Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Hábitos / Auge de las bodas a medida

Se duplicaron en dos años los casamientos "delivery"

Sociedad

La entrega de libreta a domicilio es cada vez más solicitada, especialmente en los partidos del norte del conurbano

Por   | LA NACION

Aparecieron caminando por entre los árboles, tomados de la mano. Sonaba "Paradise", de Coldplay. Ella, vestido largo color nude y ramo en mano; él, traje oscuro y moño. Frente al río, ahí sobre el pasto, los esperaban amigos y familiares sentados en un semicírculo alrededor de una mesa. En ella, sobre un mantel blanco calado, junto a flores y velas, el libro de actas. Detrás, con un micrófono en la mano, estaba Alejandra, la oficial del Registro Civil, lista para decir unas palabras, hacerlos firmar y entregarles la libreta.

Después de ocho años de noviazgo y cinco de convivencia, Vicky Polak y Nacho Valdez se casaron un viernes a principios de febrero pasado en Olivos, frente al río, cuando bajaba el sol. "Por cómo somos nosotros, el trato de entrada era hacer algo informal, no demasiado estructurado. Una ceremonia íntima para nuestra familia y amigos -cuenta Vicky, fotógrafa, de 28 años-. No nos casábamos por iglesia, pero queríamos algún tipo de bendición y ceremonia legal, nos pareció más que suficiente. Había ido al casamiento de unos amigos que habían hecho esto mismo y la idea era repetir la modalidad."

La ceremonia previa a la fiesta salió tal como la imaginaron: los seis testigos recordaron anécdotas, compartieron unas palabras y firmaron. La oficial les dio la libreta, ellos se entregaron los anillos y se dijeron unas palabras, entre las que la novia citó una canción de Bicicletas, la banda donde toca él.

La modalidad que ellos eligieron es la entrega de libreta a domicilio -también conocida como "casamiento delivery"-, un servicio que permite realizar la ceremonia fuera del Registro Civil, en el lugar y horario elegido por los novios. Una forma de casarse que viene creciendo año tras año en la provincia de Buenos Aires desde su implementación, en 2007. Aquel año fueron 648; en 2008, el número creció a 710; hubo 993, en 2009, y saltó a 2153, el año pasado.

El crecimiento de este fenómeno se registra especialmente en la zona norte del conurbano, con San Isidro a la cabeza. Allí se lleva a cabo casi el 50 por ciento de este tipo de ceremonias. Lo siguen Vicente López, San Fernando, Tigre y, más atrás, San Miguel y Lomas de Zamora.

No importa el lugar, ni siquiera que sea dentro del distrito: puede tratarse de salones de fiestas, casas en barrios privados, clubes o hasta el patio o el jardín de una casa. Decididas las coordenadas y el horario, hasta ahí llegará un equipo, compuesto por un delegado del Registro Civil que, junto con dos agentes, dirá unas palabras alusivas y hará entrega de una libreta que será un tanto diferente que la que tradicionalmente se entrega a los contrayentes en el Registro. En definitiva, lo que los novios logran con esta modalidad es incluir la entrega de la libreta en el ritual o festejo que han concebido a su medida.

Alejandra Joudrier, delegada del Registro Civil de San Isidro y oficial que casó a Vicky y Nacho, encuentra tres razones principales para explicar esta tendencia. "Los casamientos en los registros civiles son siempre a la mañana y, como los familiares y amigos de la pareja en general trabajan, muchos se pierden de compartir con ellos el matrimonio civil. La otra razón podría tener que ver con la cantidad de invitados que presencian la ceremonia: las oficinas de un Registro Civil no tienen espacio para albergar a 150 personas. También se puede atribuir a que mucha gente que se casa es divorciada y, como no puede tener una ceremonia religiosa, elige su casa o un salón para tener su propia ceremonia", dice.

Desde el Registro de las Personas bonaerense ven a este servicio como una opción cada vez más utilizada en ciudades de todo el mundo. Alberto Pérez, jefe de Gabinete de la provincia, relaciona al fenómeno con los cambios de costumbres y nuevas demandas que está planteando la sociedad actual. "Es algo más común en las grandes ciudades, pero después de la década del 90, en la que en la provincia de Buenos Aires proliferaron los countries y barrios cerrados se ha vuelto una posibilidad para quienes desean hacer algo distinto a la hora de casarse", apunta. De ahí también la relación directa con el impacto que tuvo en distritos del norte del conurbano, zonas con mayor concentración de countries y barrios cerrados.

