT (como ex centrodelantero) dijo: "Silva trata de acomodarse al nuevo sistema. No tiene suerte para el gol. Las dos o tres veces que tuvo la posibilidad no pudo anotar. Viatri es más técnico, pero él tiene que pensar más en el gol. Tiene que tener mucho más hambre de gol . Es una cuestión de apetito. Van Basten era muy técnico, pero era un jugador tremendo que incorporó el gol". Blandi pudo emigrar, pero prefirió quedarse y, quizás, en breve tenga su chance.

Orion está lesionado y hoy atajará Ustari. Pero el resto del equipo aún está por armarse. Incluso hay profesionales como Ledesma, Paredes, Rivero y Magallán que jugarán hoy en la reserva. Hay algunos futbolistas que corren con ventaja pero (en líneas generales) quien mejor se afirme en este contexto inestable se ganará la confianza de Bianchi.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas