Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan
Ver página en pdf

Procesados

Cayó la banda de los usurpadores VIP

Seguridad

Previa inteligencia, irrumpían en casas, las desvalijaban y con documentos falsos las vendían; el jefe de la gavilla es un conocido operador inmobiliario del sur del conurbano que vive en una gran mansión; su cómplice es una abogada

Por   | LA NACION

"A vos te voy a conseguir no sólo terrenos. Directamente, a vos te voy conseguir casas. No tenés una idea de lo que podes hacer. Te vas a empezar a entusiasmar. Vas a decir: no importa, pateo la puerta y entro." Así, un reconocido operador inmobiliario de la zona sur del Gran Buenos Aires le explicaba a su suegra cómo se dedicaba a usurpar una casa para después venderla o tirarla abajo y construir un edificio. Este martillero lideraba la denominada banda de los usurpadores VIP, que fue desbaratada por efectivos de la Dirección de Investigaciones de Esteban Echeverría.

"Viste lo que salió publicado en el diario sobre que cayó una banda que se apropiaba de bienes de personas fallecidas. No se puede ser tan bo... Parece que simulaban ser familiares de los muertos, los tontos. Eran unos principiantes totales. Hacerse pasar por familiares es de bo..., resulta muy obvio", le decía el operador inmobiliario a su cómplice abogada en una conversación telefónica grabada por los investigadores.

En la publicación de LA NACION a la que se refería el acusado, se informaba sobre una organización que fue desbaratada por el fiscal federal Federico Delgado, que se dedicaba a apoderarse de las propiedades o bienes de herencias vacantes que dejaban personas que fallecían. Para tal fin se hacían pasar por familiares de las personas fallecidas y falsificaban documentos.

Pero en el caso de la banda de usurpadores VIP, denominada así por la lujosa mansión que pertenece al jefe de la banda, en la zona sur del conurbano, los estafadores ocupaban las viviendas sin importarles que el propietario tuviera o no herederos. Así, luego de irrumpir en las viviendas, falsificaban no sólo DNI sino también testamentos, sucesiones, escrituras y poderes.

Consultado por LA NACION, el abogado que representa a algunos de los damnificados, Pedro Cruz Henestrosa, expresó que en la causa judicial se han incorporado varias denuncias por defraudaciones contra los imputados, por tal motivo la investigación seguía abierta y podrían concretarse varias detenciones en los próximos días.

Ante la posibilidad concreta de que existan más imputados, en las fiscalía 9 y 13, de Lomas de Zamora, a cargo de Mariano Leguiza Capristo y Nicolás Espejo, respectivamente, impusieron el secreto del sumario, por tal motivo no trascendieron los nombres del operador inmobiliario y la abogada procesados.

Tareas de inteligencia

"La organización realizaba tareas de inteligencia sobre inmuebles desocupados, en la mayoría de los casos buscaban que propiedades que pertenecieran a personas fallecidas, sin familiares aparentemente conocidos, con el objetivo de ocuparlos ilegítimamente. Luego, mediante diversas maniobras y confección de documentación de apariencia supuestamente legal, se apropiaban de esos inmuebles. En la mayoría de los casos, la banda robaba todos los objetos que había en las viviendas que ocupaban", expresó una fuente con acceso al expediente.

En el caso de Nelia Licenziato, una artista plástica que vivía en Adrogué, los usurpadores, además de la vivienda situada en Amenedo al 100, se apoderaron de 300 obras de arte que vendieron en el mercado negro.

Según la investigación encarada por la Justicia de Lomas de Zamora, en el caso Licenziato, meses después que la mujer falleció, un integrante de la organización se presentó por ante la Justicia y solicitó que se homologue un extraño acuerdo que habría suscripto Licenziato, mediante el cual entregaba al imputado sus tres propiedades, al no poder pagar un préstamo que él mismo le habría efectuado por la suma de US$ 100.000.

"Por las dudas, este estafador también armó un detallado testamento que contaba con la supuesta firma de Licenziato, para hacerse de todos sus bienes. Llamó la atención que poco antes de que esos documentos fueran confeccionados, la mujer estuviera internada en un centro asistencial vinculado al operador inmobiliario, por un severo cuadro de diabetes que padecía y que le provocaba pérdida de la memoria y de conciencia", explicó uno de los investigadores al referirse a cómo el martillero elaboró el testamento falso.

Margaret Sheila Henderson era una ciudadana británica, sin familiares, que se había radicado en nuestro país y vivía en el denominado barrio inglés de Temperley. Años antes de morir hizo un testamento en el que dejaba su casona de Manuel Fernández al 300 a la Asociación de Beneficencia Británica y Norteamericana (BABS).

Meses después de que la mujer falleció en su casa, y mientras los responsables de la asociación de beneficencia intentaban vender la propiedad para obtener recursos para su actividad, la banda de usurpadores VIP rompió la puerta de la casa, que estaba deshabitada, y ocupó la vivienda.

"El ingreso en el inmueble fue rápido, violento y con un gran despliegue logístico. La abogada, que era cómplice del operador inmobiliario, había preparado un documento falso para apoderarse de la residencia. Ese documento le permitía, luego de la usurpación, apropiarse del inmueble de la ciudadana británica fallecida", concluyó el abogado Cruz Henestrosa.

Cómo operaba la organización

Falsificaban testamentos, poderes y escrituras

  • La búsqueda / Elegían a las víctimas
    Hacían tareas de inteligencia entre los jubilados que vivían en la zona sur del conurbano y elegían a los que vivían solos o no dejaban herederos
  • Okupas / Cómo usurpaban
    A partir de esa información, irrumpían en las viviendas y las usurpaban. Hacían escrituras y testamentos falsos y se quedaban con las fincas
  • La venta/ Documentos falsos
    Con el inmueble en su poder y con los documentos falsos vendían las casas o construían edificios
TEMAS DE HOYElecciones en AFAReforma del Código Procesal PenalPresupuesto 2015Damián Stefanini