Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí
lanacion.com | Las noticias que importan y los temas que interesan

Llega al país Tuenti, la red social que quiere ser algo más

Tecnología

 
Foto: Gentileza Tuenti
 

A medio camino entre una red social (como Facebook) y un servicio de mensajería instantánea (como Whatsapp) pero integrada a la telefonía móvil, con foco en la simplicidad (separando los buenos amigos de los simples contactos) y en la privacidad (que los contenidos personales no estén al alcance de cualquiera y menos de Google), así se presenta Tuenti , la "plataforma de comunicación" con la que Telefónica pretende dar pelea en el mercado de las redes sociales y la mensajería instantánea, y empezar a reinventarse en el negocio de la telefonía.

Tuenti, que ayer se presentó en Argentina y la región, fue creada en 2006 en España por el emprendedor californiano Zaryn Dentzel (cuando tenía 22 años) y un grupo de amigos. Para esa época, Mark Zuckerberg mudaba a San Francisco su incipiente Facebook, y en Los Ángeles -donde vivía Dentzel- era furor la ahora casi desaparecida MySpace. En 2010, Telefónica adquirió el 90% de Tuenti en 72 millones de euros.

"Las redes sociales como Facebook pasaron de moda. La gente no va a ver fotos a Facebook porque hay muchísimo ruido, las va a ver a Instagram", dicen en Tuenti

"Ya no somos una red social, estamos tratando de sacarnos de encima ese concepto, que nunca nos gustó porque es muy pasivo. Ahora somos una plataforma de comunicación", dijo Dentzel a LA NACION en su paso por Buenos Aires, donde se entrevistó con periodistas en la sede de Wayra, la aceleradora de emprendimientos del conglomerado español.

 
Foto: Gentileza Tuenti
 

En España, Tuenti tiene unos 10 millones de usuarios activos por mes, principalmente de entre 15 y 25 años. Es la única red social local que logró mantenerse ante el paso arrasador de Facebook. En tanto, el operador móvil virtual (que opera sobre la red de Movistar, también de Telefónica), tiene unos 150.000 suscriptores, con un perfil de edad de 25 a 35 años.

En América latina, la red tiene 100.000 usuarios convocados para probar el servicio (10.000 en Argentina). Actualmente, la mitad de los ingresos de Tuenti se originan en la publicidad online en su versión web, y la otra mitad en el servicio de operador móvil virtual (es decir, una empresa que vende movilidad pero usando las redes de terceros).

A Dentzel, que quería ser político y trabajar en las Naciones Unidas y por eso creó una primera red social de activistas que luego se convirtió en Tuenti, lo tienen sin cuidado los reparos de la gran corporación a la que pertenece su empresa. "Me da igual", responde cuando le advierten que está diciendo algo que puede entenderse como una crítica a la política económica argentina.

"En España, donde la desocupación juvenil llega al 50%, todo el mundo se queja. Pero estos días, unos amigos argentinos me contaban sobre la inflación, el dólar y tal, y yo pensaba de qué se quejan en España. Es mucho más complicado crear empresas aquí en Argentina. Hay muchos emprendedores argentinos muy potentes en el mundo porque estas situaciones complicadas crean una capacidad de lucha y persistencia y al final son las características necesarias para cualquier emprendedor", se despachó.

Con 29 años, Dentzel también critica el papel de las telefónicas. "El mundo de las telecomunicaciones es enorme pero se ha ido quedando muy atrás. Al final son compañías enormes pero sólo venden minutos, megas y poco más, y no tienen contacto con el cliente, no tienen servicios de comunicación integrados y nosotros pensamos que el operador sería mejor si integra otros servicios", afirmó.

 
Foto: Gentileza Tuenti
 

Para encauzar esa transparencia, al lado de Dentzel, está Sebastián Muriel, vicepresidente de asuntos públicos de la empresa. "Para fortalecer esta idea de desarrollar una plataforma de comunicación más que una red social, lanzamos en España un operador móvil virtual y ahí hemos conseguido integrar los dos mundos, el de la conectividad y el del usuario. Una persona puede chatear, hacer llamadas de voz sobre IP y compartir fotos sin que eso impacte en su plan de datos", explicó Muriel.

Para el ejecutivo, "las redes sociales como Facebook pasaron de moda. La gente no va a ver fotos a Facebook porque hay muchísimo ruido, las va a ver a Instagram . No va a ver información a Facebook, porque hasta que encuentras un amigo de verdad hay mucha otra gente ahí que está spameando. Facebook seguirá siendo un gran jugador pero para usos específicos creemos que se pueden hacer las cosas mucho mejor, y además el usuario no tiene que elegir, puede tenerlo todo. Estamos convencidos de que el tiempo que se ha entendido como de las redes sociales está cambiando, no lo decimos nosotros, sino los usuarios".

"Creo que estamos viendo una fragmentación hacia aplicaciones que hacen usos específicos, estamos viendo la necesidad de los usuarios de cuidar su información de tener un entorno más privado, más cerrado y bajo control", aportó Dentzel.

En efecto, en Tuenti las personas se clasifican en dos tipos, los amigos y los contactos. Con ambos se puede chatear o mantener una conversación telefónica (segmento en el cual la empresa compite con Skype, de Microsoft), pero sólo con los amigos se comparten contenidos. Además, como la plataforma está en la Nube, "se puede empezar una conversación en un dispositivo con sistema operativo Android, seguirla en la PC y pasarse a una tablet, sin perder el hilo. Y si te quedas sin batería, le pides un dispositivo prestado a otra persona, ingresas con usuario y contraseña y retomas la conversación donde la habías dejado, cosa que con Whatsapp no se puede hacer porque el diálogo está asociado al dispositivo que use. Pierdes el teléfono y pierdes absolutamente todo", describió Muriel.

El otro aspecto en el que la empresa se jacta de su diferencia es el de la privacidad. "Como en Las Vegas, lo que pasa en Tuenti se queda en Tuenti. Y no lo comparte ni con Google. Ahora hay toda una polémica sobre los datos y la privacidad , pero nosotros desde el principio tuvimos esta impronta de sitio privado en el que compartes información que no quieres que vea ni un amigo de un amigo ni tu propia familia"..

TEMAS DE HOYCristina KirchnerFondos públicosElecciones 2015LA NACION DataTorneo Primera División