Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
 
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

El drama de haberlo perdido todo

Buenos Aires

Los vecinos de Tolosa, una de las zonas más afectadas por las inundaciones, relataron a LA NACION lo que ocurrió cuando el agua se retiró

Por   | LA NACION

 
 

Fueron muchas las sensaciones que los vecinos de Tolosa vivieron anteayer: desesperación, angustia, resignación; un combo de emociones que los atravesaron en las primeras 24 horas de la tragedia que sacudió a toda una ciudad. Algunos lograron aferrarse a una palabra, un gesto, una acción para aplacar el dolor; otros aún no podían salir de un estado de shock.

 
Beatriz Lagormasino, su hija y el saludo a Cristina. Foto: LA NACION / Ezequiel Muñoz
 

Los primeros se pueden encontrar en el grupo que estuvo cerca de la presidenta Cristina Kirchner cuando bajó en helicóptero para hablar con los vecinos damnificados. La jefa del Estado recibió reclamos, pero también manifestaciones de afecto y agradecimiento.

"Fue un encuentro muy grato porque no lo esperábamos. Ella siempre trataba de calmar y preguntarle a la gente si habíamos tenido asistencia en la zona más crítica", dijo a LA NACION Beatriz Lagormasino, quien vive junto a su hija y su tía en la esquina de 521 bis y 7.

Video: El relato de los que perdieron todo
Con sus pequeñas botitas todavía embarradas y restos de lágrimas en su cara, la pequeña Valentina recuerda el momento en que conoció a la Presidenta y caminó junto a ella. "Caminé al lado de la presi; le tomé la mano y me dio un beso. La acompañé hasta al lado del helicóptero y me despidió con un beso", dijo con un hilito de voz.

Durante media hora Cristina Kirchner charló con la gente, escuchó los reclamos y también algunas voces en contra de su presencia en el lugar. "A Cristina la noté preocupada y solidaria, tratando de calmar a la gente que se acercaba. Los vecinos estaban nerviosos porque habían perdido todo. Ella tratando de responder a todos", recordó Beatriz.

Sin consuelo

Sollozando entre papeles mojados, libros destruidos, diapositivas secándose al sol y ropa sucia se encontraba Dora Porfilio, de 83 años, ex directora de ópera del Teatro Argentino de La Plata. Envuelta en un sweater que le llegaba a las rodillas, con un pantalón deportivo de hombre y ojotas con medias, no encontraba consuelo.

"Estoy muy cansada, muy cansada... Cómo me tuvo que pasar esto a mí, Dios mío... ", repetía apoyada en la pared, en la que aún era visible la marca hasta donde había llegado el agua:superaba la línea superior de las ventanas que dan a la calle.

 
Dora Porfilio y Edgardo Oliva. Foto: LA NACION / Ezequiel Muñoz
 
"Empezó a subir el agua y pensé que me podía ahogar, me llegaba un poco más a la garganta. Me sorprendió el agua adentro, pero me ayudó a salir un vecino. Salí de la casa y me fui arrastrando por las paredes, pidiendo auxilio y gritando", relató.

Ayer, horas después del aluvión, con la ayuda de sus sobrinos la anciana, que sufrió problemas cardíacos hace poco tiempo, intentaba poner algo de orden en una casa devastada por la inundación. El interior estaba repleto de hojas, barro, bolsas desparramadas y muebles retorcidos.

"No me quedó nada, el valor más grande son todas las documentaciones, fotos, recuerdos, libros, cosas que no se pagan con toda la plata del mundo. Tenía mucha cantidad de material cultural y artístico", se lamentó.

A pocas cuadras de allí Edgardo Oliva lavaba con una manguera sus pertenencias en la vereda de lo que quedaba de la casa familiar. Como cientos de vecinos trataba de poner algo de orden en su casa arrasada. "A la 1.30 fue lo peor. Todo pasó muy rápido, se vino el chaparrón y después, el agua se llevo todo", recordó.

Con varios años en el barrio, Oliva no recuerda un antecedente que se asemeje al de ayer. "Nos hemos inundado, pero jamás algo así. Ahora es empezar todo de nuevo porque en mi casa no se salvo nada, ni la heladera nueva, ni el televisor".

 
Edgardo Oliva. Foto: LA NACION / Ezequiel Muñoz
 

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYInflación y preciosFrancisco en Semana SantaElecciones 2015La tragedia del ferry Sewol