Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

En el ópera

Miranda!, una noche magistral

Espectáculos

Presentó tres shows cargados de pop, glam y espíritu "discotequero"

Por   | LA NACION

La platea del Ópera era la perfecta representación del eclecticismo: familias enteras, parejas veinteañeras y fanáticas adolescentes (con su debida cuota de merchandising y euforia). Todos ellos convocados por un mismo fenómeno: Miranda!, la banda de electro pop formada hace 12 años, que se impuso en la industria musical con su teatralidad y desparpajo y logró, con aparente ingenuidad, poner en jaque a algunos viejos prejuicios.

Sobre el escenario, las luces de colores bañaban el piso y las tarimas estaban cubiertas enteramente por un estampado animal print, fiel a una estética oscilante entre el glam y el kitsch . Cuando se apagaron las luces de sala, los gritos ensordecían y las butacas perdieron toda utilidad. El teatro entero parecía desplazarse al pie del escenario, en el que algunos minutos pasadas las 21, irrumpieron Ale Sergi y Juliana Gattas enfatizando, con su vestuario, la estética dominante y acompañados por el resto de la formación: Nicolás "Monoto" Grimaldi (en bajo), Leandro "Lolo" Fuentes (en guitarra), Gabriel Lucena (en guitarra, sintetizadores y teclados) y Ludo Morell (en batería).

"Yo te diré", fue el tema que eligieron para abrir el show. Una buena elección, a juzgar por la casi automática reacción de los fans que cantaban al unísono y captaban, rápidamente, que se trataba de una noche para bailar hasta que sonara el último acorde. "Es Miranda! mi amor", repetía Ale Sergi, con un aire de cantante latino de otro tiempo (uno de los tantos personajes que el versátil frontman despliega con la seguridad de un histrión nato).

Días atrás, Juliana Gattas declaraba a LA NACION: "Volvimos a la discoteca". Y precisamente ésa fue la impronta que plasmaron, casi como una exhortación, en el show. Los temas pasaron uno tras otro sin baches,evitando así que la contagiosa "vibra discotequera" decayera. Incluso, no se privaron de incluir una versión del hit dance "Hello" de Martin Solveig, en la voz de Gattas.

Así, recorrieron el repertorio de Magistral (el disco de la banda editado en 2011) y algunos de los viejos éxitos, mientras la dupla Sergi y Gattas desplegó todo su histrionismo en temas como "Imán", "Enamorada", "Chicas", "Prisionero" y "Uno los dos". Entre la parodia y el melodrama, las escenas transcurrían como instantáneas de un imaginario pop que encuentra en la música una forma de dramaturgia.

Para completar la fiesta, no faltanon los invitados, naturalmente, de "palos" muy distintos. El primero de ellos fue Marcelo Moura, quien lanzó el año pasado el disco Choque , con Ale Sergi. El líder de Miranda! recordó que en su juventud solía bailar al ritmo de las canciones de Virus y, orgulloso de tenerlo en su escenario, dio pie a la entrada de Moura para el tema "Romántico". Más tarde, casi cerca del cierre, apareció Axel para interpretar una particular versión remixada, creada por Sergi, de "Te voy a amar", una de las baladas más populares del cantante romántico.

Al cierre de la noche, cuando todavía quedaba resonando en las cabezas la pegadiza melodía de "Ya lo sabía", el público dejó la sala con la certeza de haberse divertido. Eso, en resumen, es Miranda!: la vibrante energía del pop, la desmesura del glam y la frescura de un sonido distinto..

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYReforma del Código Procesal PenalPresupuesto 2015El caso de Lázaro BáezDamián Stefanini