Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Crece la inquietud y anuncian un paro en los tribunales

Jueces y empleados viven un clima deliberativo por la reforma judicial; anunciaron una huelga de 72 horas

Sábado 13 de abril de 2013
SEGUIR
LA NACION
0

En la planta baja de los tribunales de Comodoro Py se vivió ayer una escena de asamblea muy inusual para esos pasillos judiciales. Unas 160 personas formaban una gran ronda y, en el medio, el gremialista Julio Piumato despotricaba contra los proyectos del kirchnerismo para "democratizar la Justicia".

"Es un avasallamiento a la independencia y se viene el ajuste", les advertía a los empleados y funcionarios que, pasadas las 13, lo escuchaban con cara de preocupados. Piumato, que no suele tener tanto éxito en ese edificio, los arengaba para que se sumaran a un paro de 72 horas . Será del miércoles al viernes de la semana próxima. En estado de alerta, el auditorio se extendía al entrepiso, donde cuatro personas asomaban apretados desde el balcón. "Y si molestás, te van a mandar a Ushuaia. El Consejo nuevo va a poder hacerlo", les advertía.

En los tribunales de Comodoro Py, la preocupación no es sólo de los empleados: casi todos los jueces de primera instancia son críticos de la reforma . Ellos son los magistrados que tienen las principales causas de corrupción contra funcionarios.

"Es una arremetida fortísima –protestaba uno–. Si quieren, nos echan a todos." Como varios de sus pares, él cuestionaba el cambio en la composición y las mayorías del Consejo de la Magistratura. Con la nueva ley, el oficialismo de turno tendrá los votos necesarios para abrir juicios políticos sin necesidad de alianzas.

No obstante, dos de ellos coincidían en que no había que preocuparse tanto. "Así, está ley no pasa. Si lo vota el Congreso, lo para un juez", dijo uno de ellos a LA NACION, en referencia a los planteos de inconstitucionalidad ya anunciados. Otros se quejaban de no poder elegir a sus secretarios o de que los jueces que integren el Consejo deban presentarse, sí o sí, por un partido político.

Mientras tanto, una insólita catarsis colectiva transcurría en el tercer piso del edificio. Alrededor de un juez de los más experimentados se agrupaba una decena de empleados, incluidos secretarios. Compartían sus preocupaciones ante lo que –estiman– serán consecuencias nefastas del paquete legislativo. "Y ahora quién me garantiza que voy a seguir", se preguntaba un secretario contratado. Otro, con años en Tribunales, advertía sobre los peligros del ingreso por concurso y sorteo. "El primer trabajo de un ingresante es la custodia de los efectos y en estos juzgados son drogas. ¿Le voy a dar el manejo de la cocaína a alguien que no sé quién es?", se preguntó. El punto que cuestionaba es, en cambio, motivo de elogio de otro sector que cree que fomentará la igualdad de oportunidades.

Mientras la ronda se deshacía, el juez, apoyado en la puerta de su despacho, compartió con LA NACION sus propias preocupaciones. "Ahora va a bastar que se junte una mayoría de la mitad más uno para echarnos."

En las cámaras de apelaciones, instancias superiores a los juzgados, los proyectos también fueron tema de discusión central esta semana. El martes, la Junta de Presidentes de Cámaras, que agrupa a tribunales de todo el país, se reunió con el presidente de la Corte, Ricardo Lorenzetti. Fue 24 horas después del anuncio de la Presidenta en el Palacio de Tribunales. Los camaristas le preguntaron a Lorenzetti qué opinaba y él les dijo que la decisión de la Corte era no decir nada por si el caso les llegaba. Les dijo, en cambio, que si ellos querían opinar públicamente, lo hicieran. Que podían hacerlo a través de las asociaciones de jueces.

En esa reunión, la mayoría era crítica de los proyectos y algunos pretendían salir con una declaración pública dura. La opinión disonante fue la de María Laura Garrigós de Rébori, presidenta de la Cámara del Crimen y parte de Justicia Legítima, con la postura menos dramática sobre los cambios. Decidieron que cada uno trasladaría el tema a su tribunal y después resolverían.

Así, Gustavo Hornos llevó el asunto a la Cámara de Casación. El miércoles convocó a todos a una reunión, pero las opiniones fueron encontradas y no hubo acuerdo para un pronunciamiento. Lo mismo pasó en la Cámara del Crimen, donde varios jueces se quejaron de que el Congreso no esté discutiendo el tema y, como consecuencia, el debate se traslade a la Justicia. "Entre los camaristas hay opiniones de lo más variadas, pero algo en común: que no podemos dar una opinión sobre estos proyectos", relató uno de ellos. Como pocas veces, esta semana se expandió por los tribunales un estado deliberativo, que atravesó a la Justicia desde la Corte hasta el último "pinche".

Una semana de máxima tensión

El anuncio de la Presidenta provocó reacciones de magistrados y empleados

Lunes 8

Paquete democratizadorLa presidenta Cristina Kirchner presentó un paquete de leyes para reformar el Poder Judicial con la intención de "democratizarlo". Los proyectos pretenden cambiar el Consejo de la Magistratura al elegir por voto popular a sus integrantes, ampliar la cantidad de sus miembros y limitar las medidas cautelares contra el Estado


Martes 9

"Quédense tranquilos"Ricardo Lorenzetti dijo: "Quédense todos muy tranquilos que la Corte actuará con equilibrio e independencia" al resolver sobre la constitucionalidad de las normas. El presidente de la Asociación de Magistrados, Luis María Cabral, rechazó los proyectos. La Junta de presidente de las Cámaras Federales se reunió con Lorenzetti y hubo objeciones. Justicia Legítima celebró los proyectos y apoyó


Miércoles 10

Reacciones contrariasLos abogados de todo el país, reunidos en la Federación de Abogados, junto con el Colegio de la Capital Federal y el de la provincia, anunciaron que plantearán la inconstitucionalidad de las leyes apenas sean aprobadas. En tribunales, la Cámara de Casación se reunió para analizar los proyectos, y algunos jueces plantearon reservas. El Senado les dio dictamen a los dos primeros proyectos sin debatir


Jueves 11

Cortesanos en emergenciaLa Corte se reunió a puertas cerradas y en privado planteó sus temores y objeciones ante lo que entienden puede ser un plan para vaciar de poder el tribunal. Se mostraron en contra de remover magistrados con una mayoría absoluta de consejeros. La Presidenta volvió a arremeter contra los jueces y el kirchnerismo en el Senado le dio dictamen exprés al proyecto de cautelares


Viernes 12

Paro y movilizaciónEl gremio que agrupa a los judiciales anunció un paro con movilización desde el miércoles y por 72 horas en rechazo de los proyectos de ley. Denunciaron que les quita estabilidad a los empleados. Hay inquietud en las bases. La Cámara del Crimen se reunió para tratar los proyectos. Hubo opiniones encontradas, pero la decisión común de que no opinarán como Cámara

Dixit

"Hay que darle al Consejo una representación popular donde la sociedad se vea reflejada"Cristina Kirchner / Presidenta de la Nación

"Quédense todos tranquilos que la Corte actuará con equilibrio e independencia"Ricardo Lorenzetti / Presidente de la Corte


Del editor: cómo sigue.Las escenas que se vivieron en Tribunales son un anticipo de las tensiones que se avecinan. Es probable que las divisiones se profundicen cuando desembarquen los nuevos actores
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas