Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Presentan una denuncia penal contra los empresarios que operan la línea Sarmiento

Política

Un grupo de 40 víctimas del choque de trenes en Castelar pidió a la Justicia que cite a indagatoria a Aldo Roggio (Metrovías) y Gabriel Romero (Ferrovías), responsables de la sociedad Ugofe

La causa judicial por el trágico el choque de trenes en Castelar, que enfrenta al Gobierno con gremialistas , sumó hoy un nuevo actor. Un grupo de 40 víctimas del hecho pidió al juzgado federal de Luis Rodríguez, que investiga las causas de la colisión que provocó 3 muertos y 315 heridos, ser aceptado como querellante en el caso al denunciar penalmente a Aldo Benito Roggio, de Metrovías, y Gabriel Romero, de Ferrovías, los empresarios que operan la línea Sarmiento.

En su denuncia, solicitaron que se cite a declaración indagatoria a Roggio y Romero, responsables de la Unidad de Gestión Operativa ferroviaria de Emergencia (Ugofe), la sociedad que administra el Sarmiento, así como el secuestro de documentación en sus oficinas, según consignó la agencia DyN.

El escrito, además, pide que se prohíba a ambos empresarios salir del país y la realización de pericias contables en las cuentas de Metrovías y Ferrovías a fines de determinar el destino que dieron a los subsidios recibidos del Ministerio de Interior y Transporte, de Florencio Randazzo.

Los denunciantes son patrocinados por el abogado Gregorio Dalbón, que representa también a víctimas de la tragedia ferroviaria de Once , que dejó 51 muertos y más de 700 heridos, en el juicio penal que llevará al banquillo a los concesionarios Claudio y Mario Cirigliano, más los ex secretarios de Transporte Ricardo Jaime y Juan Pablo Schiavi, entre otros.

Dalbón advirtió que la Justicia deberá "analizar la responsabilidad o no" de Randazzo, en diálogo con Radio América..

REDES SOCIALES
 

TEMAS DE HOYLa pelea con los holdoutsConflicto en Medio OrienteMedios y política