Pasar por el Registro

De todas maneras, quienes eligen los casamientos "delivery" deben pasar igualmente antes por el Registro Civil, acompañados por sus testigos, para celebrar el acto, ya que, según el Código Civil, los libros de actas no pueden sacarse del edificio del Registro. Para la ceremonia a domicilio quedará la entrega de la libreta y, las palabras alusivas y, si así lo desean los novios, se les volverá a preguntar si se aceptan por esposos. Y algo fundamental: para acceder a este servicio los contrayentes deben abonar antes 1400 pesos. Un precio que dista bastante de los 50 pesos necesarios para casarse por civil dentro del Registro.

Este tipo de servicios comenzaron a implementarse varias décadas atrás en países de Europa, como Holanda, Suecia y Suiza. A la Argentina llegó en 1998, y la ciudad de Buenos Aires fue la primera en implementarlo. En este distrito no se refleja un crecimiento progresivo en los últimos años, sino que más bien el número de entrega de libretas a domicilio fluctúa bastante, llegando a los 121, en 2010; 67, en 2011, y 77, el año pasado.

Los ritos y las ceremonias a los que acuden los oficiales del Registro suelen ser tan variados como la imaginación y deseos de los novios. Con música, sin ella, con un formato más religioso, con el novio adelante y la novia llegando por un pasillo, o con los dos juntos apareciendo entre los invitados. Con entrega de anillos antes de recibir la libreta, con pétalos al aire, llegando en auto o hasta en un carruaje antiguo tirado por caballos y con un conductor de levita y galera. Lo único que suele coincidir es el horario en que lo realizan: los días de semana, a la tardecita o noche, y los fines de semana más cerca del mediodía.

"Lo que he visto mucho en amigos que se deciden por esta modalidad es que eligen el jardín de su casa para casarse. Pero también muchos que hacen esta fiesta civil un viernes y al fin de semana siguiente se casan por iglesia. Algo así como la doble fiesta", cuenta Vicky Polak.

Para que María Eugenia Surraco (34) y su pareja, Gonzalo (37), decidieran casarse con esta modalidad a principios de mayo próximo, se combinaron distintas razones. "Como no va a haber iglesia, nos pareció más piola que esté el oficial ahí y que después se arme la fiesta. Al Registro generalmente no van todos los que vos querés, suelen ser horarios más complicados y espacios más chicos. Además, parece más un trámite y, en cambio, así, nos parece más íntimo y cómodo. Se trata del contexto que vos querés y la gente que vos querés", cuenta Eugenia.

La celebración la harán al mediodía en un salón de City Bell, en La Plata, una casona grande con un espacio al aire libre y con un deck donde armarán la mesa para realizar la entrega de la libreta, aunque todavía no saben si pondrán unas sillas alrededor o no. Después vendrá un lunch y la fiesta. Todo en el mismo lugar, más íntimo, más relajado y, principalmente, a su medida.

Una modalidad en crecimiento

Fue implementada en 2007 en la provincia de Bs. As

  • Zona norte
    Allí es donde más se solicita. Al partido de San Isidro, a la cabeza, lo siguen Vicente López, San Fernando y Tigre
  • Precio especial
    Para acceder al servicio deben abonarse 1400 pesos. Para el trámite normal, en un Registro Civil, el costo es de $ 26 por la solicitud del trámite y $ 25 por la libreta matrimonial
  • Requisitos
    Los requisitos son los mismo que para contraer matrimonio dentro del Registro: solicitud de turno, confección del formulario, presentación del certificado prenupcial y la celebración del acto

Del editor: qué significa.
Con distintas modalidades, los casamientos son ya parte de esa tendencia que dicta que ahora todo debe ser según lo planea el "cliente". En este caso, los novios.

TEMAS DE HOYEugenio ZaffaroniProtesta policialCristina KirchnerLa pelea con los holdoutsAFIP