Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
 
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

La ONU pidió "calma y moderación" por un bombardeo de Israel en Siria

El Mundo

El Gobierno sirio advirtió ayer que, si Israel continúa sus "actos de agresión", podría conducir a la región a "una guerra amplia"

 
 

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, expresó ayer su "grave preocupación" por los informes que hablan de un bombardeo aéreo de Israel en Siria y pidió a las partes "calma" y "moderación".

"En este punto Naciones Unidas no tiene detalles sobre este incidente y tampoco está en posición de verificar de forma independiente lo ocurrido", dijo la oficina del portavoz de la ONU en un comunicado.

En todo caso, el secretario general llamó a todas las partes a mantener la "calma" y a actuar con "moderación" y sentido de la "responsabilidad" para prevenir una escalada de un conflicto que "ya es devastador y altamente peligroso".

Por último, Ban urgió a respetar la soberanía nacional y la integridad territorial de todos los países de la región "y a adherirse a todas las resoluciones relevantes del Consejo de Seguridad".

El Gobierno sirio advirtió ayer que, si Israel continúa sus "actos de agresión", podría conducir a la región a "una guerra amplia", al tiempo que acusó a este país de apoyar a los "grupos terroristas" en Siria.

Tras el supuesto bombardeo israelí de instalaciones militares en la periferia de Damasco, el Ministerio sirio de Asuntos Exteriores afirmó que esa guerra supondría "una amenaza para la paz y la seguridad internacionales".

La agencia oficial Sana divulgó dos cartas que Damasco envió a Ban y al Consejo en las que denunció que el ataque tiene el objetivo de prestar "apoyo militar directo a grupos terroristas dependientes del Frente al Nusra, uno de los brazos de Al Qaeda".

Mientras, el Ejército israelí elevó ayer el nivel de alerta en sus fronteras con Líbano y Siria y desplegó baterías antimisiles tras los recientes bombardeos cerca de Damasco, en previsión de que puedan producirse represalias.

Turquía promete que el régimen de Siria pagará por las masacres

El régimen sirio de Bachar al Asad pagará un alto precio por las recientes masacres cometidas contra la población civil, ha prometido ayer el primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, en un discurso de condena extremadamente duro.

"Bachar al Asad: por Dios que pagarás por esto. Pagarás un precio muy-muy alto por mostrar tu valor, que no has podido mostrar a otros, a bebés que están con el biberón en la cuna", tronó Erdogan, según recoge la agencia de noticias Anadolu.

El primer ministro hizo estas declaraciones, más duras que de costumbre, durante una reunión de su partido AKP celebrada en la provincia de Ankara.

"Si Dios lo permite, el mundo le pasará la factura a este asesino, y nosotros daremos las gracias", advirtió Erdogan en una arenga en la que transmitió a los diputados del partido su "responsabilidad" por las regiones vecinas de Turquía.

"Bachar al Asad: por Dios que pagarás por esto. Pagarás un precio muy-muy alto por mostrar tu valor, que no has podido mostrar a otros, a bebés que están con el biberón en la cuna", lanzó el primer ministro turco

"No sólo sois responsables de lo que ocurre en nuestro país: también tenéis responsabilidad por Bakú, Nicosia, Bagdad, Erbil, Damasco, Alepo, Hama y Homs", dijo el primer ministro, ensalzando el rol de potencia geopolítica de Turquía.

Varios comunicados de la Coalición Nacional Siria (CNFROS) han condenado ayer las masacres cometidas en los últimos dos días en Siria por el Ejército sirio.

Además, en su última declaración, la CNFROS señala que el supuesto ataque aéreo de Israel a Damasco puede ser útil para el régimen, dado que "le da tiempo para desviar la atención de las masacres cometidas en la costa siria".

"No es inverosímil que a causa de estos ataques y la distracción del mundo se cometan más crímenes", señala el comunicado de la Coalición Nacional Siria.

Agencias EFE, AFP y Reuters.

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYInseguridadLos números del IndecFrente Amplio UNENPapa FranciscoRicardo Bauleo